San Luís Gonzaga, jesuita

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Retrato de San Luís Gonzaga a los doce años. Museo histórico de Viena, Austria.

Retrato de San Luís Gonzaga a los doce años. Museo histórico de Viena, Austria.

Nació en Castiglione delle Stiviere (Mantova), en la Lombardía italiana, el día 9 de marzo del año 1568. Sus padres eran el príncipe Ferrante Gonzaga, marqués de Castiglione y su madre, Marta, condesa de Santena. Sus padres se habían casado en el Palacio Real de Madrid el día 11 de agosto del año 1566.

Era el mayor de ocho hermanos y fue bautizado a los once días de su nacimiento. De niño le gustaban las armas y quería ser soldado y un día, tanto se acercó a un cañón que iba a ser disparado, que se quemó la cara. Aprendió a decir palabrotas y, aunque su ayo intentaba corregirlo, el padre lo estimulaba para que siguiera diciéndolas. Ya de mayor, recordando estos años de su niñez, lloraba arrepentido.

San Carlos Borromeo la dio su Primera Comunión, con doce años de edad, el día 22 de julio del año 1580. En esa época empieza a llevar una vida más interior, más reposada, lo que desagradaba a su padre. Enviado por su padre, junto con su hermano Rodolfo, marchó a Florencia. La intención del padre era contagiarlo con la vida fastuosa de los Medici y así, empieza a ejercer de paje del duque de Toscana, pero él hace voto de virginidad en la iglesia de los Servitas, siendo su director espiritual San Roberto Belarmino. De nuevo vuelve a Castiglione y se dedica a llevar una vida ascética, contemplativa y tan de asidua oración que llegó a ser la admiración de los criados de su casa. Pedía continuamente perdón por lo que él decía habían sido sus pecados de niño: decir palabrotas y querer ser soldado.

"La vocación de San Luis Gonzaga", óleo de Giovanni Francesco Barbieri "Il Guercino" (s.XVII). Metropolitan Museum of Art, New York (EEUU).

“La vocación de San Luis Gonzaga”, óleo de Giovanni Francesco Barbieri “Il Guercino” (s.XVII). Metropolitan Museum of Art, New York (EEUU).

Estuvo en España y fue paje de honor del príncipe Diego, hijo de Felipe II, se licenció en filosofía en la Universidad de Alcalá de Henares y en Madrid, el día 15 de agosto del año 1583 decidió entrar en la Compañía de Jesús, renunciando a todos sus bienes a favor de su hermano Rodolfo. Pero su padre seguía con su empeño y para quitarle la idea le obligó a frecuentar fiestas con mujeres, abundante comida y bebida y a las carreras de caballo (carreras de jinetes). Él, obligado, tuvo que acceder a apuntarse a una carrera, pero al dar la salida a los jinetes,  todos quedaron asombrados porque él apareció montado en un burro y de espaldas, por lo que fue el hazmerreír de todos y la puntilla para el padre que tuvo que acceder a que su hijo se hiciera jesuita.

Hizo el noviciado en Roma distinguiéndose por su obediencia incondicional, su amor a los pobres y enfermos y su devoción a la Eucaristía y a la Virgen. Pero a finales del siglo XVI, (1590-1591) se declaró una epidemia de peste (o de tifus) en Roma, dedicándose él a cuidar de los enfermos. De hecho, el Papa San Pío V murió de tifus. El se encuentra un día a un enfermo grave en la calle, lo coge en sus brazos y lo lleva al hospital. Se contagia y muere el día 21 de junio de 1591, con solo veintitrés años de edad. Sus últimas palabras fueron: “¡Qué alegría cuando me dijeron: vamos a la Casa del Señor!

Después de muerto, San Roberto Belarmino, su confesor, manifestó que jamás había pecado de manera grave y que siempre mantuvo la virginidad. El Papa Pablo V lo beatificó en el 1605, catorce años después de su muerte por lo que su madre asistió a la beatificación de su hijo. Fue canonizado por el Papa Benedicto XIII en el año 1726. Benedicto XIII, tres años después de su canonización, lo declaró patrono oficial de la juventud. No sé el por qué, pero es patrono de los enfermos de estómago y riñones así como de la “estabilidad matrimonial” (!!).

Sepulcro del Santo en la iglesia de San Ignacio, Roma (Italia).

Está sepultado en la Iglesia de San Ignacio de Loyola in Campo Marzio en Roma, aunque su cabeza se venera en una basílica dedicada a él en su pueblo natal, Castiglione delle Stiviere (Mantova). Su fiesta se celebra el día 21 de junio.

Antonio Barrero

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

21 pensamientos en “San Luís Gonzaga, jesuita

    • Tacho,
      Hay un refrán que dice que “es bueno tener amigos hasta en el infierno”; pues si es bueno tenerlos en el infierno, no te digo nada en el cielo, ja, ja.
      Los santos merecen nuestra devoción y respeto pero eso no quiere decir que tengamos la misma atracción a unos que a otros. Yo, por ejemplo, siempre tengo como modelo a San Francisco de Asís; de hecho, de los cientos de reliquias que a lo largo de mi vida me han llegado, todas las he regalado excepto las de San Francisco y Santa Clara.

  1. Ejemplar vida la de San Luís Gonzaga. El hecho de su muerte temprana y su actitud intachable hace que muchos lo consideren el patrón de la juventud. En otro orden de cosas, ¿Por qué medio te llegan tantas reliquias , amigo Antonio?

    • Por distintos medios y sin pedirlas ya que no las colecciono. Yo creo que las reliquias deben estar en los templos.
      Recuerdo que la primera teca con reliquia “ex ossibus” que me llegó fue de San Vicente diácono martir en Valencia. Me la enviaron desde el convento agustino de San José y Santa Tecla de Valencia, que creo que ya no existe. Desde el Vaticano y diversas diócesis y congregaciones religiosas he recibido muchas; a modo de ejemplo te cito algunas (todas de primera clase): Lignum crucis, San Bartolomé apóstol, San Francisco Javier, Santa Teresa de Jesús, San Vicente de Paul, San Sebastián, San Roque, Santa Gema, San Ignacio de Loyola, San Pedro de Alcántara, Santos Cosme y Damián, San Pascual Baylón, San Juan de la Cruz, San Fernando III, San Juan de Ribera, etc, etc. Todas las he regalado a iglesias. Yo solo tengo las de San Francisco y Santa Clara.
      Tienes que tener en cuenta que por mi afición y por mis años he tenido muchos contactos y amigos. Tengo cartas personales de Pablo VI, Atenágoras I, Máximos IV Sahig, Stephanos I Sidarouss, Alexis II de Rusia, arzobispo Ramsey de Canterbury, etc. Guardo todas las cartas recibidas desde hace más de cuarenta años y una documentación y bibliografía enorme sobre reliquias y hagiografía. Ya tengo tratado con el rector, para que en su día, todo este material, incluidos los más de doscientos álbumes de fotos pasen a la Universidad.

      • “Beatus vir qui non abiit in consilio impiorum et in via peccatorum non stetit et in conventu derisorum non sedit sed in lege Dominun voluntas eius” (Ps 1, 1).

        Oye, Antonio, deberías tenernos en cuenta en la repartición, eh?, jejejeje… Gracias a Dios que tenemos tal colaborador en este blog.

        • Beatus vir, qui timet Dominum, in mandatis eius volet nimis.
          Potens in terra erit semen eius, generatio rectorum benedicetur.
          Gloria et divitiae in domo eius, et iustitia eius manet in saeculum saeculi.
          Exortum est in tenebris lumen rectis, misericors et miserator et iustus.
          Iucundus homo, qui miseretur et commodat, disponet sermones suos in iudicio, quia in aeternum non commovebitur. Salmo 112, 1-6 (111)
          Hace unos meses, dos reliquias “ex ossibus” que me enviaron de Santa Gema Galgani y San Gabriel de la Dolorosa, se las envié a un buen amigo del blog, del que no quiero revelar su nombre. Te tendré en cuenta pero ya sabes que yo no las pido.

          • jajajaja, ok, Antonio… con todo es que no nos dejes de contar las vidas de estos ejemplos de vida cristiana..

  2. Antonio parece mentira que yo,que le tengo tanta estima a San Luis Gonzaga no recoradra que hoy era su fiesta…. 🙁
    Como he estado estas semanas tan liado y peocupado por temas personales,en fin,queria preguntarte si por tus manos ha pasado alguna reliquia de San luis Gonzaga y como se ha de proceder y a quien pedir para obtener una reliquia de primera clase.
    Por cierto,desconocia la anecdota de la carrera en la que San Luis se monto en un burro y de espaldas.
    ¿Sabes si San Luis aprendio a hablar (con fluidez) castellano durante su estancia en España?

    • Abel,
      Hace muchos años conocí en Todi (Perugia) a un anciano sacerdote vasco exiliado en Italia desde 1939 cuando Franco ganó la guerra. Allí estuvo algún tiempo en la Curia Vaticana pero ya estaba retirado en Todi. El estaba interesado en conseguir algunos libros antiguos editados en España y yo le ayudé y él a cambio me facilitaba fotos de sepulcros y relicarios de santos y beatos de la Umbría (allí hay cientos; no exagero). El también tenía en casa una inmensa colección de relicarios. Recuerdo que tenía hasta un cuerpo santo completo extraído de las catacumbas. Me facilitó muchos relicarios y hablando de santos jesuitas te diré que me facilitó de San Ignacio, San Francisco Javier, San Bernardino Realino, San Luís Gonzaga, San Estanislao de Kostka, San Francisco de Borja…, pero como es mi costumbre, las regalé a una iglesia. Así que si; he tenido una reliquia “ex ossibus” de San Luís, pero ya no la tengo.
      Lo de la carrera montado en el burro tuvo que ser la remonda, porque definitivamente se “cargó” a su padre.
      Y en cuanto a si hablaba castellano, pues supongo que si, ya que se licenció en filosofía en Alcalá de Henares.

  3. Uno de los grandes santos de la orden jesuita, un ejemplo para los jovenes y no tan jovenes, Carlos Pellicer Camara, un famoso poeta mexicano le tenia gran estima a este santo y en su casa que ahora es museo que se encuentra en mi ciudad se encuentra una pequeña imagen que le pertenecio al poeta. Gracias Antonio por el excelente trabajo que haces con tus articulos como siempre aunque creo que esta vez te quedaste algo corto con San Luis, una duda en algunas biografias suyas eh leido tambien que le tienen por patron contra las enfermedades de la vejiga y urinarias, tienes idea del porque?? y que bien que seas admirador de san Francisco de Asis, yo tambien soy admirador de Francisco de Asis y además de Francisco Javier, los dos me parecen santos extraordinarios.

    • André,
      Como ya digo se le invoca en casos de enfermedades de estómago y riñón y tu dices que también de vejigas. Si te soy sincero, no se el por qué, ya que él murió contagiado de peste o de tifus. No lo se.
      Bueno, desde que tenía dieciocho años he estado muy unido a los franciscanos y además, a once kilómetros de mi casa está el famoso convento franciscano de Santa Maria de la Rábida, del que salió Colón el 3 de agosto de 1492 camino del Nuevo Mundo. Mi relación con los franciscanos ha sido siempre muy estrecha hasta el extremo de que cuando estudiaba en la Universidad, me encerraba en la biblioteca de La Rábida para preparar los exámenes. Y sobre San Francisco, ¿qué quieres que te cuente? Yo creo que es el hombre que más se ha parecido a Jesús en este mundo. Eso lo dice todo.

  4. Otro santo que muere joven…
    San Luis no es muy venerado en México, solamente recuerdo que cuando estudié en escuela jesuita lo rezábamos por aquello de ser patrono de la juventud, pero en países como Argentina no falta en cada altar. También me causo gracia el patronazgo de esas enfermedades y de la estabilidad matrimonial, habría que ver de dónde salen esos patronazgos tan extraños. Excelente artículo como siempre, querido amigo!

  5. Que bien que te lleguen tantas reliquias Antonio. A ver si te acuerdas de mi jejeje. Admiro a los Santos Diáconos. San Esteban, Vicente, Lorenzo y otros que he leido y del Beato Juan Duarte de Yunquera. Es el primer artículo que leo que hable de el pasado de este santo pues hay cada cosa que me he encontrado en internet que VÁLGAME DIOS ¿Quién escribió semejante cosa?

    • Pues yo no he leido nada en contra de él, sino al contrario: su vida fue ejemplar y su martirio, terrible.
      Lo que habrás oido o leido es acerca de una polémica en Alora entre el Foro de la Memoria Histórica de Málaga por la intención de instalar un monumento en el lugar del martirio y quienes se han propuesto instalarlo.
      Este Foro argumenta que en la localidad existen fosas comunes donde están sepultadas muchas personas fusiladas por los fascistas y nadie se acuerda de ellas, pero en contra del Beato, no hay nada. Eso es lo que yo tengo entendido.

  6. ¿Cuando se inicia la veneración pública de un personage? Me refiero a cuando empiezan a haber imágenes a las cuales el fiel pueda orar y, más concretamente, cuando aparecen las primeras imágenes de san Luis Gonzaga y san Estanislao Kostka. ¿Se les rendía culto antes de su canonización en 1726?. Gracias por la atención. Saludos y adelante con el blog

    • Es verdad que existen estampas e imágenes de muchos siervos de Dios y de venerables, pero no pueden recibir culto alguno. Solo después de la beatificación de una persona, esta puede recibir culto pero de forma restringida: diócesis de origen, Congregación que haya fundado, localidad donde naciera y poca cosa más. Para que el culto sea universal, este beato/a tiene que ser canonizado. Esto mismo se aplica a los santos que mencionas.

  7. Buena noche saludos desde México. En el 2008 entré al seminario y siempre he tenido especial devocióny admiración a San Luis Gonzaga. Es el patrono del seminario menor de mi diócesis. Ahorita estoy en una experiencia de fortalecimiento de la vocación fuera del seminario pero en proceso de reincorporación primero Dios. Quisiera saber si hay modo de obtener una reliquia de San Luis Gonzaga para seguir acrecentando y sobre todo difundir su vocación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA

*