Santa Irene de Chrysovalantou

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Santa Irene de Chrysovalantou

Icono ortodoxo griego de la Santa. Monasterio Vatopedi, Monte Athos (Grecia).

Pregunta: Esta pregunta puede sonar un poco rara pero como he oído lo que os voy a decir, por eso os pregunto. ¿Es verdad que antiguamente se hacían concursos de belleza en Constantinopla y que una santa se presentó a uno de ellos y no la eligieron? A mi eso me suena a muy raro.

Respuesta: Eso no es cierto en el sentido en el que está hecha la pregunta, pero algo así se cuenta que le sucedió a una santa; claro que, para mi, esto es pura invención. De todos modos, le cuento lo que de Santa Irene de Chrysovalantou se dice.

Santa Irene de Chrysovalantou, es una monja ortodoxa que fue abadesa del citado monasterio Chrysovalantou, monasterio que celebra su fiesta el día de hoy, o sea, el 28 de julio. Lo que de ella se sabe es gracias a un autor anónimo que vivió en su época cerca de ella. Los datos cronológicos y biográficos son más bien escasos, conteniendo, únicamente  los que se encuentran en el común de los hagiógrafos: virtud excepcional, insidias del demonio tentándola, visiones, milagros, profecías, etc., o sea, mucha literatura y pocos datos.

Según este autor, Irene nació en Capadocia en el año 826 en el seno de una familia aristocrática. Ella tenía una hermana que más tarde se casaría con el hermano de la emperatriz Teodora Vardas. En el año 842, esta emperatriz, gran luchadora contra los iconoclastas, organizó lo que hoy llamaríamos “un concurso de bellezas”, con el fin de buscar esposa a su hijo Miguel III. Sus padres la animaron a presentarse. En el largo camino hacia Constantinopla, Irene se encontró con el eremita Juannucio de Olimpo, parándose para recibir su bendición. Este la bendijo y le insinuó que el monasterio Chrysovalantou en la capital imperial la necesitaba como religiosa. Ella continuó su viaje a Constantinopla, siendo recibida por toda la corte imperial y por toda la ciudad.

Al ser descartada como futura esposa de Miguel III, Irene, en vez de molestarse y rechazando otras propuestas de matrimonio que le hicieron en la Corte, marchó al monasterio insinuado por el eremita Joannucio, ingresando como monja y dedicándose a la oración y a llevar una vida de penitencia,  eligiendo las tareas domésticas más humildes. A la muerte de la egumena del monasterio (madre abadesa), las monjas consultaron con el Patriarca San Metodio, el cual designó a Irene, cosa que provocó cierto estupor entre las religiosas pues Irene llevaba poco tiempo en el monasterio. San Metodio la nombró también diaconisa de la Basílica de Santa Sofía. Eso ocurrió poco antes de morir San Metodio el día 14 de junio del año 874.

reliquias_santa_irene_chrysovalantou

Jerarquía ortodoxa frente a la urna que contiene los restos de la Santa. Monasterio Chrystovalantou, Estambul (Turquía).

Esta historia es bastante ficticia como he dicho antes, pues escasean los datos que se puedan constatar, como por ejemplo, Miguel III en el año 842 solo tenía tres años de edad, cosa que hace al menos rara la elección de una esposa para el niño. El autor anónimo dice asimismo que Irene fue designada diaconisa con 21 años, cuando la edad canónica para acceder a este ministerio estaba entonces en los cuarenta años. Tampoco se comprende que pudiera compatibilizar la función de diaconisa de Santa Sofía con la de egumena del monasterio y así, algunas otras cuestiones.

Como estos datos son sacados de la biografía escrita por el mencionado autor anónimo, no se le pueden dar demasiado valor histórico, aunque tampoco permite negar la existencia de la santa. Asimismo, la existencia de este monasterio Chrysovalantou en aquella época, está suficientemente constatada según los datos aportados por la Obra “Scriptores originum Constantinopolitanum”. Este monasterio disponía de dos iglesias, una dedicada a San Gabriel, que era la de la comunidad, y otra a San Pantaleón. Irene fue sepultada en la capilla de San Teodoro, dentro de la iglesia conventual de San Gabriel.

santa_irene_chrysovalantou

Procesión con la urna que contiene las reliquias de la Santa. Monasterio de Chrysovalantou, Estambul (Turquía). Foto: Ilias Ketsny.

Actualmente, las reliquias de la santa están en una urna de plata en el mencionado monasterio. En el día de su festividad se celebran procesiones, comidas de hermandad, juegos, etc. Aconsejo consultar la siguiente web.

Antonio Barrero

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

23 pensamientos en “Santa Irene de Chrysovalantou

  1. Eso es nuevo. Una santa como Irene que se presenta a un concurso de belleza antes de embarcarse en su aventura de santidad. Eso demuestra que bondad y belleza no tienen por qué reñir…jej.

  2. Orale…!!! Esto es una maravilla así que Miss Mundo, Miss Universo y la elecciones para las Flores más Bellas de los países, tienen Santa Patrona… XD Como decía Salvador Raga, belleza y santidad son compatibles. Gracias

  3. Muy curioso, curiosísimo! pero bueno, que ni se alegren las candidatas, porque su santa patrona salió perdiendo en el concurso, jejejeje…. lástima las inconsistencias, porque seguro que esas reliquias esconden alguna vida admirable…

    • Las reliquias son auténticas, la santa es histórica y su vida en el convento consta que fue admirable; ahora: ¡lo del concurso de belleza…..!
      Esto, como dice Ana Maria, a mi me suena a cuento chino, aunque no quiere decir que se niegue que ella acudió a la Corte en busca de un pretendiente.

  4. No conocia a esta Santa ni ese hecho tan caracteristico de su vida,me ha hecho mucha gracia,¿porque no creer que se presentara como candidata para ser la futura esposa de Miguel III??
    Aunque tuviera este tres años..recordemos que muchisimas veces se acordaban matrimonios de hombres de 30 o 40 años con niñas apenas recien nacidas,aunque tenian que esperar 13 o 14 años,obviamente,para los esponsales.

    • Porque no solo existe esa contradicción, sino alguna otra más. Y yo, desde luego, no me creo que en la Corte de Constantinopla se hiciera una convocatoria general para buscarle esposa a un niño de tres años. A mi entender, esta es la parte fantasiosa de la narración biográfica de una santa histórica.

  5. Es una pena que no hables del fenómeno del ciprés doblado y los tres frutos dorados, que son tan característicos de la iconografía de la Santa. Me he quedado con ganas de saber a qué milagro o curiosidad aluden, porque es el principal atributo religioso de esta virgen ortodoxa.

    He llegado a conocerla sólo de vista, buscando información e imágenes sobre la otra Santa Irene tan venerada por ellos, la mártir de Tesalónica -sobre la cual debo hacer un artículo-. Pero no alcancé a ver ese detalle del árbol. Sobre todo lo demás: es posible que aspirara a ser la esposa de Miguel III, pero de ahí a que la elección se hiciese únicamente por la belleza de las candidatas… es ridículo. Siempre se hace en cuanto a criterios políticos e intereses familiares.

    • Quer’ia decirte que en Chipre en la parte Griega es muy apreciada y querida porque se le otrogan muchos milagros. Las mujeres que desean tener hijos le piden mucho a esta santa. Los enfermos en general lo hacen. En cuanto a las manzanas existe una cura con ellas. Se hacen tres dias de ayuno y luego se come un trozo de la manzana que te la envian del monasterio en grecia. Adem’as esta que te escribe fue curada de una grave enfermeda por ella. No se nada de el concurso de belleza pero es una Santa benerada y muy querida por todos los griegos y otros paises del mundo.

      • Bris,
        Muchísimas gracias por tu testimonio.
        Si vives en esa zona de Europa y en alguna ocasión tienes la posibilidad de realizarle alguna foto a alguna tumba, sepulcro o relicario de algún santo, te ruego te acuerdes de mi y hagas la foto.

  6. Ana Maria,
    No he escrito sobre el árbol doblado y las frutas que lleva en la mano porque no he encontrado información sobre esos datos; podría preguntárselo a algún amigo griego y si lo consigo, lo pongo.

    • Ana, me “cuentan” lo siguiente:
      Parece ser que la santa preparaba las fiestas con una vigilia de oración y una noche estando en oración en el patio del convento, una monja la vio levitando (vamos, como Santa Teresa) y dos cipreses del patio inclinados hacia ella. Cuando terminó de orar y volvió en sí, bendijo a los cipreses, que se pusieron rectos!!!
      Las tres manzanas que lleva en la mano dicen que se las dio San Juan Evangelista. También!!!

      • Esto es muy común entre los santos ortodoxos, es decir, que reciban dones de los espísitur bienaventurados… como San Serafín de Sarov, que recibió de la Theotokos unos bizcochos blancos, que luego daría a comer al párroco del lugar y a las monjas del monasterio que él fundó… Wow! pero la de los árboles inclinándose ante ella, eso sí que debe ser poderoso de ver, alla o no alla ocurrido, es una buena idea para una futura película moderna sobre algún santo… además, muy milagroso pensar que se doblen, y después sigan vivitos como si nada, cuando sabemos que un daño mecánico de esos los deja muertos ipso facto… Definitivamente, que creatividad…

      • Pues muchas gracias por el dato, Antonio. Básico para comprender esta iconografía de la Santa, pero por lo demás, muy legendario, claro… especialmente por los pobres arbolitos, como bien dice Dairon.

  7. Pues a mi no me ah sonado tan descabellado lo de los arbolitos eh, aqui en mi estado Tabasco, existe en una población una imagen de la Virgen de la Natividad, en el pueblo de Cunduacan, y según cuantan las leyendas hace algunos siglos, cuando se llevaba en procesión la imagen pasaron entre unos arboles de naranjos y para no estorbar al paso de la imagen milagrosamente ambos arboles se inclinaron para dejar pasar a la Virgen de la Natividad, hasta se dice que con las ramas de los mismo se hicieron cruces una enviada a Roma y otra que quedo en la parroquia la cual ya no existe y la de Roma saber si en verdad existio o si aun la tienen, quien sabe si no la mandaron como lignum crucis a algun pueblo jajaja y pues muy interesante la vida de esta Santa y más con eso que se cuenta de ella del concurso de Belleza pero a mi me surgio otra duda aunque se que Antonio no te especializas en eso, pero porque en el escapulario negro que lleva la Santa 8si es que es eso) lleva un pequeño dibujo de una calavera??

    • Yo también creo que es una calavera; la he visto en alguna otra ocasión. Es signo de penitencia y recuerdo de que aquí estamos de paso.
      Y lo de los naranjos que se apartan para que la Virgen pase……, ahí, si que soy peor que Santo Tomás, ja, ja.

      • Y meto mi cuchara en la sopa: André y Antonio, ese escapulario con ese dibujito es el anávalos, es una prenda característica del monacato bizantino. Es preciso contar que entre los monjes de tradición bizantina (ortodoxos y católicos) existen tres grados de ascetismo, tres grados de monjes donde cada vez que se avanza se aumentan los compromisos personales con la oración, la penitencia, la vida en común o solitaria según el caso: no es una cuestión de “cursus honorum” sino de grados de exigencia. El primero de ellos se llama “rasóforo”, donde se le pide lo mínimo, luego sigue el “stavróforo”, y finalmente el “megaloschema”, que es la exigencia más grande, el “monje verdadero”… en cada uno de estos grados, el monje realiza sus votos monásticos (los mismo para cada grado: obediencia, pobreza, castidad, estabilidad) y se le entrega una porción del “hábito completo” o sijma, que sólo usan los megaloschemas… los demás, o usan la “rasa” (una especie de cogulla pero sin capucha) o la rasa con una capa, en el caso de los stavróforos… los megaloschemas usan, además de los anteriores, el analávos, que contiene muchos símbolos relacionados con la pasión de Nuestro Señor, además de algunas abreviaturas de oraciones de alabanza a Cristo, obviamente en griego o eslavo antiguo. Ese “cosito con calavera”, en fín, indica que nuestra santa alcanzó a profesar en el último grado de monacato, lo cual ya es mucho decir pues no muchos llegan allá… si alguno quiere complementar, bien pueda…

        • Mi querido amigo, lo digo de corazón:
          “Dairon locutus, est causa finita”.
          Sobre el tema del monacato no conozco a nadie que esté más preparado que tu. Es un lujo contar contigo.

          • Gracias Antonio, pero en serio, no creo que sea para tanto: he aprendido mucho de todos ustedes, más de lo que yo pudiera aportar…

  8. Dairon te agradezco el que nos haya explicado que significa ese tipo de escapulario con dibujos, realmente lo ignoraba y pues si aqui todos aprendemos de todos es lo bueno, no?

  9. Los molesto con este comentario , que en realidad es un pedido de ayuda a traves
    de la oracion , para esta santa , que no conocia , una amiga armenia me hablo de ella y el milagro efectuado a su hermana que no podia tener hijos y a traves de la mediacion de Santa Irene tuvo dos hijos .
    Una de mis nueras ( tengo tres ) llamada Marianne,casada con Santiago Fidanza no pueden tener hijos y quisiera con todo el corazon ,
    encomendarla a esta santa , soy muy creyente y se que las intercesiones celestiales existen , mi unico medio , el que encontre es este , soy de Buenos
    Aires , Argentina, . Es grato leer todos estos noticias tan positivas en medio de tanta confusion de valores .
    Que Dios les bendiga. Rosario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*