Santa(s) Fortunata(s): la controversia

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Urna con la imagen yacente que guarda los restos de la Santa Fortunata venerada en Moquegua, Perú.

Navegando por la red, me encuentro con semejante lindeza, cuyo autor mantendré en el anonimato por respeto, referente al caso de Santa Fortunata:

(…) Volviendo al tema que nos interesa, propondría una prueba de ADN a Fortunata. Su código genético tiene que ser de Palestino, esa prueba sencilla otorgaría evidencias sobre la autenticidad de los restos, eso para empezar, y luego el obispo de Tacna y Moquegua tiene que enviar una carta de demanda al Vaticano requiriéndole que excomulgue a todos los creyentes de Santa Fortunata en Italia porque la de ellos es impostora, y además están infringiendo los derechos de propiedad de la Santa Fortunata de Moquegua, la real y milagrosa Santa.

Para los que no estén familiarizados con el tema, Santa Fortunata es una mártir de las catacumbas, un corposanto como se suele decir, que tiene a su alrededor tanta controversia y enfrentamientos como lo tienen otros (por ejemplo, Filomena).

Santa Fortunata fue, según una dudosa leyenda, hija de una familia patricia a la que se requirió participar en una procesión en honor a Júpiter para manifestar su adhesión al Estado romano, y mientras que los padres lo hicieron, los cuatro hijos (Evaristo, Carponio, Prisciano y Fortunata) se negaron en rotundo. Por ello fueron torturados en diversas maneras y finalmente decapitados. El martirio se sitúa en torno al año 270, en Cesarea de Palestina.

Urna con la figura yacente que conserva los restos de la Santa Fortunata venerada en Baucina, Italia.

Uno de los primeros errores fue, en mi opinión, querer identificar el corposanto extraído de las catacumbas con esta santa mencionada en el Martirologio. El corposanto de Fortunata fue concedido, junto con un vaso de su sangre, a la ciudad italiana de Baucina (Palermo). La bula papal está disponible, es consultable y está firmada en Roma a 29 de enero de 1790. En 1840 fue recompuesto y recubierto con cera para su veneración. Desde entonces, ha recibido fiestas anuales donde la urna es sacada en procesión, junto con la lápida y la antigua arqueta, en un gran clamor popular. Ellos la identifican con la Santa Fortunata del Martirologio, pero al menos toda la documentación está en regla: hay bula papal, hay lápida, hay reliquias y hay un vaso con sangre. En principio, todo está correcto.

Sin embargo la controversia nace porque existe otra Santa Fortunata que se venera en Moquegua, Perú. Resulta que el padre franciscano Fray Tadeo Ocampo viajó a Roma y obtuvo un documento, firmado el 5 de enero de 1793, en el que se le otorgaba el cuerpo de la mártir, así como un vaso de vidrio con su sangre, para “exponerlos a la veneración de los fieles en cualquier iglesia, oratorio o capilla”. Es decir, que la de Moquegua también tiene su auténtica.

El cuerpo llegó a Moquegua el 8 de octubre de 1796. Froilán Miranda Nieto hizo una descripción de lo que contiene desde entonces la urna que se conserva en la iglesia de Santo Domingo. Según él, se trata de “una mujer hermosa de cabellos áureos y serena frente, perfecto perfil y breve boca que, dibujando la apacible sonrisa de las almas tranquilas, deja ver dos hileras de dientes diminutos y blancos”.

Detalle del rostro de la figura que alberga los restos de la Santa Fortunata venerada en Moquegua, Perú.

Esta descripción puede llevar a confusión y hacer creer al lector de que se trata uno de los cuerpos llamados “incorruptos”, mas no es así. Lo que Froilán Miranda está describiendo es la máscara de yeso y lujosos vestidos que cubren lo que hoy queda de Fortunata: un antiguo esqueleto articulado con alambres, recompuesto en 1840. Asimismo, no es verdad lo que muchos moqueguanos dicen, que cada año tienen que cortarle el cabello y las uñas a Santa Fortunata, porque no paran de crecerle: siendo un esqueleto, tal cosa es absurda y parece fruto de la imaginación popular.

¿Qué ocurre aquí? Que hasta la fecha, algunas personas de Moquegua, como la que escribió la “perla” con que se inicia este artículo, siguen protestando que su Fortunata es la auténtica, y que los italianos tienen la falsa. Pero, ¿acaso no tendría sentido pensar que ambas son auténticas? ¿Por qué pegarse por la posesión de esta o cual Santa, si los santos no son un coche ni un chalet en los Andes? ¿Por qué una tiene que ser la “auténtica y milagrosa” y la otra “impostora”? Semejante despropósito me enerva por la falta de respeto y cariño entre cristianos que veneran a una mártir. Tratándose de una mártir de las catacumbas, no es que pueda haber dos, ¡es que puede haber doscientas Fortunatas! No sólo porque fue un nombre muy común para una mujer en la Antigüedad, sino porque, como muy bien han apuntado algunos estudiosos de los corposantos, a veces el nombre Fortunata en las lápidas no representa el nombre de la persona, sino un adjetivo: tú, afortunada, que padeciste por Cristo.

Detalle de la máscara que recubre los restos de la Santa Fortunata venerada en Baucina, Italia.

Visto todo esto, es vergonzoso que siga habiendo tan virulentas discusiones al respecto. Es seguro, dado que existe documentación que lo atestigua, que en Baucina y en Moquegua tienen dos cuerpos distintos, dos Fortunatas diferentes, y no es que una tenga que ser la buena y la otra la mala. Sería posible incluso, que las reliquias no estén completas y que una parte esté en Baucina y la otra en Perú, pero como he dicho, la existencia de dos donaciones y dos auténticas diferentes lo desmiente. Y lo que sí defiendo es que probablemente no tengan, ni una ni la otra, nada que ver con la Fortunata legendaria, aquella a la que los leones no devoraban. En ese sentido, fue una mala costumbre tratar de encontrar un equivalente del nombre de un corposanto en el Martirologio, porque siempre tratamos de personas distintas. Semejante costumbre no ha hecho más que enredar una madeja que, por sí, ya venía enredada de sobra.

Por cierto, que en Moquegua también afirman que su Fortunata es la única virgen mártir “de cuerpo presente” del mundo que se expone a la veneración de los fieles y a quien se le dedican fiestas populares donde es sacada en procesión. Tampoco es cierto; ya que existen cientos de lugares donde no sólo se exponen, sino que también se dedican fiestas propias y procesiones a sus mártires de las catacumbas.

Meldelen

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

23 pensamientos en “Santa(s) Fortunata(s): la controversia

  1. Gracias Ana Maria por este espléndido artículo.
    Cuando leo textos como el que mencionas al inicio del artículo, solo pienso en lo patán o malintencionada que debe ser la persona que lo escribe y el desprecio que debe sentir hacia quienes van dirigidas sus diatribas, a los que cree ignorantes. Solo merece que se publique su nombre para saber de qué personaje o personajillo estamos hablando.

    Cuerpos santos auténticos, de mártires extraídas de las catacumbas y que son llamadas por ese nombre, hay decenas y todas veneradas en las localidades donde se encuentran. A modo de ejemplo diré que, además de las dos que mencionas en el artículo, hay cuerpos santos con ese nombre en Bolzano Novarese (Italia), en Roma (Italia) (tres), en Neuenhaerse (Alemania), en Raitenhaslach (Alemania), en Lorente (Francia), en Braga (Portugal), en Beaufour (Francia), en Limoges (Francia) y podría seguir con la lista pero prefiero no hacerlo para no cansar.

    Y otro tema grave y no menos común: asociarla con otro santo histórico existente en el Martirologio y decir que de él o ella se trata. En el año que lleva funcionando este blog ya hemos visto algún que otro caso. Es ridículo pensar que el cuerpo santo que pueda existir en mi pueblo es el más famoso de los santos de ese nombre del Martirologio. Quién eso hace, además de prepotente, ignora que de las catacumbas se extrajeron miles de cuerpos santos.

    • Lo cierto es que la ignorancia puede tolerarse porque, ¿quién sabe nada antes de saberlo? El único que todo lo sabe es Dios. Pero lo que personalmente ya llevo peor es la ignorancia atrevida, que se da cuando no sólo eres ignorante, sino que con tu ignorancia quieres aplastar a todos contra viento y marea mientras te niegas a documentarte un poco sobre lo que pretendes saber.

      Es el caso de esta persona cuya actitud hacia los vecinos de Baucina me dolió más que su manifiesta ignorancia. ¡Pedir la excomunión por un culto a una corposanta que él considera fraude! No tiene ni idea de qué es realmente la excomunión, si la pide tan alegremente para otros. Y por otra parte, ¡pedir pruebas de ADN a un cuerpo santo, como si fuesen baratas y como si realmente te dijera el ADN dónde nació esa persona! Desde luego, no es que sólo ignora todo en cuanto a la excomunión, sino también en cuanto a la ciencia.

      A mí me dolió esta actitud y por eso quise rebatirla en este artículo, para hacer justicia a los devotos de Baucina sin por ello desmerecer a los de Moquegua, que ni unos ni otros tienen la culpa de la opinión de un “iluminado”.

  2. Recuerdo que ya en el anterior blog en varias ocasiones se habia tocado el tema sobre la controversia de las dos Fortunatas, es una lastima que en peru especialmente se tenga ese casi odio enrraizado a los italianos solo por tener otro corpo santo del mismo nombre, vaya es como decir que mi parroquia es de la Virgen de Guadalupe y tengo odio contra los de la calle vecina porque su parroquia igual esta dedicada a la misma Virgen bastante absurdo diria yo… eso si la de imagen de Peru que contiene las reliquias es mucho más hermosa que la de Italia, aunque algo que me llamo la atencion es que amabs estan vestidas practicaente igual, pero lo peor de todo es que la iglesia en el caso especial de Moquegua no aclare este tipo de confusiones y siga dejando que la gente crea que la suya es real y la de Italia es falsa o que piensen que esta incorrupta y que le crece el cabello y las uñas y no que es un esqueleto recubierto, claro tambien que muchas veces la gente simplemente no hace caso y creo que lo hemos constatado en la inumerable cantidad de corpo santos que hemos visto en todo este tiempo en el blog y que de muchos se dicen cosas muy similares, pero bueno que las dos Santa Fortunata la de Peru y la de Italia rueguen por nosotros desde el cielo y ayuden a sus devotos a entender que nada malo hay en que las dos se llamen igual.

    • Como no dudo que sabes, André, la apariencia exterior de las figuras que guardan los restos de una y otra Fortunata son lo de menos; lo importante es lo que contienen: sólo un esqueleto en ambos casos, pero, ¡el esqueleto de una mártir, que no es poco!

      La máscara de la Fortunata de Moquegua es sin duda más bella a nuestros ojos que la de Baucina, pero como digo son nimiedades, está claro que en ambos casos se ha pretendido adornar esos restos venerados y no hay duda de la devoción del pueblo hacia ellas. En cuanto a las vestiduras, es habitual que se repitan el rojo (sangre martirial) y el verde (esperanza) al igual que el hecho de que estén coronadas.

      Y dices bien: Santas Fortunatas, rogad por nosotros.

  3. Ana Maria que fuerte me ha parecido el comentario de esa persona que pide que el obispo envie una carta a Roma pidiendo que se excomulgue a todos los devotos de la Santa Fortunata de Baucina,solo por eso ya….me da verguenza de pensarlo.
    Supongo que los datos existentes no les quita a los devotos de la Santa de Moquegua que sigan diciendo o pensando que la suya es la del Martirologio Romano,contra eso nada podemos hacer.

    • Yo creo que si el pueblo cree tonterías como que le crece el cabello y las uñas a un objeto que es claramente una figura, es que no tiene a su alcance una información adecuada sobre qué es un mártir de las catacumbas y de dónde procede realmente. Siempre habrá los cabezotas que quieran seguir en sus trece, pero por los que sí quieren aprender y saber, por ellos vale la pena estar aquí y debatir estos temas.

      • Estimada amiga…..
        Las tonterias que hablas de que si creemos que le crece el cabello y las uñas. Me parece excelente tu verbo florido pero en dicha cultura europea tambien existe la palabra ignorancia ante cualquier tema y TODO LO SE Y TODO LO LEI creo y espero no sea tu historia.
        Yo soy de Moquegua y en parte te doy la razón porque nadie tiene derecho de jugar con la FE de los pueblos cercanos o lejanos pero TODOS HIJOS DE DIOS, nuestra FE en Moquegua es un sentimiento que viene de generación en generación hasta en mi familia fueron tambien de la hermandad de nuestra Santa Fortunata y una de mis tías era quien le cortaba el cabello y las uñas las cuales estan expuestas. La verdad que si fue una o la otra disculpenme me tiene sin cuidado y eso de que hay un rechazo por los Italianos o sus pueblos es una falcedad genérica, ya que te comento que hasta hay el desconocimiento por parte de la población de este tema. Te comento que Moquegua y el Sur del Perú tenemos muchos decendientes Italianos los cuales son bien recibidos y respetados no existiendo ninguna discrepancia sobre este tema. Yo creo que la fe une pueblos y borra fronteras.
        Un Saludo y bendiciones desde Moquegua-Peru

        • Estimado amigo Eduardo; siento que te hayas ofendido pero, como comprenderás, es imposible que a un esqueleto revestido con telas le crezcan las uñas y el pelo, por mucho que digas que tu tía se los cortaba.

          Lo que ves expuesto es una peluca y las manos son las de una figura. Hasta donde yo sé, las pelucas no crecen y las uñas de manos de cera o de cartón piedra, tampoco.

          Dicho esto, piensa con cuidado quién está diciendo aquí auténticas tonterías. No soy yo, vaya.

          Por último, decir que al redactar este artículo me he basado en un texto escrito por un moqueguano, así que, si te pareció horrible lo que has leído, no he sido yo, sino él, quien dijo esas barbaridades. Saludos.

  4. Esta clase de controversias se asemejan mucho para mí a esos localismos pueblerinos y cerrados en los que el orgullo de sentirse parte de un lugar o de tener tal o cuál personaje o equipo de fútbol se convierte en hooliganismo barato y despectivo hacia los valores de los demás. Más importancia a aquella muestra de analfabetismo , trasladado en esta ocasión al mundo de los mártires y las catacumbas (¡quién iba a decirlo¡) no creo que debamos darle. Lo dicho, que hay que viajar más, ….

    • Pues no te falta razón, Salvador. Tampoco se trata de despellejar al personaje en cuestión, pero al menos, contribuimos a aclarar un poco la maraña y que no perseveren las opiniones y debates falsos en torno a estas cuestiones. La ignorancia se combate con conocimiento. Y con buena voluntad, claro, sin ponerse a malas con nadie.

  5. Celebro la existencia del blog, me lo he encontré en un link revisando las publicaciones del facebook, les felicito por el excelente trabajo, uno de los que son tareas grandes y de paciencia por la cantidad de santos que tenemos y por la abundante cantidad de controversias similares y que requieren si bien de un orante discernimiento también de un necesario rigor científico que asista piadosa y justamente labor semejante. Todavía a este propósito será bueno ir aclarando estas cosas y temas donde en innumerables lugares reinan la ignorancia y la ceguera obtusa, asi por ej en el tema de todos los registrados como cuerpos incorruptos será bueno aclarar cuales de ellos lo son realmente y cuales de ellos simplemente no lo son y han sido forzados en la lista. Dios los bendiga por la tarea e incluyo a partir de ahora su pag en mis favoritos.

  6. ME ENCANTA LA HISTORIA YA QUE LA FAMILIA DE MI ESPOSO ES DEVOTA DE LA SANTA Y EN ARGENTINA NO CONSEGUIMOS UNA ESTATUA DE LA SANTA UDS ME PODRIAN DECIR DONDE ME PUEDO DIRIGIR PARA CONSEGUIRLA YA QUE QUIEREN HACER UNA SANTUARIO PARA ELLA,DESDE YA LE AGRADEZCO SU ATENCION.

    • Estimada Elsa, en primer lugar deberías especificar a qué Santa Fortunata te refieres, si a la de Moquegua (Perú) o a la de Baucina (Italia), que como sabes son dos Santas diferentes. Por proximidad geográfica imagino que te referirás a la que está en Moquegua; en cuyo caso, imagino que deberías contactar con la diócesis de Tacna y Moquegua para este asunto:

      http://www.diocesisdetacnaymoquegua.org/index/

      Saludos y mucha suerte.

      • BUENO LOS EUROPEOS SIEMPRE TRATANDO D IGNORANTES A LOS DEMAS, YO SOY DE MOQUEGUA CREYENTE DE SANTA FORTUNATA POR MUCHO TIEMPO, HAY VARIAS SANTAS FORTUNATAS, SIN DUDA ES DIFICIL CREER K NUESTRA SANTA DE MOKEWA LE CREZCAN LAS UNAS, EL PELO….Y TE VA ALGO MAS INCREIBLE!!!!….TAMBIEN AUNQUE TU NO LO CREAS LA COPA QUE CONTIENE SU SANGRE K ESTA RESECA X EL TIEMPO SE VUELVE FRESCA, ROJITA…..CUANDO NUESTRA CIUDAD STA EN PELIGRO….ELLA EMPIEZA A SUDAR Y NOS ANUNCIA UN TERREMOTO O EN LA GUERRA CON CHILE CUANDO VENIAN LOS SOLDADOS ELLA DERRAMABA SUDOR, ES NUESTRA SANTA, NUESTRA MADRECITA, Y NO NOS IMPORTA ALGUNOS INCREDULOS, PERO MAS RESPETO AL ESCRIBIR….HAY VARIAS SANTAS FORTUNATAS, MI RESPETO A TODAS, PERO MI SANTA MOQUEGUANA PRECIOSA LA ADORAMOS….AH SI NO CREES O ALGUNO NO CREE TODO ESTO PUEDE VENIR A MOQUEGUA Y SER TESTIGO DE TODO LO Q YO DIGO UN SALUDO YA BENDICIONES!!!

        • Estimado Paul, creo que es de sentido común y nada ofensivo decir que a una figura de cera, o de lo que sea, no le crecen el pelo y las uñas; porque es una figura. Dicho esto, decirte que la fe en un mártir de las catacumbas debe fundarse en la veneración a las reliquias de una persona que ha muerto por la fe, y no en ningún fenónemo atribuido a la figura que contiene esas reliquias.

          Por otra parte, me ofende gravemente que hayas dicho que, como europea, trato de ignorantes a los demás. No sólo es falso sino que además me guío por ideales totalmente opuestos a estas ideas. Insinuar que soy una racista es un insulto y no lo pienso tolerar.

          Por último, decirte que no pienso discutir más el tema de las uñas y el pelo de la figura que contiene las reliquias de Santa Fortunata. Con lo dicho, ya es más que suficiente.

          • Juncar, si preguntas eso, es que no te has leído el artículo o no le has prestado ninguna atención. Léelo detalladamente.

          • Y por ultimo, he de comentar de que solo se adora a Dios y nada más, que a los mártires se les rinda culto de veneración es otra cosa, pero al santo nunca se le adora

  7. C’è un problema che mi sembra qui non evidenziato.
    A Baucina (fonte: santafortunta.org) definiscono la Martire di PALESTRINA (Lazio) per poi collegarla alla Martire del M.R. del 14 ottobre.
    Doppio errore!

    I corpi santi fatto sempre fare molti pasticci.

    L’autentica della MARTIRE FORTUNATA di Baucina è identica, in quanto è un prestampato, alla MARTIRE CANDIDA di Milazzo, già trattata nel BLOG.

    Per quanto riguarda la MARTIRE FORTUNATA di Moquegua, concordo con Anna, è la solita confusione!

    Credo che internet potrà aiutare a fare chiarezza su questi molti casi. I corpi santi o martiri delle catacombe hanno un culto proprio senza voler appropiarsi dell’identita altrui …. per di più il nuovo (2001) Martirologio Romano non fa più memeria della Martire Fortunata di Cesarea di Palestina (traslata a Napoli, o forse priama a Patara… che affermano i testi).

  8. Primero que nada, mis felicitaciones por este blog tan interesante.
    Lamento mucho ese comentario expuesto al inicio de este artículo, se nota que quien comentó eso no tiene la menor idea de que existen muchos mártires de las catacumbas con el mismo nombre, y mucho menos debe conocer que la santa ubicada en Moquegua no necesariamente es la que se nombra en el Martirologio, por la razón de los corposantos homónimos.
    Siendo sincero, yo tampoco sabía de éstos santos hasta hace unos meses, cuando vi una colección de fotos de algunos de estos corposantos que se encuentran en Europa. Ahí me entró la curiosidad de averiguar sobre ellos y algunos otros santos de los cuales conocía sus nombres por algunos lugares de Lima (cerro San Cristóbal y la iglesia de Santa Liberata, por ejemplo) pero cuyas historias no conocía en absoluto. Hasta que empecé a buscar en este blog.
    Más allá de ello, a lo que iba es que tengo la impresión de que aquí en Perú (y tal vez en este lado del planeta, como lo es América) no se tiene mucho conocimiento de los mártires de las catacumbas, de modo que al tener una de ellos en Moquegua, se asumió que era la santa nombrada en el Martirologio, tal como se propone en el artículo.
    Sigan así, su trabajo ayuda mucho a hacer conocer acerca de los santos y dejar en claro muchas de las dudas que se presentan especialmente en los santos de los primeros siglos de la Iglesia. Reitero mis felicitaciones..

    • Gracias por tu amable comentario, Álex. En efecto, el tema de los mártires de las catacumbas es un asunto mal conocido, mal gestionado y mal difundido en la cristiandad, no sólo en Perú, sino en todas partes, incluso en los lugares donde tienen más reliquias de este tipo y deberían conocerlas mejor.

      Lo peor es cuando muchos conocedores este tema nos esforzamos en difundir información y en corregir algunos errores y nos encontramos con indiferencia, desprecio o incluso actitudes frontales. Algunos se toman como un insulto el averiguar que su mártir de las catacumbas local no es el Santo que creían del Martirologio, que es una figura de cera que contiene huesos y no un cuerpo incorrupto como creían, que les desmontes algunos mitos o supersticiones en torno a ellos o que no se pueda saber nada sobre él o ella salvo que un día lo sacaron de las catacumbas romanas y lo llevaron allí. Esta servidora, junto con algunos compañeros mucho más especialistas como Damiano o Montse, tenemos una colección de anécdotas y reacciones que daría para un repertorio (algunas de ellas las puedes ver en los comentarios a este mismo artículo)… pero seguiremos intentando que estos temas sean más y mejor conocidos. Gracias por tu apoyo, y te recomendamos la lectura de todos los artículos de la sección “Mártires de las Catacumbas”.

Deja un comentario