Santa Margarita de Cortona

La Santa, acompañada de su hijo, es consolada por un ángel tras haber ahuyentado al diablo. Óleo de Gaspare Traversi, 1758.