Cristóbal, Antonio y Juan, niños mártires de Tlaxcala

Los tres niños mártires vestidos a la usanza española. Anónimo del siglo XVIII. Sacristía del templo de Atlihuetzia, Tlaxcala (México)

Introducción:
Se trata de tres niños, educados en la escuela franciscana de Tlaxcala, que fueron martirizados por sus conciudadanos porque reprobaban la idolatría, la poligamia y las orgías paganas. El trabajo de evangelización que realizaron estos tres niños nos demuestra la madurez que tenían aun a su corta edad. Ellos colaboraron estrechamente con los misioneros destruyendo los ídolos existentes en su cultura a fin de demostrar que el Dios verdadero es un Dios no hecho de piedra ni de madera, sino un Dios vivo que sobre todo, habita en los corazones de quienes creen en Él.

Ellos, aun en su juventud, tuvieron conciencia misionera porque, por ejemplo, existen datos que demuestran como Cristóbal (ó Cristobalito) animaba constantemente a su padre Acxotecatl para que se convirtiera a la fe en la que el mismo niño creía y a esto se le llama evangelizar. Por eso no es de extrañar que en aquellos momentos y circunstancias, en un ambiente idólatra fuera su propio padre quién se encargara de engalanarlo con la corona del martirio. Antonio y Juan, derramaron su sangre colaborando con los frailes dominicos en Cuauhtinchán.

Cristóbal (Cristobalito):
Cristobalito había nacido en Atlihuetzia posiblemente en el año 1514 y vivía en la ciudad de Tlaxcala con su padre Acxotecatl, acompañado de sus tres mujeres de las que tuvo cuatro hijos. Cristobalito en principio era el hijo predilecto y el que estaba llamado a heredar a su padre, que era uno de los principales caciques de la región. Siguiendo el ejemplo de sus otros hermanos se hizo instruir en la fe cristiana por los misioneros franciscanos y espontáneamente solicitó el bautismo llegando a ser en muy poco tiempo y con muy corta edad un verdadero apóstol entre sus familiares y convecinos.

Martirio de Juan y Antonio. Obra de Juan Manuel Illanes (1789) Curia diocesana de Tlaxcala (México)

El padre, hostigado por los criados y por su esposa, decidió acabar con su vida, por lo que llamó a sus cuatro hijos a su casa. A los tres hermanos de Cristóbal los envió a la calle y en una de las habitaciones de la casa empezó a golpear y a azotar al niño, acción que presenció uno de los otros tres hermanos llamado Luís que a través de la cocina se subió a la azotea de la casa. Acabada esta brutal paliza contra el niño lo dejó malherido pero no lo mató. Pero el padre, no contento con esto, cogió un palo de encina y con él le rompió al niño los hombros, los brazos y las manos con los que él su cubría la cabeza. Mientras era apaleado por su padre, Cristóbal imploraba al Señor pidiéndole fuerzas para soportar tal suplicio. Cansado de apalear a su hijo, el padre dejó que el niño saliera del cuartucho pero Xochipapalotzin se interpuso en el camino con la intención de impedir que el niño se fugara.

La madre de Cristóbal estaba en otro habitáculo de la casa pero al enterarse de la paliza que estaba sufriendo su hijo, corrió a socorrerlo encontrándolo ensangrentado y tirado en el suelo. Intentó llevárselo pero se lo impidió el padre por mucho que la madre se lo suplicara. Lleno de ira, Acxotecatl, arremetió también contra su esposa a la que dejó inconsciente y cogiendo al maltrecho niño, brutalmente lo puso encima de una hoguera encendiéndola con cáscaras de encina, quemándolo lentamente.
Cuando sacaron al niño del fuego, estaba aun vivo, lo cubrieron con una manta y aunque quemado y descoyuntados todos sus miembros, no dejaba de suplicar a Dios le diera fortaleza en esos momentos y perdonara a su padre a quién incluso llamó pidiéndole perdón por si en algo le había ofendido. Pidió un poco de agua para beber y le dieron tecomate de chocolate y así expiró. Existen algunos testimonios que afirman que el padre lo remató con un puñal. Eso ocurrió en Atlihetzía en el año 1527, luego el niño tendría unos trece años de edad.

Inmediatamente lo enterró dentro de la propia casa conminando a todos sus criados bajo amenazas a fin de que no lo delatasen pues si la noticia llegaba al Marqués del Valle, este lo condenaría a morir ahorcado y temiendo que Tlapalxilotzin, que era la madre de Cristóbal divulgase la noticia, ordenó se la llevaran a Quimichucan y allí la ejecutasen.

Martirio de Cristobalito. Óleo de 1795 de autor anónimo. Templo de Atlihuetzía, Tlaxcala (México)

El padre se quedó confiado creyendo que esas dos muertes no serían descubiertas, pero debido a las imprudencias de algunos de sus criados que maltrataron y robaron a un español, este se quejó ante el gobernador de la ciudad de México, el cual ordenó arrestar al padre de Cristóbal, abriendo una causa contra él para que reparase el robo cometido. Abierta la causa, se investigó el delito y Acxotecatl fue condenado a restituir lo robado. Pensando el padre que con esta condena estaba todo resuelto, cometió diversas imprudencias por lo que se supo lo que había hecho con su esposa e hijo siendo condenado a morir ahorcado.
Habiéndose descubierto la sepultura de Cristóbal un año más tarde, el franciscano Fray Andrés de Córdoba hizo exhumar el cadáver del mártir, encontrado incorrupto y trasladándolo a la iglesia de Tlaxcala.

Antonio y Juan:
Antonio y Juan nacieron en Tizatlán, también en el mismo estado de Tlaxcala, entre los años 1516 y 1517. El primero, Antonio, era sobrino y heredero del cacique de Tizatlán, mientras que el segundo, Juan, era un niño humilde, un simple criado. Ambos frecuentaban también la escuela que los franciscanos tenían en Tlaxcala.
Dos años más tarde de la muerte de Cristobalito, en el año 1529, dos frailes dominicos de paso por la ciudad, pidieron a los franciscanos ser ayudados por algunos jóvenes cristianos que les sirvieran de intérpretes en la evangelización y les ayudasen en la celebración de la liturgia y así, Antonio, Juan y un tal Diego se ofrecieron espontáneamente para acompañar a los misioneros aun a sabiendas de los peligros que corrían, pues estos mismos misioneros se encargaron de advertírselo.

Otra pintura que representa el martirio los Beatos Antonio y Juan.

Sabían que podrían encontrar el martirio al adentrarse en tierras paganas, pero aun así, convencieron a los misioneros para que les permitieran acompañarles y así llegaron a Tepeyacac, pueblo cercano a Tlaxcala. Allí, con gran ardor y sin miedo a las represalias se dedicaron a destruir cuantos ídolos se encontraban a su paso y lo mismo hicieron en Tecali y en Cuauhtinchán, topándose como era lógico con las represalias de los indígenas que los masacraron a bastonazos, primero a Juan y a continuación a Antonio que acudió en su defensa al darse cuenta de que estaban matando a su compañero. La noche siguiente, tiraron sus cuerpos por un profundo barranco en Tecali.

Viendo los dominicos que los niños no aparecían, solicitaron al español Álvaro de Sandoval, que era quién impartía justicia en Tepeyacac, que les ayudase a dar con su paradero, encontrándose sus cuerpos en el mencionado barranco. El fraile dominico Bernardino Minaya los recuperó con ayuda de algunas personas y los llevó a Tepeyacac donde los sepultó en una capilla.

Estampa contemporánea de los tres niños mártires de Tlaxcala.

La Iglesia mexicana ha considerado siempre a estos tres niños indígenas como verdaderos mártires, como los protomártires del continente americano, como las primicias de la evangelización del nuevo mundo y por eso, su causa de beatificación fue iniciada en enero del año 1982, siendo su postulador el carmelita descalzo, padre Simeón Fernández de la Sagrada Familia.
El decreto del reconocimiento del martirio fue firmado por el Papa el día 3 de marzo de 1990 y finalmente, fueron beatificados en la Ciudad de México por el papa San Juan Pablo II, el día 6 de mayo del mismo año. Su fiesta se celebra el 23 de septiembre.

Antonio Barrero

41 pensamientos en “Cristóbal, Antonio y Juan, niños mártires de Tlaxcala

  1. Había oído hablar antes de estos niños tlaxcaltecas, y hasta me preguntaba si la madre de Cristóbal, que también fue brutalmente asesinada por su marido, estaría incluida como mártir junto a ellos. Pero ya veo que no.

    En fin, ¡qué crueldad! ¡Pobres criaturas! Aunque nunca defenderé la aculturación y la evangelización forzada de los nativos americanos, que propició la pérdida de su rico legado cultural y religioso pre-colombino; mucho menos puedo defender el proceso inverso, que se quisiera forzar a quien libremente quería abrazar el cristianismo, a que desistiera de su empeño. Y es que todos los extremos son malos.

    Pequeños mártires de Tlaxcala, rogad por esta humanidad ingrata, por la tolerancia y el respeto mutuo.

    • En su día, yo también me extrañé del por qué, la madre no se incluyó en la Causa, pero haciendo una consulta a la postulación me dijeron que porque ella había sufrido por defender a su hijo y no por la fe. (Sin comentarios).
      Al igual que tu, condeno ambas actitudes: imponer la fe con la fuerza de la espada y sacrificar a quienes voluntariamente abrazan la fe.

      • Ahí se ve la tradicional doble vara de medir de la Iglesia. La Virgen María, aunque sé que está por encima de cualquier Santo y así debe ser, tampoco murió mártir aunque sufrió enormemente por su Hijo; y sin embargo la llaman Reina de los Mártires y hay quien me la añade a mi grupo de mártires de Flickr con esta excusa (!!!). En cambio, esta madre que sí murió asesinada cuando intentaba defender a su hijo, no merece reconocimiento ni memoria. Como tú dices: sin comentarios.

  2. No pensé que te referirías a estos Beatos Mártires. Recuerdo que en mi estancia en el seminario hubo una reunión en Tlaxcala a la cual fue mi formador. Nos trajo unas estampas (la segunda imagen) de estos niños Beatos. Fíjate que los Dominicos no los pelan y eso que les ayudaron, de los franciscanos no tengo idea. Además jamás he oído hablar de que reciban algún culto; porque en el sur oeste de México la religiosidad es muy fría, hay mucha indiferencia (No se si se deba a esto). En fin, estos adolescentes como bien los dices Antonio SON PROTOMÁRTIRES. Por cierto no colocas ninguna imagen de sus reliquias.

    • Emmanuel,
      Se que en México han sido canonizados y beatificados muchos mártires de principios del siglo XX, pero la beatificación de estos tres niños, me causó especial interés en su día.
      Me interesé por sus vidas, recibí información desde la postulación y desde la diócesis de Tlaxcala y cuando pregunté por sus reliquias (como tu recuerdas ahora), no supieron darme explicación alguna de donde estaban. Yo creo que no existen, que se han perdido y si alguien tiene alguna información sobre este tema, yo soy el primer interesado en saberlo. Lo que si tengo es una foto del “supuesto lugar del martirio” de Cristobalito.

      • Antonio. Trataré de comunicarme con unos amigos sacerdotes de Tlacala. A ver qué información me dan. Uno es historiador (aunque no precisamente de Tlaxcala). A ver si antes de Pascua me dan la razón jajaja.

        • Realmente me interesa toda la información que puedas facilitarme sobre las reliquias, si es que aun existen, claro.

        • porfavor si tienen la imajenes de reliquias tambien me interesarien me las podrias mandar xfavor soy una debota alos niños :) ..

  3. Aplaudo mucho este articulo Antonio que ya antes habia tenido la fortuna de leer, el caso de los niños mártires de Tlaxcala es reseñado por muchos cronistas de la época colonial en especial por los frailes quienes los ponian de ejemplo de cristianos, lo que si es una lástima es la poca difusión de su culto practicamente fuera de Tlaxcala no tienen veneración y pocos son los que les conocen, en Tepeaca por ejemplo que es la municipalidad actual a donde pertenece el lugar donde murieron Antonio y Juan, debido al aumento en la devoción al Santo Niño Doctor de quien ya les hable en un articulo ah hecho la disminción en el culto a otras devociones y santos de la región, sumado a los pocos estudios actuales referentes a estos martires, a pesar de esto los crónistas reseñan que en Puebla hubo un templo dedicado a ellos tres pero que fue destruido.

    • André,
      Siendo México un país tan grande, yo veo normal que estos niños solo sean conocidos en su diócesis. Aqui en España, los beatos mártires del año 1936 solo son conocidos o en sus diócesis o en sus Ordenes y Congregaciones y España es muchísimo más pequeña que México desde el punto de vista geográfico.
      Además, das una razón que para mi es de peso: la devoción al Santo Niño Doctor.
      Quiero aprovechar la ocasión para mostraros mi solidaridad por el terremoto que sufristeis ayer.

  4. Gracias Antonio. Si el martirio de devotos adultos ya es de por sí una tragedia en sí misma, el cebarse de esta manera en unos niños me parece ya algo que estremece a cualquier conciencia. Gracias a Dios gran parte de la Tierra ha evolucionado en la tolerancia, aunque siga habiendo lugares donde profesar la fe sea de alto riesgo. Me uno a tu pena por el terremoto de Méjico.

    • Salvador,
      ¡Y cuantos niños, actualmente, son explotados, dejados morir de hambre abandonados, violados y sufriendo muchas barbaridades más! Para mi, eso es tan trágico como la muerte de estos tres niños mexicanos.
      Lo que pasa es que, por acción u omisión, todos somos culpables de todas estas atrocidades que se siguen cometiendo contra la infancia en el mundo. Y parte de la jerarquía preocupada por cuestiones mucho más intrascendentes, sumidas en sus necedades y sin denunciar con fuerza estos atropellos.
      No nos creemos que los que sufren son nuestros hermanos y que nuestra principal obligación es dedicarnos a ellos porque ese es el mayor culto que se le puede tributar a Dios. “Si no amas a tu hermano a quién ves, ¿cómo vas a amar a Dios a quién no ves? (1ª Juan, 4, 20).

  5. Antonio me ha impresionado la historia de estos tres ñiños martires,de los que no conocia su historia,aunque si creo que alguien los menciono en algun comentario del blog.
    Si me facilitas la foto del lugar del martirio “supuesto” de Cristobalito te lo agradeceria.

  6. No tenia idea de la existencia de estos niños mártires mexicanos, me ha gustado mucho la imagen del martirio de Cristobalito, en especial el detallen en que la madre intenta detener a su padre.

    • Estas imágenes de estos óleos que se conservan en el obispado de Tlaxcala, se encuentran fácilmente en internet aunque también es verdad que aparecen en cualquier libro que adquieras sobre estos mártires.
      Lucho, tu que eres colombiano…, los nombrecitos de localidades que tienen nuestros amigos mexicanos tienen “cacaruca” como decimos en mi pueblo. Son más fáciles de escribir y pronunciar los nombres chinos o vietnamitas, que estos. ¡Anda que el nombre de la madre…!

      • Antonio jajaj y precisamente por eso que tu dices de la dificultad que se les presenta a ustedes para pronunciar los nombres en nahuatl o indígenas es que tenemos aqui tantas poblaciones y advocaciones (como el caso de la Virgen de Guadalupe) con otros nombres muchas veces totalmente distintos porque sus antepasados españoles al no poderlos pronunciar le ponian el nombre de lo que más les sonaba o parecia jajaja por ejemplo existe una curiosa anecdota que se cuenta sobre la etnia de los purepechas que también son conocidos como tarascos, y este segundo nombre puesto por los españoles porque se cuenta que al llegar estos a los publos indígenas como varios eran rubios y de buen cuerpo las señoras los querian para esposos de sus hijas y les decían Taras cue!! que significa ven yerno!! y los españoles pensaron que les decian que ellos eran los tarascos.

        • No creas Antonio que para un Colombiano debe ser igual de difícil que para un español pronunciar los nombres de estas localidades y deidades mexicanas…

  7. Es verdad Antonio. Cuanto niño no sufre hoy en día. Hablemos algo de política. Acá en México se prohíbe que trabajen los niños. Tienen que estudiar. Pero imagínate a uno muy pobre. O bien trabajo para comer y vivir. O bien voy a la escuela y morié días despues por no comer??? Leyes absurdas no crees? Deben de atacar tambien la pobreza y a raiz de eso ver la educación para que no tengan que trabajar.

  8. ¡Sorpresa que me has dado Antonio! por el tema hubiera creído que André fue quien escribió este artículo. Gracias por compartir las pinturas de Atlihuetzía, yo he visitado ese lugar y es precioso, tienen una colección impresionante de arte virreinal y normalmente no dejan fotografiar nada.

    Yo conozco bien a estos niños mártires y sé también que reciben muy poco culto. En la Catedral de Puebla hay una capilla dedicada a la Virgen de Guadalupe y a los mártires mexicanos, por ahí están ellos, san Felipe de Jesús y otros que no recuerdo, es usual encontrar la estampa moderna pero nada más. Me parece recordar que en una de las capillas de la Catedral de Oaxaca hay reliquias de algunos de ellos, pero no me hagan caso, debo investigar bien…

    • Monse yo iré a Oaxaca a finales de mayo y preguntaré al rector de la Catedral para que me proporcione buena información. Luego les comunico si es verdad o no.

      • Os ruego a los dos, a Montse y a Emmanuel para que intenteis buscar información sobre las reliquias de estos niños y, si os es posible, me consigais alguna foto. Os lo agradecería de veras.

    • jajaja no Montse esta vez no fui yo, aunque si colabore minimamente con Antonio para corroborarle algunos datos y hablar sobre la poca información que hay sobre las reliquias de estos Beatos que como ven hasta ahora no tenemos ni la mas minima idea de que sucedio con ellas cosa curioso porque si recuerdan lo mismo sucede con las reliquias de San Juan Diego hasta hoy desaparecidas a lo mejor detras de esa desaparicion haya algunos motivos mayores que se dieron durante la colonia.

  9. Un exelente articulo, y mira que tanto Motse y yo vivimos muy cerca del lugar de los hechos y en lo personal me encanto. Tienen razon al decir que tienen cierta devocion en Tlaxcala aunque hay una que otra pinturita fuera de ese estado, como la foto que me paso Guillermo Arce: http://www.flickr.com/photos/tachidin/5513323695/in/set-72157624228609514 .
    Despues d ela Beatificacion en casi todas la Iglesias de la diocesis de Tlaxcala se encuentra una imagen de estos martires como en Santo Toribio Xicotzingo o San Pablo del Monte.
    Por lo del temblor aunque se sintio fuerte no ha habido daños graves solo el susto! Saludos!!!!

  10. Vaya Dn. Antonio mira que te adelantaste jajaja, el Papa en su reciente visita a Mexico en la cdad. de Guanajuato hablo de estos Beatos y los propone como modelo de accion Misionero Infantil, en su encuentro con los Niños y Jovenes en la Casa del conde Rull de la Cdad. de Guanajuato Saludos

    • Tacho,
      La verdad es que cuando se programó hablar este día de estos Beatos niños mártires, no pensábamos en la visita papal a México.
      Me parece completamente normal que el Papa los haya puesto como modelo misionero a los niños y jóvenes mexicanos; creo que son modelos para los niños cristianos en general.

  11. Por que actual mente la casa que era de Cristobalito que supuesta mente esta en atlihuetzia se encuentra abandonada y por que dejaro que alguien se adueñara de esa propiedad?………

  12. Permítanme darles una breve noticia sobre lo que yo conozco. En 1994 tuve la oportunidad de conocer Tlaxcala, y busque el sepulcro de estos mártires para venerarlos. Acudí a la Catedral de la Asunción y allí pregunté a un sacerdote sobre el caso. Él me dijo que estaban sepultados bajo el altar de la Catedral, cuyo presbiterio por entonces estaba siendo removido y restaurado. Por eso no se podía bajar a la cripta. Me hizo saber que no están bien identificados, porque en vez de tres niños, hay sepultados cuatro.

    Yo me quedé pensando si con análisis forénses no sería posible obtener una mejor información.

    Han pasado casi 20 años desde aquella visita, no se que tanto ha mejorado o que tanto se ha quedado estancado este asunto que a todas luces es necesario resolver.

    en un día de estos voy a tratar de tener contacto con esta dióicesis a ver que información adicional pudiera recibir.

    • Amigo Humberto,
      Te agradezco muchísimo esta información y estaré al tanto de lo que puedas conseguir. Gracias.

  13. Ojo: La primera pintura en la que se muestra a los tres niños mártires, de autor anónimo no es del siglo XVI, se realizó dos siglos después, en el XVIII, las descripciones al pie de los personajes y el estilo lo indican. Saludos

  14. Hola a todos. Me ha gustado mucho leer este articulo. Si en algo puedo ayudar, hasta donde yo los tres martires se encuentran sepultados en la catedral de Tlaxcala. Y si, como dicen, alla es donde se les da mayor devocion, en otro lugar como aca en Puebla, creo que solo los que tenemos ascendencia tlaxcalteca los conocemos jeje.
    Respecto a los nombres en nahuatl y su pronunciacion, mi apellido siempre es motivo de quejas jajajaja.

  15. Me alegra saber que muchos de ustedes sienten admiración e interés sobre estos mártires, yo soy originario de la comunidad donde tuvo nacimiento el beato Cristobal, si alguno de ustedes son arqueólogos o expertos en alguna área afín y estén interesados en investigar, agradecería tuvieran acercamiento con INAH y proponer estudios ya que les comento que nadie a tenido el interés de hacer excavaciones donde se encuentra la ermita donde en esos tiempos fue hogar del beato junto con su padre y madre. Saludos

    • Muchas gracias, Rafael, por tu comentario.
      Esos trabajos arqueológicos que tu propones y que desde luego son muy interesantes, debereis decidirlo los mexicanos. Quienes vivimos en países muy alejados – yo vivo en España y soy español – dificilmente podemos incidir en estos temas, ¿no crees?
      Un cordial saludo.

  16. se supone que no hay ningun lugar espesifico donde esta enterrado Cristobal y que Antonio y Juan se quedaron en puebla (no se save el lugar de ninguno de los 3 niños ) por eso no setiene ninguna reliquia que tizte es que ni los tlaxcaltecas conoscamos la historia de estos 3 valientes niños paaque haci podamos rendirles culto y tomarlis como modelosen este mundo tan difisil si ustedes saven de alguna reliquia o lugar donde estan melo podrian compartir porque porloque se en atlihuezia no HAY NADA ….
    Les mando un cordial saludo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Imagen CAPTCHA

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>