Nuestra Señora de Guadalupe: reina de México y emperatriz de América (II)

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Óleo/tela, Alegoría de la declaración pontifica del patronato Guadalupano sobre la Nueva España, anónimo novohispano, S. XVIII

2. La formación y expansión de su culto
Los Patronazgos guadalupanos.
A partir de la aparición de la Virgen de Guadalupe en 1531 una gran cantidad de indígenas se convirtieron a la fe cristiana, movidos quizá por la leyenda de la aparición a uno de los suyos o por los simbolismos en la ropa de la Virgen o el color de tez de la imagen [1]; esta misma devoción también se expandió entre los criollos y españoles al grado que el jesuita Francisco de Florencia para el siglo XVIII habla de que no existía ningún templo o casa que no tuviera una imagen de la Guadalupana y que era más fácil nombrar los lugares que no la tenían que los que sí.

Esta devoción tan creciente también acarreó que a la Virgen se le nombrara patrona y abogada de diversas localidades y en diversas necesidades; de este modo para 1629 la Virgen de Guadalupe es invocada por la ciudad de México para ser librada de una terrible inundación. Según se cuenta, una india donada del convento de Jesús y María tuvo una visión en la que veía a la Virgen de Guadalupe deteniendo las paredes del convento para evitar que las aguas lo derrumbaran. Al preguntarle la mujer a la Virgen el por qué de tan terrible inundación que había exterminado a gran cantidad de habitantes, la Virgen le respondió que muchos eran los pecados de esta tierra pero que ella en su maternal afecto había logrado mediar ante su Hijo para que sólo enviara aguas torrenciales y no ríos de fuego y le dice que la tan terrible inundación terminaría en 1634.

Ante esta situación se decidió trasladar la imagen de su Santuario en canoa a la catedral en 1629 para suplicar su intercesión y tal como la india había visto en su visión cinco años después ceso la inundación, tal fue el agradecimiento al momento de partir de regreso de la imagen a su Santuario que se compuso una poseía en su honor:

Si vinisteis por el agua,
Ya, Virgen, vais por la tierra
Que, a pesar de mi pecado,
Dios por vos enjuga y seca.
Buen viaje, la mi Señora,
Idos muy en hora buena,
Alegrad los naturales
Que ha tanto tiempo os esperan…

Grabado metal/papel, Verdadero retrato de Nuestra Señora de Guadalupe, abogada de Temblores, anónimo novohispano, S. XVIII

En 1663 se solicitó por primera vez a la Curia Romana que declarase día festivo al 12 de diciembre, y hacia 1667 se obtuvo de S.S. Clemente IX la designación del 12 de diciembre como día de fiesta. Clemente X en 1675 concedió nueve indulgencias plenarias para los días de la festividad de la Virgen.

Hacia 1737 sucedió una terrible peste en la ciudad de México que cobró la vida de más de 40.000 personas. Esta peste no cesó hasta que la Virgen de Guadalupe fue jurada como patrona de la capital de la Nueva España y al punto comenzó una lluvia con la cual termino la peste, la imagen fue llevada en procesión por las calles de la ciudad y puesta en la catedral donde fue venerada por el cabildo de la ciudad. Se hizo una gran fiesta y se le concedió indulgencia a todos aquellos que colaboraran a la celebración instalando altares a la Virgen de Guadalupe. Tal fue el agradecimiento de la ciudad de México a la Virgen de Guadalupe que el historiador Francisco Xavier Clavijero S.J. narra que los joyeros cubrieron de plata maciza los balcones de su casa en agradecimiento a los favores de la Guadalupana.

La devoción a la Virgen llegó a tal grande que los sacerdotes del Santuario informaban que aun los indios más pobres siempre que iba a visitar a la imagen llevaban al menos una moneda o una vela para la Virgen; y los grandes caciques o indios acaudalados tenían en sus casas imágenes de la Virgen rodeadas con marcos dorados, con flores frescas que a diario cambiaban y con perfumes de copal o incienso, algo que ya anterior a la conquista era muy usual en los ritos y devociones de los indios a sus antiguos dioses, pues se creía que estos aromas comunicaban a la tierra con el cielo.

Hacia 1747 la Virgen de Guadalupe es jurada como patrona de toda la Nueva España en la catedral de la ciudad de México el 4 de diciembre. El 24 de abril de 1754, S.S. Benedicto XIV decretó la aprobación del oficio propio y misa, y la celebración del 12 de diciembre con rito doble de primera clase con octava. No fue hasta 1756 que el Papa la declaró oficialmente patrona de la Nueva España como ya se narró en el artículo anterior. La celebración por el patronato de la Virgen sobre Nueva España se llevó a cabo los días 9, 10 y 11 de noviembre con una solemne procesión y fuegos artificiales. En el mes de diciembre durante las festividades de la Virgen la celebración duró nueve días en el Santuario. Pero aun antes de la declaratoria oficial ya para 1743 la corona española había dado pie para la creación de la Real Congregación de Nuestra Señora de Guadalupe de México, cuyo primer firmante fue Felipe V de España. Los miembros de dicha congregación se comprometían a promover las apariciones de la Guadalupana y aumentar su culto, así como a explicar las diferencias entre las dos Guadalupes: la mexicana y la extremeña.[2]

Óleo/tela, Imagen de jura de Nuestra Señora de Guadalupe como patrona de la ciudad de México, anónimo, siglo XVIII

En toda la Nueva España se construyeron templos dedicados a la Virgen de Guadalupe y varias poblaciones la tomaron por patrona, aun en lugares tan olvidados de la labor evangelizadora como la provincia de Tabasco, ya para el siglo XVIII, los habitantes de la Villa de San Fernando de Frontera, pedían que se les cambiara el nombre y el patronato por el de Villa de Nuestra Señora de Guadalupe, patronato el cual actualmente aun conservan.

En abril de 1787 se organiza un novenario para pedir la intercesión de la Virgen de Guadalupe para que cesen los múltiples temblores que se sintieron en la ciudad de México desde el 28 de marzo; terminó el novenario con una procesión con la imagen de la Virgen y de San José.

Una curiosidad sobre otro patronato de la Virgen de Guadalupe es que se dice que cuando en la ciudad de México pedían que lloviera recurrían al patrocinio de la Virgen de los Remedios y cuando querían que las lluvias pararan recurrían a la Virgen de Guadalupe.

Durante el siglo XIX, ya empezada la guerra por la independencia, son insurgentes como Ignacio López Rayón quien en sus Elementos Constitucionales declara a la Virgen de Guadalupe “Patrona de nuestra libertad” y del mismo modo lo haría José María Morelos y Pavón hacía 1814 en sus Sentimientos de la Nación, donde además de volver a nombrarla “Patrona de nuestra libertad” estipula que su fiesta se celebre anualmente y que mensualmente se celebre en todas las provincias.

Es ya entrado el siglo XX en 1910 que la Virgen de Guadalupe es declarada patrona de toda América. Así lo refiere Joaquín Arcoverde Cavalcanti Arzobispo de San Sebastián, Brasil en su petición:

Grabado metal/papel, La Virgen de Guadalupe intercede por la epidemia de Matlazahuatl de 1737, José de Ibarra y Baltazar Troncoso, siglo XVIII.

“Por tanto, como el culto a la Santísima Virgen de Guadalupe, no sólo florece en la República Mexicana, sino también se difunde ya por toda la América, todos los venerables prelados de la Nación Mexicana, conjuntamente con muchos de la América Latina, así como de los Estados Unidos y Canadá, postrados a los pies de Vuestra Santidad, suplicantes rogamos a Vuestra Beatitud que se digne declarar a la Santísima Virgen de Guadalupe, Patrona Celestial de toda la América”

Ante esta petición y después de haber recibido más de setenta cartas de Obispos de América pidiendo lo mismo, San Pío X la proclamó patrona de América el 24 de agosto de 1910.

André Efrén

BIBLIOGRAFÍA
– Álvarez del Real, María Eloísa, Santuarios de la Virgen María: apariciones y advocaciones, Panamá, primera edición, 1990.
– Camacho de la Torre, María Cristina, Fiesta de Nuestra Señora de Guadalupe, México, CONACULTA, primera edición, 2001.
– Sánchez Lacy, Alberto Ruy, Visiones de Guadalupe, México, Artes de México, revista libro de publicación bimestral, Número 29.
– Zarebska, Carla, Guadalupe, México, Debolsillo, primera edición, 2005.
– Zerón-Medina, Fausto, Felicidad de México, México, Clío, primera edición, 1995.


[1] Esta misma masiva conversión de los indios a partir de la aparición de la imagen en 1531 ha hecho dudar sobre la veracidad de las apariciones; y comenzar a creer en que podría haber sido un método utilizado por los misioneros para lograr atraer a los naturales a la fe, haciendo uso de su ya anterior culto a Coatlicue o Tonantzin en el cerro del Tepeyac, diosa sobre la cual paradójicamente se creía había quedado embarazada de Huitzilopochtli al ser tocada por una pluma en el vientre.
[2] Por este punto en especial es que se hace dudoso creer que la Guadalupe mexicana sea una copia o una calca de la Guadalupe española, pues se entiende que ya en el siglo XVIII se tenía claro que ambas eran dos advocaciones diferentes aunque con el mismo nombre.

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

38 pensamientos en “Nuestra Señora de Guadalupe: reina de México y emperatriz de América (II)

    • Muchas gracias amigo, me da gusto que te agrade y que te de nuevos datos esta serie de articulos sobre la Patrona de México, y claro espera los proximos articulos que aun faltan varios y tratare diversas tematicas.

  1. André,
    Muchas gracias por este segundo artículo sobre la Virgen de Guadalupe.
    Yo no entiendo muy bien qué tuvo que ver el ropaje de la Virgen con la masiva conversión de indígenas. Yo la veo como una mujer completamente vestida y con un manto que, cubriéndole la cabeza, le llega hasta los pies, así como las manos puestas en actitud de oración.
    Así es muy normal ver las imágenes de Maria en España; no es, a mi entender, algo propio de aquellas culturas en tu país en el siglo XVI.

    • Antonio respecto a eso, aunque voy a hacer un articulo dedicado unicamente a ese tema por lo extensot e explicare brevemente que los estudios iconograficos que se le han hecho a la imagen identifican que tiene todo un sistema de simbolos en sus vestiduras que para los indios si simbolizaban mucho, el color del manto era un color que solo usaban las madres de los grandes caciques, las flores de la ropa que recuerdan una pelea entre el bien y el mal, las estrellas, el color de piel de angel y de las plumas, el sol que recuerda al dios Tonatiuh todo eso tenia un simbolismo, realmente en la actualidad como tu bien dices no pasa de ser una Virgen completamente vestida con manto en la cabeza como todas pero para los naturales si tenia cierot significado si es que realmente se fijaron en ello, todo esto es lo que pone en duda la aparicion y la verdad del culto guadalupano y de que no se trata de una artimaña de los misioneros

      • De hecho, las estrellas del manto de la Virgen est{an en la posición en que estaban las constelaciones el 12 de diciembre de 1531. También es oportuno señalar que su vientre está ceñido por un cinto negro, igual al que utilizaban las mujeres embarazadas en la cultura azteca. Lo cual indica que el nacimiento de Cristo en México estaba por suceder. La flor de cuatro pétalos habla del quinto sol, del nuevo mundo que sucede a los cuatro soles que tuvieron un mundo con final de violencia y que augura armonia y la recapitulación de una nueva era. La luna a sus pies nos habla de que ella está en medio de la luna. En náhuatl, México significa “en el ombligo de la luna”, entonces, María está en el centro de México. Su ropa es de una nomble doncella azteca, su rostro no es indígena o español, sino mestizo, porque en ella se iban a amalgamar dos culturas distinatas. El único signo cristiano en ella es el broche del vestido en el cuello, con una cruz, lo que da a entender que su fe es la que traían los misioneros.
        Esto y más es lo que dice el código guadalupano, la tilma de San Juan Diego, la que fue observada por tantos índigenas aztecas, chichimecas, y que los convenció a recibir el bautismo. De 1525, año de la conquista de México Tenochtitlán, hasta 1531, año de las apariciones guadalupanas, la evangelización en estas tierras fue pobre y desalentadora, luego de la llegada de nuestra Señora de Guadalupe al cerrito del Tepeyac, el proceso fue más efectivo y rápido.

  2. Gracias, André, porque con este artículo has contribuido -creo- a corregir una duda que yo tenía, que es la siguiente:

    En España, tenemos una Virgen patrona en cada pueblo, ciudad, provincia y capital. Cada una de ellas diferente, de diferentes aspectos y advocaciones. Pero resulta que especialmente a partir del siglo XIX con el auge del Estado-nación liberal, se ha querido imponer a todos los españoles ciertas advocaciones marianas que en origen sólo pertenecen a un lugar, simplemente porque una minoría nacionalista española considera que todos los españoles tenemos que identificarnos con ellas. Ejemplos: la Virgen del Pilar de Zaragoza y la Virgen de Covadonga en Asturias. (Nota: cuando digo “identificarnos con ellas”, no me refiero a las Vírgenes en sí, que todas son la misma Virgen María, sino más bien con ciertos acontecimientos históricos y políticos relacionados con ellas, de ahí la hipocresía de esa imposición.)

    Gracias a Dios, eso ha sido un completo fracaso; con la excepción de la Virgen de Montserrat en Cataluña, que sí es la Virgen de todos los catalanes y además lo es porque ellos han querido. Pero allí donde se ha pretendido que el Pilar o la Covadonga fueran de todos los españoles, no ha prosperado. Cada uno, en nuestros pueblos, ciudades, provincias… seguimos teniendo nuestras advocaciones como propias.

    Yo pensaba que había pasado lo mismo con la Guadalupana en América: que por su celebridad se había impuesto a todos los latinoamericanos la que en principio era tan sólo una advocación mexicana. Ahora veo que quizá, fueron los mismos latinoamericanos los que la han aceptado como propia pese a proceder de México.

    No sé si me has entendido, pero gracias por sacarme de mi error.

        • “Meto la cuchara”:
          Por lo que yo tengo entendido (y de esto entiendo poco), fue el Papa Clemente XII (siglo XVIII) quién mandó componer el Oficio y la Misa propias de la Virgen del Pilar para España y que posteriormente, fue Pío XII (siglo XX) quién “dio la posibilidad” a las naciones de Hispanoamérica de celebrar la misma liturgia que se celebraba en España.
          Además, y es también lo que yo tengo entendido, que la Virgen del Pilar es la patrona de la Hispanidad, no de España ni de Hispanoamérica.

          • Eso tenía yo también entendido, Antonio. Además, estoy convencida de que los americanos antes preferirán de patrona a una advocación “autóctona” que “importada”. Siendo que ya es suficiente que la llamen “Guadalupe” cuando es más que probable que se debiese haber llamado “Coatlaxupe”; como concluimos en el artículo anterior de esta serie.

            La Virgen es la misma para todos, pero yo defiendo que cada pueblo, nación o territorio tiene derecho a sus propias advocaciones y cultos, sin necesidad de que nadie les imponga las foráneas.

        • La Virgen de Guadalupe fue considerada como patrona del continente americano, a la par de santa Rosa de Lima. Aunque por diferencias lingüisticas y económicas y otras más que no van al caso, llegaba al límite norte de México. Con el fenómeno migratorio hacia E.U. y Canadá, la devoción a la Santísima Virgen de Guadalupe se propagó a estos paises de lengua anglo y francófona, por lo cual, en 1999, durante su cuarta visita a México, el Beato Juan Pablo II, la declaró Patrona de América, es decir del continente americano, donde además de la raíz hispánica, también está la lusitana, en Brasil. Además, como alguien lo menciona en algún comentario, también es Patrona de las islas Filipinas.

          • El término de autóctono no es aplicable en este caso, pues la Virgen de Guadalupe no es solo para los índígenas, sino para todos los mexicanos, resultado del mestizaje de los naturales de este pais con los colonizadores. Ella es un crisol que amalgama dos culturas, varios idiomas, muchas formas de pensar. Su devoción no es solo local, pues como ella lo dijo en su aparicióna san Juan Diego, quiere demostrar su amor a todos los habitantes de estas tierras.

      • Pues ciertamente como ya te dijeron Antonio y Ana, David la Virgen del Pilar es patrona de la Hispanidad no de Hispanoamérica, y por si te queda duda todavia hace algunos años el beato Juan Pablo II en la basílica de Guadalupe le reitero el patronazgo sobre toda la América desde alaska hasta la patagonia y en el proximo articulo mencionare además su patronazgo sobre Filipinas de donde también es Patrona. Además sumale que la Virgen del Pilar salvo ciertas excepciones tiene poca devoción en América y es poco conocida además.

        • Añadir adémas que al menos aqui en México la liturgia del 12 de octubre no recuerda a la Virgen del Pilar más que como memoria libre, cosa que si fuera patrona de Hispanoamérica no seria memoria libre.

          • La Virgen del Pilar no tiene celebración liturgica en México, ni como memoria obligatoria ni como opcional

        • La Virgen del Pilar no tiene mucha fama ni es popular, pero si tiene algo de devoción. En guadalajara, Jalisco, tiene una iglesia dedicada y se celebra cada 12 de octubre, a pesar de ser la fiesta del Patronazgo arquidiocesano de nuestra Señora de Zapopan.
          Su patrozgo sobre la hispanidad es válido y lógico sobre los paises que hablan castellano puesto que es un idioma originario de España.
          Es oportuno el dato de que en América y particularmente cada país, la Santísima Virgen María ejerce un patronato total, en cada nación con una advocación determinada. Cosa que no sucede en Europa; que tiene por patrones a San Benito, Santos Cirilo y Metodio, Santa Brígida, Santa Teresa Benedicta de la Cruz, etc. De Italia es San Francisco, de España Santo santiago, de Polonia, San Estanislao, de Suiza, san Nicolás de Flue, de Francia, Santas Juana de Arco y Teresita.
          Lo importante en este caso no es lo europeo o americano, sino que es la misma Santa María, la Virgen Madre de Dios y Madre nuestra.
          Finalizo reconociendo que el amor que se tributa en este lado del Atlántico a nuestra Señora, se debe en gran parte, sobre todo en los paises de habla castellana, a el esfuerzo de muchos santos y heróicos misioneros que eran españoles.

    • Si he enteidjdo tu punto Ana y tienes mucha razón eso es lo que quice dar entender que no fue una imposicion, ya no puse el dato, pero fijate que hay santuarios y templos de la Virgen de Guadalupe mexicana en latinoamerica desde el siglo XVIII, en Argentina por ejemplo en este siglo encontraron una imagen de la Guadalupe mexciana consideraba “milagrosa” pues dicen que la misa Virgen Maria nse aparecio para darle un marco en que poner su imagen, y llego a tal grado su devoción en Santa Fe, Argntina que se le contruyo un santuario que actualmente es basilica y la imagen fue coronada tambien pontificalmente en 1928, lo que habla de que ciertaemtne el patronazgo sobre América de la Virgen no es solo una imposición sino una decisión de gran parte de los creyentes, igual en Perú se que tiene mucha devoción y nuestro buen Lucho me ha comentado que también en Colombia se le venera con especial devoción.

  3. ¿Y Nuestra Señora de Guadalupe tiene algún impacto entre los españoles? ¿o de plano es una advocación indiferente?

    Yo solamente he estado 3 veces en la Basílica de Guadalupe y ahí nos encontramos de todo. Desde enfermos; así como personas con muchas necesidades. Recuerdo que uno de los obispos mexicanos que fue a la Conferencia del Episcopado en Aparecida en Brasil y que entró a la casa de un obispo brasileño; se sorprendió el obispo mexicano al ver un cuadro de la virgen de Guadalupe en la capilla del obispo brasileño. A lo que el preguntó que ¿Por qué no tenía a la Virgen de Aparecida? lo que era mas lógico. A lo que el Obispo brasileño le contestó: Es que Guadalupe es Guadalupe.

    En lo personal aunque soy mexicano para mi las dos advocaciones que mas me gustan y mas devoción le tengo son la de Guadalupe y la de la Merced o Mercedes.

    • Emmanuel, con gran certeza no te puedo asegurar si tiene mcuho impacto lo que si te puedo decir es lo que yo vi, y vi que se venden estampas de ls Virgen de Guadalupe de México en Madrid, en la Colegiata de San Isidro labrador hay una cuadro de la Virgen y esas son las cosas que pude observar, más de eso seguro que podran decirnoslo Ana, Antonio y nuestros dempas compañeros españoles. Te dire que a mi en Perú me sucedio algo muy bonito una señora que vendia velas fuera del convento donde esta la tumba d San Martín de Porres, cuando me vio me pregunto de donde era y le dije que de México y lo que me dijo fue… la Virgen de Guadalupe y le conteste si es nuestra patrona, y entonces ella me dio dos veladoras porque me dijo que queria que yo las trajera por ella a la Virgen de Guadalupe, porque ella no podía venir pero que ella era muy devota de la Virgen y que su nieta se llamaba Guadalupe por la Virgen mexicana y que siempre le piden mucho, logicamente aepte las velas y las traje a ofrecer a la Virgen, del mismo modo en Cuba hay varias imágenes de ella en la catedral de la Habana y en otros sitios. Y yo también te dire que aunque soy mexicano yo la devoción mariana que más cercana tengo es la Virgen del Carmen, la Virgen de Guadalupe a pesar de no ser tan devoto de ella, siempre tendra un significado muy especial para mi por ser la advocación con la que comence a amar a María.

      • Como española, André, te digo que al menos en mi tierra, Valencia, la Virgen de Guadalupe no tiene devoción. Incluso las mujeres que he conocido que se llaman Guadalupe, que son pocas, celebran la Guadalupe española -venerada en Extremadura- y no la mexicana.

        Lo que viene a confirmar mi postura de que tenemos nuestras propias advocaciones y contra viento y marea, con ellas nos quedamos. Como lógicamente todo el mundo tiene derecho a hacer.

        • Gracias por ayudarnos a resolver la duda Ana, y pues era de esperarse que por alla tenga más devoción la Guadalupe española, eso si eh de decir que duyrante la época colonial se dice que en Sevilla si tuvo mucha devoción la Guadalupe mexicana, dicen que llego a haber hasta 100 imágenes de la Virgen en la ciudad en diferentes templos y conventos, no se actualmente que tanto sobrevivira este culto, lo más que se es que en el templo donde esta la Virgen de la Macarena hay un cuadro de ella, pero creo que sucede como aqi en México, hay muchos lugares donde si se tiene devoción a Virgenes españolas como la Covadonga o Monserrat pero ninguna tuvo la trascedencia que tienen las advocaciones autoctonas como Guadalupe, Zapopan, el Pueblito y muchas más.

          • En la catedral de Sevilla hay uma imagen de nuestra Señora de Guadalupe.
            Hasta hace algunos años, no se si siga la costumbre, cada 12 de diciembre la ciudad de Madrid mandaba uan ofrenda floral de rosas para la Virgen Morena.

          • Trabajé dos años en la basílica de Guadalupe, en la ciudad de México, y me tocó ver que a la fecha todavía traen la ofrenda floral con gaitas y traje típico español

  4. Me gustan mucho tus artículos André y este no es la excepción.

    Está muy bien detallado el proceso de patronazgo de la Virgen, fíjate que me recuerda que la Guadalupana es patrona de la las monjas Jerónimas por un curioso caso en Puebla, en el convento existente en la ciudad hubo una “epidemia” de epilepsia. Como no cesaban las dolencias de las monjas, decidieron sacar en procesión en el convento, una imagen de la Virgen rogándole las curara, al final milagrosamente se curaron y fue proclamada patrona de la orden.

    • Muchas gracias Montse ya habia escuchado sobre el patronato de la Virgen de las monjas jeronimas de Puebla pero no sabía el porque, ya que existe un famoso y hermoso oleo con ese tema que seguramente conoces, te agradezco el que me lo aclares, y pues agregas que no solo las jeronimas sino muchas mas congregaciones y ordenes tanto masculinas como femeninas la tomaran por patrona, ni que decir los jesuitas que desde su llegada se apropiaron de la difusión de su culto hasta transformarla en el simbolo nacionalista que conocemos.

      • Ya sé que la Virgen tiene más patronazgos que estrellas el cielo, simplemente comenté que su patronazgo sobre las jerónimas me parecía muy interesante. No era necesario que me hicieras tan innecesaria especificación.

        • Pues no era especificación Montse y tampoco lo hice a mal, sino era una forma de comentar lo amplio que es su patrocinio sobre ordenes religiosas el impacto que ha tenido, aunque se de antemano que lo sabes.

    • En verad me sorprendes con estos gozos Salvador, no pense que en Valencia también hubiera tenido veneración la Guadalupe mexicana, la imagen de esa Guadalupe venerada en aquel convento ¿ya no existe?, aqui en México como te puedes imaginar existe una gran gama de gozos a la Virgen vere si puedo hacer una recopilación de ellos y quizas dedicarles un articulo un día de estos.

  5. Veo cierta confusión La virgen de Guadalupe es declarada por Juan Pablo II como Reyna de México y emperatriz de américa y no hay ciudad en México que no tenga por lo menos un templo dedicado a la virgen de Guadalupe por decir un ejemplo: La catedral de Parral Chih. estA consagrada a la virgen de Guadalupe, la Catedral de Gomez Palacio Dgo. también asi como la catedral de ciudad Juárez esta dedicada a ella eso sin contar los pueblos que estan cercas que en su mayoria tiene a la Guadalupana como patrona y no lo es impuesta es sugerida por los mismos fieles, en cuanto a Ntra. Señora del Pilar tengo entendido que se celebra el 12 de octubre que es el Dia de la raza o bien de la Hispanidad!!!
    Como dato curioso aqui en ciudad Juárez existe un poblado ahora colonia llamada Zaragoza y la Parroquia esta dedicada a Nueestra señora del Pilar al igual q la de Zaragoza España!!!

    • El 12 de octubre efectivamente es la fiesta de la Virgen del Pilar y de la Hispanidad, pero mejor olvida eso del “Día de la Raza”, una aberración anacrónica y -lógicamente- racista que ya no tiene cabida en el mundo contemporáneo, gracias a Dios.

  6. A ver, yo soy española concretamente de Sevilla, y tengo que decir que en ésta bendita ciudad, “llamada la tierra de María Santísima” no tenemos un convento, parroquia o iglesia en la que no haya una imagen de Ntra. Sra. de Guadalupe, pero la mexicana, traidas a lo largo de los siglos XVII y XVIII, formado parte de la valija de la cantidad de funcionarios y clérigos españoles afincados en la Nueva España. Como muestra un botón: concretamente en el barrio de Triana, en la parroquia de Ntra. Sra. de la O hay un precioso retablo de cerámica del siglo XVIII de la Virgen de Guadalupe, la de México, que yo, que visito esa iglesia desde chiquitita os aseguro que creo que mi devoción a esa Virgen viene de ahí. Seguramente, como en España hay una advocación de María para cada ciudad o pueblo se puede pensar que la Virgen de Guadalupe no es conocida pero os aseguro que sí, y de todas formas, es la Virgen María, la Madre de Dios, sea cual sea su nombre.
    “Si quieres que tu dolor se convierta en alegría, no te olvides pecador de decir AVE MARÍA”

    • Carmen muchas gracias por rectificar lo que dicen mis fuentes de que ya en la época colonial en Sevilla había cerca de 100 imágenes de la Virgen de Guadalupe en esa ciudad y veo que aun las conservan y seguro hay más, que bueno que la Reina de los Mexicanos sea tan apreciada por ti.

  7. Estoy muy impresionado por la pintura principal de esta pâgina,sin embargo no sê nada respecto a los escudos y personajes que aparecen alrededor de la virgen. He buscado informaciôn al respecto y no he encontrado nada. ¿Podrîa alguien darme alguna pista? Por favor!!!

    • Claro con mucho gusto Profesor Luis, mire en la parte superior a los lados de la Virgen están San Pedro y San Pablo, y en la parte baja de la imagen arrodillados ante ella están de izquierda a derecha, el arzobispo de México, el Papa S.S. Benedicto XIV quien proclamo su patrocinio sobre la Nueva España, el Rey de España y el Virrey de Nueva España, en las cuatro esquinas están las cuatro apariciones de la Virgen y en la parte más baja una vista de la antigua Basílica, y a los lados de esta vista al lado izquierdo esta el escudo Papa y al otro lado el escudo imperial del Rey de España.

  8. Y falta decir de la consagración de Polonia a la Siempre Virgen María de Guadalupe, pedida por ellos mismos, los polacos.

    Si han leído el Nican Mopohua entenderán el porque de las cosas.

    En mi tierra, la Huasteca Veracruzana, se canta el Xochipitzahuatl (flor menudita) en su honor.

  9. Estimado Andre Efren,

    Me llamo Gustavo Almeida-Santos y trabajo para Empty SL, una empresa española especializada en montajes expositivos, que en estos momentos se encuentra realizando, a instancias de Canal de Isabel II Gestión, el proyecto museográfico de instalación de la exposición que sobre la figura de Hernán Cortés se celebrará a partir del mes de diciembre en Madrid.

    Con motivo de dicha exposición se está editando un catálogo dirigido por los comisarios D. Martín Almagro y Gorbea y Dña. Cristina Esteras, en el que participan más de cincuenta autores de ámbito internacional. Uno de los cuáles nos ha indicado que, para ilustrar su texto , le gustaría utilizar la siguiente imagen que se encuentra en su pagina web:

    http://www.preguntasantoral.es/2012/04/virgen-de-guadalupe-mexico-ii/foto2-2/

    Hemos intentado encontrar la procedencia de la imagen pero no ha sido posible. Precisaríamos no sólo la autorización para que pueda ser reproducida, sino imagen digital de calidad (300 dpi a máximo tamaño) para su inclusión en la publicación.

    Agradeciendo de antemano su colaboración, le saluda atentamente,

    Gustavo Almeida-Santos

    http://www.empty.es

Deja un comentario