La tortuga

Ejecución de Giles Corey, acusado de brujería en Salem (EEUU) por el suplicio de la tortuga. Se hizo famoso por repetir constantemente la frase “¡Más peso!” a sus verdugos hasta que fue aplastado.