San Alejandro de Svir, egumeno ortodoxo

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Icono ortodoxo ruso del Santo, en su atuendo de egumeno.

Icono ortodoxo ruso del Santo, en su atuendo de egumeno.

La biografía de San Alejandro Svirskij fue redactada por un discípulo suyo, llamado Erodión, que lo hizo sólo doce años después de su muerte, o sea, en el año 1545; y que llegó a sucederle en la dirección del monasterio. Esta obra es de un gran valor, ya que quien la escribió conoció personalmente a San Alejandro. El inspirador de esta biografía fue el metropolita Macario, que ya entonces preparaba la canonización del Santo, prácticamente recién muerto. Esta Vita se inspira en las biografías de los santos Sergio de Radonezh, Cirilo Beloozerskij y Barlaám Chutinskij y a ella se le aportaron algunas notas adicionales cuando en el año 1641 fueron encontradas sus reliquias.

Alejandro nació el día 15 de junio del año 1448 en un pueblecito de la región de Novgorod, que está situado en la confluencia de los ríos Svir’ y Ojat’, frente al monasterio Ostrovskij, dedicado a la Presentación de la Santísima Virgen en el Templo. Sus padres se llamaban Esteban y Vassa y eran unos agricultores muy modestos y devotos, los cuales se aseguraron de que sus hijos recibieran una educación cristiana. Cuando él nació, el resto de sus hermanos ya estaban casados, luego fue un niño pequeño rodeado de hermanos adultos, al que impusieron el nombre de Amós en el acto de su bautismo.

Aunque por naturaleza no se sentía atraído por los estudios, como desde niño sintió un gran amor hacia la Virgen, por ella, se dejó instruir interesándose especialmente en las Sagradas Escrituras, para lo cual, tuvo que aprender a leer y a escribir. Un día, cerca de su casa, se encontró son unos monjes del monasterio Valaam y entre ellos estaba un famoso starec, al que Amós le reveló su deseo de consagrarse completamente a Dios. Sin embargo, sus padres tenían otros planes y querían que su hijo contrajese matrimonio al igual que sus hermanos. Amós, con muchísima astucia consiguió la bendición de sus padres para que pudiera seguir a los monjes hasta el monasterio de Valaam, pero no para que se hiciera monje.

Visión de la Santísima Trinidad. Icono ortodoxo venerado en Misnk (Bielorrusia).

Visión de la Santísima Trinidad. Icono ortodoxo venerado en Misnk (Bielorrusia).

Atravesando el río Svir’, en la orilla del lago Ropscinskij, sintió interiormente una voz misteriosa que le comunicaba que en aquel mismo lugar fundaría algún día un monasterio. Él siguió a los monjes y con veintiséis años de edad pronunció sus votos monásticos tomando el nombre de Alejandro y con gran empeño, el joven monje se dedicó a practicar la virtud de la obediencia, de la humildad y del trabajo manual. Después de tres años de vida religiosa oculta, los habitantes de la región se dieron cuenta de la presencia de Alejandro en el monasterio e informaron a sus padres acerca del lugar donde se encontraba su hijo y cómo había realizado la profesión religiosa. El padre entró en cólera y se fue al monasterio con el propósito de llevarse a su rebelde hijo a casa. Para evitar encontrarse con su padre, Alejandro decidió no abandonar en ningún momento su celda y sólo por obediencia al egumeno del monasterio consintió encontrarse con su padre.

Durante la charla entre padre e hijo, éste no sólo se encargó de tranquilizar a su padre, sino que lo convenció para que tanto él como su madre abandonaran el mundo y abrazaran la vida monástica. Los padres siguieron la invitación de su hijo, y así, el padre entró en el monasterio Ostrovskij – el que estaba frente a su pueblo natal – tomando el nombre de Sergio y su madre se hizo religiosa en un monasterio femenino cercano, asumiendo el nombre de Bárbara.

Alejandro se sintió mucho más aliviado y feliz y se dedicó a llevar una intensa vida ascética, suscitando la admiración de todos los monjes de Valaam, que, ya de por sí, eran bastante exigentes. Pero deseando vivir en completa soledad, se retiró a una isla desabitada dentro del lago, que inmediatamente fue conocida como la isla santa. En ella permaneció durante trece años viviendo completamente solo. Aún hoy en día, en esa isla, se conservan los rastros de su vida austera: un habitáculo construido en el interior de una gruta pequeñísima y muy húmeda, situada en una grieta de una roca en la ladera de una montaña muy empinada, a la que es completamente imposible acceder, salvo escalando por la roca y en la que solo cabe una persona. También se conserva una tumba que él había excavado con la intención de ser algún día sepultado en ella. Durante su estancia solitaria, tuvo una visión en la cual vio que muchos ascetas se reunían en torno a él y que él mismo se había convertido en su guía espiritual.

Vista del cuerpo incorrupto del Santo tal cual se venera en el monasterio Svirskij.

Vista del cuerpo incorrupto del Santo tal cual se venera en el monasterio Svirskij.

Un día, se acercó a la isla un cazador que perseguía a un ciervo: era el boyardo Andrés Zavalisim, que se entretuvo con el monje solitario hablando sobre temas de espiritualidad y que decidió quedarse con él en la isla. Andrés era muy conocido y cuando sus vecinos y amigos se enteraron de su decisión y de que su ejemplo había sido seguido también por su hermano Juan, empezaron a acudir a la isla numerosos aspirantes que querían seguir su ejemplo llevando una vida monástica, lo que hizo que Alejandro se planteara construir un monasterio. Preparó algunas celdas y una pequeña iglesia de madera que dedicó a la Santísima Trinidad, pero necesitaban tener consigo a un sacerdote y a alguien que estuviese preparado para ser el egumeno de aquel nuevo monasterio. Por eso, San Serapión, arzobispo de Novgorod, ordenó de sacerdote a Alejandro, designándolo al mismo tiempo como egumeno del monasterio que se estaba construyendo.

Alejandro, como superior, daba ejemplo de una gran laboriosidad y de una perfecta observancia de la vida monástica: se dedicaba a buscar el agua y a recoger la leña para cocinar, hacía el trabajo de panadero, sembraba el trigo y lo segaba y muchos otros trabajos manuales, sin abandonar nunca ni sus tareas religiosas ni el socorrer a todos los necesitados que acudían solicitando ayuda. Pero como el número de monjes crecía sin cesar, fue necesario construir nuevas celdas, un refectorio, un molino, un cementerio y una iglesia de piedra que fue dedicada a la Protección de la Madre de Dios.

Alejandro llevaba siempre puesto un hábito muy pesado y hecho de parches de tela, dedicaba casi toda la noche a la oración y al trabajo, llegando incluso a realizar de noche los trabajos se siega del trigo y del centeno. A semejanza de San Teodosio de la Laura de las Grutas de Kiev, exigía a sus monjes una observancia escrupulosa de la vida monástica. Por las noches, pasaba junto a las celdas de los monjes y si sentía que algunos de ellos charlaban entre sí, a la mañana siguiente, los llamaba para exigirles responsabilidad e incluso imponerles severas penitencias.

Detalle de la mano incorrupta del Santo.

Detalle de la mano incorrupta del Santo.

Viendo cercano el fin de sus días, eligió a cuatro hieromonjes, uno de los cuales, según dictara el designio divino, habría de sucederle en la dirección del monasterio. En su testamento, se dirigía al metropolita Macario, rogándole protegiera a sus monjes y al que fuera posteriormente su sucesor. Hasta los últimos días de su vida, muchos devotos recurrieron a él para solicitarle consejos y recibir su bendición. Murió el día 30 de agosto del año 1533, con ochenta y cinco años de edad y pronunciando la invocación: “Recibe, Señor, mi espíritu”.

Trece años después de su muerte, fue inscrito en el catálogo de los santos y en el 1641, al ser exhumado, se encontró su cuerpo completamente fresco e incorrupto, como puede apreciarse en algunas de las fotos que ilustran este artículo. Hasta finales de los años veinte del siglo pasado, sus reliquias se custodiaban en una urna de plata en la catedral de la Transfiguración del monasterio Svirskij, pero la urna fue requisada por los bolcheviques, que sin embargo, respetaron su cuerpo. Hoy se encuentra dentro de una urna de madera. Su memoria litúrgica se celebra el 30 de agosto.

La importancia espiritual de San Alejandro de Svir es comparable a la de San Sergio de Radonezh, pues fue el maestro de una multitud de santos y de ascetas de las regiones nórdicas de Rusia, entre los cuales podemos reseñar a San Adrián Ondrusovskij, Santos Nicéforo y Genadio Vazeozerskie, San Alejandro Kutskij, San Jonás Jazezervskij, San Atanasio Sjandemskij y muchos otros.

Detalle de los pies incorruptos del Santo.

Detalle de los pies incorruptos del Santo.

Su iconografía sigue los cánones de la representación de los santos monjes ortodoxos. La visión mística que tuvo de la Santísima Trinidad aparece en algunos de sus iconos, inclinándose ante tres ángeles, apareciendo en el fondo su celda de madera o un bosque.

Antonio Barrero

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

23 pensamientos en “San Alejandro de Svir, egumeno ortodoxo

  1. He de admitir que la incorrupción del cuerpo de este egumeno es, cuanto menos, impresionante. ¿Sabes si lleva algún tratamiento conservador, o está tal cual se le enterró?

  2. Las vidas de los monjes casi siempre me han llamado la atención por las circunstancias en que se unieron a la religión, casi siempre con la oposición de sus padres o siendo hijos últimos, como parte del diezmo de aquellos a la iglesia según las costumbres antiguas, pero el caso del santo de hoy es la primera circunstancia y qué valor para hacerlo. Sin duda cumplió a rajatabla el mandamiento del Señor: Si amas más a tus padres que a mí, no eres digno de mí.

    El estado de conservación del cuerpo es asombroso, la piel se ve tan natural, claro, momificada y deshidratada, sin duda recibió algún tipo de tratamiento o durante los primeros años de sepultura lo estuvo en barro o arcilla que como todos sabemos, son conservantes naturales.

    El estilo de vida del santo sin duda estuvo en sintonía con el lema Ora et labora, que resume perfectamente la vida del monje y del anacoreta en general, en perfecto equilibrio entre la espiritualidad y el mundo material.

    No agrego más, ya todo está dicho. Excelente artículo, amigo.

    Sólo un detalle, la visión de la Trinidad concuerda con los arquetipos ortodoxos, a Dios nadie lo ha visto y sólo en Jesucristo tenemos una representación de la divinidad encarnada, mas no del Padre y del Espíritu Santo, por lo tanto si aparecen juntos lo es bajo la forma de los tres ángeles que visitaron a Abraham.

    • Empiezo por lo último, Alejandro; efectivamente, los ortodoxos representan a la Santísima Trinidad como tu muy bien dices, conforme al pasaje “del encinar de Mambre” del que habla el Génesis, 18, 1-2. Sin embargo, en algunas iglesias de determinados países como Rusia, se empiezan a ver representaciones como las nuestras. Yo prefiero las típicamente ortodoxas. A mi me dice mucho el pasaje del Génesis porque dice que “los vio y lo adoró”, lo que da a entender que viendo a tres, adoró a uno.

      Y con respecto a la conservación del estado del cuerpo del santo, te diré que nunca ha recibido ningún tratamiento de conservación, aunque si es verdad que siempre ha estado en un ambiente muy frío. Es posible, como tú también apuntas, que su primera sepultura fuera en un terreno propenso a la conservación, pero no en arcillas ya que estas son por su propia naturaleza impermeabilizantes y absorbentes de fluidos, pero no conservantes.

      • Hello,
        about 5 days ago I didn’t know about the existence of the saint, but incindentally I visited this saturday the Icon Museum in Frankfurt, where I have seen an icon of St. Alexander, pictured on an island, near the plan of a monastery. What a nice coincidence!
        The preservation of the body is incredible. I should add that even if the ground is muddy and the climate is cold, it would be difficult to explain why the other bodies are corruptible. And if they aren’t, I think the monks in the area would know about the phenomenon and will not act like in front of a miracle.
        Congratulations for the article, Antonio. Always I learn a lot when I am reading on this website.

        • Pues si que ha sido una coincidencia: que hace cinco días conocieras a este santo y que hoy hayamos escrito sobre él. Te diré que en Rusia es un santo muy famoso y es considerado un gran taumaturgo.

          No se si será por causas sobrenaturales o si existe una explicación científica que explique el por qué el cadáver se encuentra en esas condiciones después de más de cuatro siglos, pero la realidad es la que es: es uno de los casos más increibles de cuerpos incorruptos y te lo dice alguién que ha visto más de uno y que ha leido mucho sobre este tema.

  3. Toño:
    Las vidas de los santos monjes orientales siempre es fascinante. Algunos por su sencillez extrema y otros por lo admirable de su vida y sus portentos. Me parece que en estos casos ellos viven más a profundidad los consejos evangélicos de pobreza, castidad y obediencia.
    Sus vidas, como ahora la de San Alejandro, debieran ser un acicate para loso muchachos y muchachas que no encuentran un sentido a su vida y que desperdician sus talentos y juventud en antros, fiestas, alcohol y drogas. Decir que a sus 27 años se consagró a Dios significa que dio un sentido pleno a su existencia, pues fuera de Dios nada vale la pena. Lo difícil es para nosotros los adultos, hacer que Dios sea atractivo para los jóvenes y no sólo atractivo, sino que lo aman y se sientan amados por el.
    No dejé de pensar en cierto paralelismo, aunque más corto y menos drástico, con San Bernardo. Al igual que él, San Alejandro logró que su familia siguiera a Dios.
    Es muy admirable la consevación de su cuerpo. Me da la idea de que este fanómeno se da más entre los santos orientales que entre los accidentales. Muchos opinan que este fenómeno sucede no por causas sobrenaturales, sino por efectos de medios naturales como opinaba Alejandro. Yo pienso que Dios bien puede hacer fenómenos mediante procesos naturales, al fin y al cabo él es el Creador y Diseñador supremo, que puede romper las reglas y hacer desatinar un poco a los racionalistas. ¿No nos salvó mediante su HIjo hecho hombre, con un cuerpo con carne y sangre como la de cualquier ser humano? Y aunque la consevación no sea una característica obligatoria para todos los santos, si es una señal sensible de la mano de Dios en la materia de su creatura.

    • La única semejanza que hay entre San Alejandro de Svir y San Bernardo de Claraval, es que siendo jóvenes, ambos se hicieron monjes. San Bernardo atrajo junto a si a treinta personas (entre miembros de su familia y amigos) y todos entraron a la vez al monasterio de Citeaux y aquí has visto que San Alejandro lo tuvo más difícil porque sus padres se opusieron, luego la coincidencia es que ambos, siendo jóvenes, se hicieron monjes. Sobre San Bernardo publicaremos tres artículos en el mes de agosto.
      Y en cuanto a lo de la incorruptibilidad, cierto es que Dios todo lo puede, pero también es cierto que las condiciones climáticas del enterramiento influyen y mucho. Tanto el mucho frio como el mucho calor seco contribuye a ello.

  4. Apenas me doy cuenta de algo que jamás había prestado atención, o mejor dicho ni me di cuenta. “Vio a tres y adoró solo a uno”?????? Por qué???????

    En cuanto a San Alejando es de admirar su vida como la de muchos monjes que he conocido en este blog. Pero eso de construir o cavar una tumba cuando vivió en la isla 13 años de soledad ¿pues quién lo iba a enterrar? jajaja

    Que bueno que los bolcheviques respetaron sus reliquias y se interesaron por la plata, cosa semejante pasó con otro sato ortodoxo hace unas semanas si mal no recuerdo que estaba sentado en una silla de plata y gracias a Dios se evitó sangre cuando los monjes entregaron a los bolcheviques la silla de plata. Cuanta sensatez por parte de los monjes.

    • “El ver a Tres y adorar a Uno” es interpretado por los exágetas como que realmente a Abrahán se le presentó la Santísima Trinidad en forma de ángeles. Uno en esencia y Trino en personas. Ese es el motivo por el cual los ortodoxos representan así este divino misterio.

      Y en cuanto a lo de excavar su tumba en vida, supongo que ya pensaría él que alguien lo sepultase: enterrar a los muertos es una de las obras de misericordia, ¿no?

  5. Muchas gracias Antonio. Abundando en el comentario hecho respecto a la no agresión de los bolcheviques en atacar al cuerpo del santo y perseguir sólo lo que de material hubiera de valioso me pregunto si esta fue una conducta generalizada entre ellos. Demasiado acostumbrados estamos a leer historias de vejaciones incalificables a reliquias corpóreas en los días de los sucesos de 1936 entre muchos de lso grupos que componían el Frente Popular en España y me gustaría dilucidar si no fue esta la línea de actuación de los bolcheviques.

    • Si, si. En Rusia y otros países comunistas fueron profanados los cuerpos de muchos santos e incluso, algunos que estaban incorruptos, fueron utilizados como cobayas para experimentar con ellos. Fue por ejemplo el caso de San Andrés Bobola (que es un santo católico) y cuyo cadáver pudo recuperarse posteriormente.

  6. Gracias Antonio por darnos a conocer a este hermano ortodoxo, me ha gustado mucho conocer su vida, ver sus reliquias tan bien conservadas y sobre todo el tipo de vestimenta que lleva puesta y con la que es representado en la diferentes pinturas e iconos, si no me equivoco veo símbolos de la pasión, ¿significa esto algo en especial?

    • Aunque ahora no recuerdo como se llama, esa es una especie de estola que llevan puestos los egumenos y egumenas ortodoxos, tanto en vida como después de muerto.
      Buscaré más información sobre este tema y te la facilitaré por e-mail.

  7. Santos Grandes tienen nuestros hermanos los ortodoxos, tan solo con ver el cuerpo, sin ni siquiera leer su historia se nota que Dios puso su mirada mas honda en este pobre monje, y me pregunto, su historia aparece unos dias despues de que los catolicos romanos celebramos el misterio de la Santa Trinidad, ya estaba planeado o es pura coincidencia?

    • No se si será excesivo mi atrevimiento, pero yo diría que en Oriente se han producido muchísimos más casos de santidad monacal que en Occidente y es por eso que a mi no me extraña encontrarme con ejemplos como este, algunos de los cuales ya hemos reseñado en este blog y, si Dios quiere, lo haremos con muchos más. Por ejemplo, ya está montado un artículo sobre el célebre San Sergio de Radonezh.

      Y en cuanto a tu pregunta sobre si se ha puesto intencionadamente este artículo en este día cercano a la celebración de la Trinidad, tengo que decirte que no, porque de hacer sido así lo hubiéramos puesto cercano a la celebración de la Trinidad según el calendario juliano, que es el vigente en Rusia. Sobre la Trinidad publicaremos algo en respuesta a una pregunta en uno de los próximos artículos llamados “articulo ensalada”.

  8. Pues a parte de su vida lo más impresionante es el estado de su conservación como bien dices Antonio pocos son los incorruptos que se ven a ese grado de conservación parece un difunto reciente no de tantos siglos como el caso de este santo, a mi también del mismo modo me llamo mucho la atenció ese escapulario con tantos simbolos que usa el santo.

    • David, André,
      Esa prenda por la que preguntais se llama “Analavos” (άνάλαβος) y está adornado con los instrumentos de la Pasión de Cristo. Toma su nombre de la palabra griega αναλαμβάνω (“asumir”), que sirve como un recordatorio constante para el que lo lleva de que él o ella debe “tomar su cruz cada día” (Lucas 09:23). Le recuerda al egumeno o egumena que está “crucificado con Cristo” (Gálatas 2:20).

      Con respecto a cada imagen en los analavos, el gallo representa “el gallo que cantó” (Mateo 26:74, Marcos 14:68 Lucas 22:60, Juan 18:27), después de que San Pedro hubiera “negado tres veces” a su Maestro y Señor (Juan 13:38). La columna representa la columna a la que Pilatos ató a Cristo “cuando le azotó” (Marcos 15:15). La corona de guirnaldas de la Cruz representa la “corona de espinas” (Mateo 27:29, Marcos 15:17, Juan 19:02) que “los soldados entretejieron” (Juan 19:02) y “pusieron sobre su cabeza” (Mateo 27:29). El poste vertical y transversal del haz representan los estípites y el patíbulo que formaron “la cruz de nuestro Señor Jesucristo” (Gálatas 6:14). Las cuatro puntas en el centro de la Cruz y el martillo debajo de su base representan los “clavos” (Juan 20:25) y el martillo con el que “lo traspasaron” (Salmo 21:16, Juan 19:37) “las manos y los pies” (Lucas 24:40). La base de la cruz sobre la que se coloca representa “el lugar, que se llama Calvario” (Lucas 23:33), o “Gólgota “, es decir, el “Lugar de la Calavera” (Mateo 27:33), “y allí le crucificaron” (Juan 19: 18). El cráneo y las tibias cruzadas representan “el primer hombre Adán” (I Corintios 15:45), que según la tradición “regresó a la tierra” (Génesis 03:19). La placa en la parte superior de la cruz representa el inri, el “título” (Juan 19:19-20), con “el sobrescrito de su acusación” (Marcos 15:26), que “Pilato escribió” (Juan 19: 19) “Y pusieron sobre su cabeza” (Mateo 27:37), “Jesús de Nazaret, el Rey de los Judios” (Juan 19:19), que “estaba escrito en letras griegas, y latinas y hebreas “(Lucas 23:38), las tres lenguas son una alusión a las tres hipóstasis “del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo” (Mateo 28:19). La caña representa el “hisopo” (Juan 19:29 ) en la que se puso “una esponja mojada en vinagre” (Marcos 15:36), que fue luego “puesta en su boca” (Juan 19:29). La lanza representa el “hierro que le abrió el costado”, “y al instante salió sangre y agua “(Juan 19:34). La placa en la parte inferior de la cruz representa el supedaneum de Cristo, “estrado de sus pies” (Salmo 98:5), “el lugar donde sus pies se han mantenido” (Salmo 131:7).
      Según una tradición, en el momento en que “Jesús clamó con grande voz y entregó el espíritu” (Marcos 15:37). Con el espasmo de su muerte violenta se convulsionaron las piernas, desalojando su reposapiés de manera tal que un extremo apuntó hacia arriba, lo que indica que el alma del ladrón penitente, San Dimas, “el que está en su mano derecha” (Marcos 15:27) sería “llevado al cielo” (Lucas 24:51), mientras que el otro extremo, apunta hacia abajo, lo que indica que el alma del ladrón no arrepentido, Gestas, “el otro a su izquierda” (Marcos 15:27), sería “arrojado al infierno” (Lucas 10:15). La escalera y las pinzas bajo la base de la Cruz representan los medios usados por San José de Arimatea, un “hombre rico” (Mateo 27:57), quien “pidió el cuerpo de Jesús” (Mateo 27:58 y Lucas 23:52), “y lo bajó” ( Lucas 23:53).

      Las letras griegas que aparecen en la analavos son abreviaturas de frases que ensalzan la Cruz como “el poder de Dios” (I Corintios 1:18). De arriba a abajo son:
      ΟΒΤΔ – Ό Βασιλεύς της Δόξης – “El Rey de la gloria”,
      ΙC XC NIKΑ – Ιησούς Χριστός νικά – “Jesucristo conquista”,
      ΤΤΔΦ – Τετιμημένον τρόπαιον δαιμόνων φρίκη – “Honrado por el trofeo, el terror de los demonios”
      ΞΓΘΗ – Ξύλου γεύσις θάνατον ηγαγεν – “La cata del árbol que ha provocado la muerte”
      CΞΖΕ – Σταυρού Ξύλω ζωήν εύρομεν – “A través del Árbol de la Cruz hemos encontrado vida ”
      ΦΧΦΠ – Φως Χριστού φαίνοι πάσι – “La luz de Cristo ilumina a todos”
      ΘΘΘΘ – Θεού Θέα Θείον Θαύμα – “El visión de Dios, un milagro divino ”
      ΤCΔΦ – Τύπον Σταυρού δαίμονες φρίττουσιν – “Los demonios temen el signo de la Cruz”
      ΑΔΑΜ – Αδάμ – “Adán”
      ΤΚΠΓ – Τόπος Κρανίου Παράδεισος γέγονε – “El lugar de la calavera se ha convertido en el Paraiso ”
      ΞΖ – Ξύλον Ζωής – “El árbol de la vida”.
      Hay otros signos y abreviaturas que pueden aparecer en los analavos, pero estos son suficientes para demostrar que esta prenda sagrada proclama silenciosamente “la predicación de la cruz” (I Corintios 1:18 ) a través de su simbolismo místico, pero haciéndole ver a quién lo lleva, “lejos esté de mí gloriarme, sino en la cruz de nuestro Señor Jesucristo, por quien el mundo me ha crucificado a mí, y yo al mundo” (Gálatas 6:14) .

      • Vaya pues que sumamente interesante es el significado de esa prenda usada por los egumenos, muy rica y llamativa por la forma en que se representa. Muchas gracias Antonio

        • Sabes que siempre que te interese algún tema, solo tienes que decirlo y en la medida en que se pueda, siempre buscaremos una explicación.

      • MUCHAS GRACIAS ANTONIO, sobre todo por las molestias que te has tomado para explicarnos el significado de esta llamativa vestimenta de los egumenos, sin duda alguna recuerda a estos monjes ortodoxos la pasión de nuestro Señor y la cruz del día a día.
        Te pasaré Antonio, una lamina que tengo que muestra con muchos detalles todos estos símbolos de la pasión.

  9. Aunque soy un lector bastante habitual no suelo escribir comentarios, eso no quiere decir que me pasen desapècibidas las lecturas, al contrario practicamente todas aportan unas enseñanzas y ejemplaridades muy a tener en cuenta y quiero resaltar de San Alejandro de Svid la espiritualida, su vida convertida en un eterno sacrificio y su desinteres por las cosas terrenales y es aqui donde me gustaria resaltar que podia enseñar algo a combatir la mala imagen que despiertan muchos eclesiasticos materialistas y torpes en estos momentos que nos ha tocado vivir.

    • Gracias por tu comentario y me alegra que hayas encontrado elementos de la vida de San Alejandro que te hayan llamado la atención y el interés personal.

      Tocas un punto importante cuando hablas de los eclesiásticos materialistas (yo añado que cuanto más alto esté en el escalafón, posiblemente, más materialista será), ya que hay muchos curas y religiosos de barrios, de calles, comprometidos en obras sociales, que de materialistas tienen bien poco. Y esos que lo son (poderoso caballero es don dinero como ya decía Quevedo), no será porque no tienen ejemplos de personas desprendidas dentro de la misma Iglesia, empezando por el mismísimo Cristo.
      Lo que pasa es que tunantes los hay en todos sitios y en la Iglesia también abundan. Si eres español, conocerás a más de un jerarca que se destaca más por eso que por su entrega a los pobres. A ver si el Papa Francisco coge el “látigo eléctrico” y pone a más de uno en su sitio, empezando por los muchos que les están más cercanos: la Curia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA

*