Contestando a algunas breves preguntas (XI)

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Procesión con las reliquias de los beatos mártires en la magna beatificación de Tarragona del 13 de octubre de 2013.

Procesión con las reliquias de los beatos mártires en la magna beatificación de Tarragona del 13 de octubre de 2013.

Pregunta: Recientemente se han beatificado en Tarragona a un numeroso grupo de mártires españoles del siglo pasado. ¿Me podríais decir qué trámites se siguen hasta conseguir la beatificación de una persona que ha muerto por su fe?

Respuesta: Yo creo que, grosso modo, muchas veces hemos hablado de este tema, pero resumiremos algo: para que una persona sea declarada mártir y posteriormente beatificada, no es necesario ni el proceso de virtudes heroicas ni la realización de ningún milagro, sino que se demuestre de manera fehaciente que hubo martirio. Para esto hay que recoger todas las pruebas posibles que demuestren que esa persona aceptó voluntariamente el martirio y que quien lo martirizó lo hizo por odio a la fe. Esto es fácil de decir, pero no es tan fácil de hacer.

Cuando se da este caso, se abre un proceso, bien a nivel diocesano o a nivel de la Congregación a la que perteneciera el presunto mártir. Hay que averiguar y probar todas las circunstancias que rodearon la muerte de esa persona y una vez que esté suficientemente probado, bien por testigos, documentos, estudios forenses y otras pruebas, se redacta lo que llamamos la “positio” y toda la documentación se envía a la Santa Sede, concretamente a la Congregación para las Causas de los santos. Este trabajo recopilatorio de pruebas, cuantas más y más claras, mejor, normalmente dura varios años, es un procedimiento muy largo y muy complejo y ha de realizarse con el máximo rigor posible. Está claro que se investiga más y mejor cuando en esa Causa va una sola persona o relativamente pocas, porque cuando la Causa es muy numerosa es muy difícil indagar con rigor en cada caso, o sea, uno por uno. Eso es lo que debe hacerse y eso supongo que es lo que siempre se hará.

Cuando la Causa ha llegado a la Congregación vaticana, pasa a las manos de lo que se llama un “colegio de relatores”, que es quien las recibe y se la asigna a uno de ellos – como en los juzgados – y es el relator asignado el que tiene que empaparse de toda la documentaron recibida y, si lo ve claro, hacer una ponencia bien fundada sobre el presunto martirio. Esta ponencia se lleva a una comisión de teólogos, los cuales la votan. Si el voto es favorable, entonces la ponencia y toda la documentación pasa a los cardenales y obispos de la Congregación.

La comisión de cardenales y obispos de la Congregación para las Causas de los Santos, cuando recibe la ponencia, tiene que estudiarla y votarla y si ven claro que hubo martirio en la muerte de ese siervo de Dios, se lo presentan al Papa que, si lo estima oportuno – lo que casi siempre ocurre ya que el tema le llega muy estudiado – promulga el decreto reconociendo el martirio y ordenando la beatificación del mártir. Desde que el Papa hace ese reconocimiento ya hablamos de mártir y no de “presunto” mártir. Después, es cuestión de ponerle fecha a la ceremonia de beatificación.

Icono ortodoxo ruso de los Santos Andrés de Creta y María Egipcíaca.

Icono ortodoxo ruso de los Santos Andrés de Creta y María Egipcíaca.

Pregunta: Quisiera saber cuántos y cuáles santos tienen el nombre de Carlos y cuantos el nombre de Andrés y si existe alguno con el nombre compuesto Carlos Andrés. Gracias.

Respuesta: Esta pregunta no es fácil de contestar, pues aunque pongo a los mas conocidos, quedarán en el tintero muchísimos otros, ya que entre los más de cinco mil santos y beatos mártires del Japón, Corea, China, Vietnam, Inglaterra y Gales, Francia, España, Rusia, Ucrania, etc. hay muchos que llevan estos mismos nombres.

Los más corrientes son: Andrés Jacobo de Laval, Andrés de Alejandría, Andrés de Antioquía, Andrés apóstol, Andrés de Arezzo, Andrés de Atri, Andrés de Avellino, Andrés de Averbode, Andrés de Baudrimont, Andrés de Blata, Andrés de Bobbio, Andrés de Bonavalle, Andrés de Borgoña, Andrés de Burgia, Andrés de Chezal, Andrés de Chios, Andrés de Colle Val’Elsa, Andrés de Comítibus, Andrés de Cilizia, Andrés de Constantinopla, Andrés de Creta, Andrés de Crisi, Andrés de Elnone, Andrés de Fabriano, Andrés de Fiesole, Andrés de Florencia, Andrés de Fondi, Andrés de Gortina, Andrés el Griego, Andrés de Grosetto, Andrés de Guttenstein, Andrés de Jerusalén, Andrés de Locota, Andrés de Lovaina, Andrés de Massula, Andrés de Méndola, Andrés de Monreale, Andrés de Noviodonum, Andrés de Pablo, Andrés de Parma, Andrés de Perugia, Andrés de Piano, Andrés de Rinn, Andrés Salos, Andrés de San Gemigniano, Andrés de Sicilia, Andrés de Siena, Andrés de Slagelse, Andrés de Spello, Andrés de Spoleto, Andrés de Strumi, Andrés de Todi, Andrés de Trier, Andrés Bobola, Andrés Caccioli, Andrés Conti, Andrés Corsini, Andrés de Egipto, Andrés el Africano, Andrés Scoto y muchos otros ortodoxos con el mismo nombre.

Carlos hay menos: Carlos de Blois, Carlos el Bueno, Carlos de Montefeltro, Carlos de Montegranelli, Carlos de Motrone, Carlos de Sezze, Carlos de Viliers, Carlos Borromeo, Carlos Garnier, Carlos Jacinto y Carlos el Grande.

Repito que hay muchísimos más entre los mártires que he mencionado arriba. No existe, al menos que yo conozca, un San Carlos Andrés, aunque sí un siervo de Dios llamado Carlos de San Andrés. También un Andrés Carlos (beato Andrés Carlos Ferrari), aunque en algunos sitios le cambian el nombre a Carlos Andrés.

San Atanasio Dokunina, sacerdote ortodoxo mártir. Foto cuando estaba preso.

San Atanasio Dokunina, sacerdote ortodoxo mártir. Foto cuando estaba preso.

Pregunta: Yo sé que durante la etapa comunista fueron asesinados en la antigua URSS muchos obispos, sacerdotes, religiosos y seglares ortodoxos por defender su fe y que, entre otros muchos lugares, es tristemente famoso el campo de Butovo porque allí fueron ejecutados y sepultares muchos de estos confesores. He oído hablar de uno de ellos, llamado Atanasio Dokunina, que creo que era un monje, pero la verdad es que no se nada de él. ¿Me podríais dar alguna información?

Respuesta: Pues no ha sido nada fácil contestar a tu pregunta, porque buscar información sobre un santo ruso que no sea famoso o conocido, tiene migas. Pero bueno, aunque poco, algo podemos decirte. Era de la zona de Radonezh y yo creo que era sólo sacerdote y no monje. El 3 de septiembre de 1937, un miembro de una granja colectiva local lo denunció por lo que fue apresado el 11 de septiembre y trasladado a un templo del distrito de Zagorsk, que era utilizado como cárcel. Allí la policía de la NKVD (Народный комиссариат внутренних дел), que era un departamento de seguridad del Estado, lo interrogó preguntándole por su forma de vida y lo acusaron de propagar rumores antisoviéticos y de hacer campaña en contra del Estado. Él lo negó diciendo que era sacerdote y que sólo se dedicaba a su trabajo pastoral y a su familia. Entonces, lo trasladaron a Moscú y allí, el 22 de septiembre fue sometido de nuevo a un interrogatorio. Le preguntaron por su familia y en qué empresa trabajaba. Él dijo que era sacerdote desde 1932, que al año de ser ordenaron le expropiaron la finca de la que vivía su familia y que le habían quitado el derecho al voto. Que no era contrarrevolucionario, sino sólo sacerdote.

El 26 de septiembre, una troika de miembros de la NKVD lo condenó a muerte, siendo asesinado el 9 de octubre del 1937 y enterrado en la fosa común del campo de tiro de Butovo, que como sabes, está cercano a Moscú. En esa fosa común están sepultados muchos otros mártires, algunos de los cuales están también canonizados. Hemos tenido suerte y hemos encontrado una foto suya.

Pregunta: ¿Qué me podrían decir sobre el siervo de Dios Pablo Yun Ji-Chung y sus compañeros mártires y podrían poner alguna imagen del grupo? Gracias.

Respuesta: El día 5 de julio del año 2004, festividad de San Andrés Kim Tae-gon, se inició en Seoul el proceso de beatificación de los siervos de Dios Pablo Yun Ji-Chung y 123 compañeros mártires. Este tema había sido sometido a consideración de la Santa Sede por parte de la Iglesia Coreana y en el mes de diciembre del 2003, Roma dio el “nihil obstat” para que se iniciase el proceso. Estos mártires fueron torturados y asesinados en el año 1791, en los primeros tiempos del cristianismo en Corea, pero hablar del grupo, aunque sea someramente, es muy complicado, así que nos comprometemos a hacer un artículo sobre ellos, pero en su conjunto. No he visto nunca ninguna foto de este grupo de mártires.

Antonio Barrero

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

16 pensamientos en “Contestando a algunas breves preguntas (XI)

  1. De nuevo, esto de las “Beatificaciones en masa” como que aun no me lo puedo pasar del todo y eso que dentro de este grupo estaba el nuevo beato colombiano, Jesus Anibal Gomez que Dios quiera podamos verlo algun dia en la pagina.
    Simplemente es muy dificil saber si realmente 522 personas puedan ser declaradas Santas, como que solo se toma en cuenta su martirio, y la vida se ve muy por encima. Son heroes de nuestra fe, pero Beatificando o Canonizando a tantas personas lo que unico que se gana es perderle el sentido a estas ceremonias tan importantes.

    • Bueno, Jhonatan, como ya he comentado alguna vez, esta servidora está hablando de las mártires de la guerra beatificadas esta vez y si has leído con atención los artículos, el martirio no es lo único y admirable en sus vidas, sino que observaban conductas y virtudes ejemplares. Bien beatificadas que están. De los demás no hablo por no conocer en detalles sus casos.

      • En primer lugar quiero decirte, Jhonatan, que por e-mail te enviaré una serie de fotos de los restos de tu compatriota beatificado y de su traslado desde Madrid (donde estaba) hasta Sevilla (donde ahora está).

        Como tu, yo prefiero las beatificaciones menos numerosas, pero tengo que decirte que en esa grandiosa ceremonia del 13 de octubre se han beatificado a mártires de treinta y dos Causas distintas. Quiero decirte con esto que en cada Causa se habrá mirado con lupa la vida y martirio de cada uno de ellos. ¿Que pueden pasarse por alto algunos detalles? Pues es posible, pero si dieron su vida por Cristo, está claro que son mártires que gozan de la presencia de Dios, independientemente de los fallos que en vida hayan podido cometer.

        En otras beatificaciones ha habido algún caso que otro que yo no lo he visto tan claro, pero aun así, desde luego la Causa pasa por muchos filtros antes de que el Papa se pronuncie. Otra cosa más discutible sería la oportunidad o no de hacerlas en este momento cuando a las víctimas del “otro bando” se les da un tratamiento totalmente distinto, siendo la guerra del 36 una guerra entre hermanos originada por culpa de un dictador.

  2. Gracias, Antonio, por este nuevo artículo “ensalada”. Yo quería preguntarte si efectivamente el campo de Butovo era un campo de exterminio estilo nazi o más bien lo que se llamaba “gulag” en Siberia (campo de trabajo forzado). Tengo entendido que los nazis tendían al exterminio y al trabajo forzado; mientras que la dictadura soviética al trabajo forzado sólo, resultando en muertes en todos los casos, claro.

    Y también si sería posible realizar un artículo sobre estos mártires de Butovo, o es algo totalmente inasumible o inabarcable debido a la cantidad de gente que debió morir en ese campo. Por los iconos que he visto, hay mujeres entre ellos, pero no he alcanzado a saber sus nombres.

    • Bueno, era un lugar perteneciente al distrito Butovo Yuzhnoye, cerca del pueblo de Drozhzhino, en los alrededores de Moscú donde fueron fusilados más de veinte mil presos rusos entre ellos más de mil religiosos ortodoxos. Más que un campo de exterminio era un lugar donde llevaban a fusilar a las víctimas. Ahora esos terrenos pertenecen a la Iglesia Ortodoxa Rusa. Creo que en el próximo artículo ensalada hay una contestación más concreta a esta pregunta porque alguien lo comparaba a nuestro Paracuellos del Jarama.
      Son más de trescientos los santos canonizados sepultados en aquella gran fosa común. Tengo la relación de todos ellos, entre los que hay mujeres, pero sería dificilísimo hacer un artículo sobre este tema porque solo poniendo la relación nominal de los santos allí sepultados, el artículo sería extensísimo. De todos modos, sería cuestión de planteárselo.
      Por e-mail te envio la relación nominal de todos los santos que se encuentran allí.

  3. Toño:
    Gracias por este artículo.
    El comun denominador del mismo podría decirse que es lo multitudinario de este caso. En España las listas son enormes y como decimos aquí en México, a estos mártires por fin les hizo justicia la Revolución. Opino como Ana María, que cada sujeto tiene muchas cosas que ver y yo agregaría qué imitar.
    No conocía los casos de los mártires de Rusia, pero se que fueron muchísimas las víctimas de este periodo sovietico. Es un gran acierto el que pudieras localizar datos y fotos de San Atanasio.
    Sobre los mártires de Corea, yo tengo por ahi una lista extra de los que ya han sido canonizados.
    En este caso, asi de otros, has listas verdaderamente nutridas. Las hay de Víctimas de la Revolucion Francesa, (conozco por lo menos tres listas). De China también hay roles, de Japón, de las vísctimas de la Rusia Soviética y supongo que de España hay todavía muchas más.
    ¿Es oportuno seguir haciendo estas beatificaciones masivas? Si conoces de referencia lo las causas que te he dicho anteriormente, no han prosperado a causa de voluntad o por prudencia?
    Por último, se que cuando se detuvieron las causa de España, un cardenal español influyó con su opinión para que Pablo VI detuviera temporalmente las causas. Se que este cardenal tenía un hernamo benedictino en Montserrat y si mal no recuerdo, el también lo era. Hubo varios mártires de este lugar. ¿En esta última beatificación están incluidos estos benedictinos mártires?
    Gracias.

  4. A los dos o tres años de acabar la guerra, Franco presionó a la Iglesia para que hubiera una beafiticación masiva de mártires a fin de legitimar su levantamiento contra el gobierno legítimo de la República. Ese intento quedó frenado en seco por el Vaticano, pero en distintas diócesis y congregaciones religiosas se iniciaron procesos propios que es verdad que en tiempos de San Juan XXIII y del Ven. Pablo VI quedaron ralentizados.
    En esta última beatificación del 13 de octubre pasado si fueron beatificados los mártires benedictinos de Montserrat y los mártires benedictinos del santuario de El Pueyo en Barbastro.
    Cuando llegó Juan Pablo II los aceleró – les metió la sexta velocidad – y empezaron las beatificaciones, primero poquitas (las Causas que estaban más avanzadas) y después en plán masivo como por ejemplo fueron las últimas beatificaciones de marzo del 2001, octubre del 2007, etc.
    Mi opinión personal es que los procesos deben seguir su curso y habrá más beatificaciones, pero que no deben ser tan masivas porque quedan devaluadas. Supongo que con el Papa Francisco habrá más prudencia que con los dos papas anteriores.

    De los santos mártires de Corea, tengo fotos de los sepulcros y relicarios de casi todos ellos; yo creo que de todos los que se conservan sus restos. Y de mártires rusos y ucranianos de la época comunista, de varios cientos de ellos. También de muchísimos del Japón, Vietnam, China y de la Revolución Francesa.
    De los beatos mártires españoles, ni te digo: de casi mil.

  5. Gracias Antonio por este articulo, sobre todo por toda esta información que nos das de los mártires de Butovo, fue una autentica matanza de la que yo apenas había oído hablar. Espero conocer en un futuro articulo la historia de estos santos mártires que encontraron allí la muerte.
    De las beatificaciones masivas y en concreto de la del pasado mes de Octubre en Tarragona, yo pienso que hicieron lo correcto reagrupando todas las causas y celebrando la beatificación el mismo día. Todos Ellos/as pertenecían a un mismo contexto histórico y murieron por las mismas circunstancias, imagino que a muchas congregaciones o Diócesis les habría gustado celebrar la beatificación de sus Beatos/as de una forma mas familiar, pero en conjunto fue una ceremonia muy bonita en reconocimiento a nuestros mártires.
    (( Antonio si no es molestia, a mi también me gustaría tener las fotos del Beato Jesús Anibal Gomez ))

    • David,
      A mi también me parece que esta beaficicación masiva fue distinta a las anteriores en el sentido de que se unieron diversas Causas en una sola ceremonia, pero lo que no veo normal es Causas con cientos de personas incluidas en ellas, porque así la investigación no es tan exhaustiva como cuando son pocos los componentes de las mismas.
      Y ya te envié ayer por e.mail las fotos enviadas anteriormente a Jhonatam.

  6. Yo no soy muy “devoto” de las canonizaciones masivas la verdad. Evidentemente la vida de cada uno de estos mártires no se ha mirado con lupa, por lo cuál uno no sabe hasta que punto llegaba la fe de cada uno. Porque técnicamente es canonizar por tener un “atuendo religioso” (y con todo el respeto ojo), pero…¿que hay de las virtudes cristianas de cada uno?.

    • “No hay mayor amor que el que da la vida por sus amigos” (Juan, 15, 13). Si consideras que Jesús, además de tu Señor y tu Dios, es tu amigo y das la vida por Él en esa triple condición, ¿qué más puedes hacer?
      Yo pienso que aunque tu vida no fuese ejemplar – que supongo no es el caso de estos mártires – ese acto de amor lo perdona todo y te asegura vivir en la presencia de Dios por toda una eternidad. Eso es lo que se pretende con las beatificaciones y canonizaciones: confirmar que esas personas gozan de la presencia de Dios. Después, tu las tomas como modelos “según a ti te convenga o convenza”.
      Y yo también soy partidario de Causas pequeñas y no gigantescas.

    • Yo tampoco soy partidaria de las causas gigantescas, pero por favor, Fernando, no generalices. Como ya he dicho varias veces, las vidas de las mártires que se han beatificado esta vez sí se han mirado con lupa. Te lo dice una persona que ha consultado bibliografía sobre todas ellas y que ha tenido que recortar mucha información para redactar artículos sobre ellas, ya que hubiesen sido interminables, dada la cantidad de datos que se conservan de cada una.

  7. Pues yo como Antonio

    Causas mas pequeñas 7 a 12 miembros por causa pero oír 76 miembros 48 miembros o hasta más en una causa es una barbarie. Pues además de que deben de seguir sus causas normales los procesos, el Papa debe de frenar estos graves errores. Pero si que le pise la causa a otros mártires como a Monseñor Romero y otros salvadoreños.

    En fin mártires tenemos por todos lados, todas las Iglesias lo hemos padecido y parece que el siglo XX fue demasiado sangriento hermanos contra hermanos, que la Historia nos sirva para no cometer los errores más pendejos que hemos cometido los hombres en el siglo XX que por Dios casi nos acabamos los unos a los otros.

    • Emmanuel,
      Independientemente de que yo prefiera las Causas de pocos miembros, no me atrevería a decir que es un error grave el hecho de que en otras Causas vayan un mayor número de mártires. Todo depende del rigor de su estudio y normalmente, ese rigor se da.
      Si estoy de acuerdo contigo en que el siglo XX fue especialmente dramático, martirizándose a muchos cristianos por el simple hecho de confesar su fe en Cristo, pero la Santa Iglesia, siempre ha sido una Iglesia de mártires y yo creo que no ha existido ninguna época de la historia en la que, si no en un lugar, en otro, la Iglesia no haya sido atacada y sus confesores, martirizados.

  8. Llevo días impresionada, pensando en esta foto de San Atanasio Dokunina. Me recuerda a otra de un sacerdote antes de ser fusilado, del fotógrafo Juan Guzmán de 1936 en Siétamo (Huesca). Ambos cerca de la muerte, con pose erguida, miran a la cámara cara a cara y parece que te hablan. Bien podría decir San Atanasio, como Jesús en el huerto de los olivos: “Ha llegado la hora para que el Hijo del Hombre sea glorificado” (Jn.12,23) y el sacerdote desconocido, como Jesús en la cruz, añadir con complicidad: “Perdónalos, porque no saben lo que hacen” (Lc.23,34).

    • Marian,
      Esa foto nos muestra la serenidad de un hombre santo, hecho y derecho, completamente firme en su fe, que no teme a la muerte porque sabe que después de la Cruz viene la Resurrección.
      San Atanasio Dokunina, ruega por nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA

*