Beatos Francisco, Abdel y Rafael Masabki, mártires maronitas

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Icono maronita de los Beatos.

Icono maronita de los Beatos.

En Medio Oriente, las pequeñas comunidades cristianas, durante siglos, sufrieron el acoso y la persecución por parte de la población musulmana, la Iglesia Universal (la católica y la ortodoxa) ha reconocido durante siglos el martirio y testimonio de fe, de estas personas, que con tal de no renunciar a su fe cristiana han atestiguado hasta el derramamiento de sangre por Cristo. Hoy, presento este humilde trabajo con tal de dar a conocer a estos mártires, que pertenecen a la comunidad maronita.

Origen del apellido Masabki
A finales del siglo XIII vivía en Damasco un sacerdote maronita casado llamado Ya´qoub habitando en un barrio de la misma ciudad llamado Masback. Era un cura respetado y honorable, heredando a sus descendientes el apellido de Masabki. En el año 1293 fue consagrado obispo de Damasco pero la persecución desatada por los musulmanes lo obligó a refugiarse acompañado de miles de familias maronitas en Chipre, donde falleció. Para el siglo XV sus hijos y nietos pudieron regresar, siendo conocidos de ahora en adelante con este apellido.

Nuestros mártires eran hijos de Ne´med Masabki quien tuvo dos niñas y cuatro varones; ellos crecieron en un ambiente de profunda religiosidad y en el temor de Dios. Como se puede notar, eran cristianos maronitas fervorosos. Describo ahora, algunos datos personales de los tres beatos y más adelante veremos el relato de su martirio.

Francisco Masabki
Por lo que sabemos, era casado, con una mujer llamada Isabel Chiha con quien tuvo ocho hijos, tres varones y cinco niñas. Era alto, con ojos claros, así como poseía una fuerte voluntad frente a la adversidad. Era trabajador incansable y hombre de negocios, siendo vendedor de seda natural; toda su fortuna fue labrada con esfuerzo, y era honesto. Fue acusado de atender los asuntos espirituales con el patriarca maronita en Siria, siendo su vida espiritual de oración junto con toda su familia, así como gran participación en la Divina Liturgia. Se dedicaba con fervor y disponibilidad a los sacerdotes, así como tiempo y dinero. Aunque tenía gran fortuna, su magnanimidad y su generosidad no se limitaron a la familia y su popularidad llegó hasta fuera de Siria.

Lienzo de los mártires que se encuentra junto a sus reliquias.

Lienzo de los mártires que se encuentra junto a sus reliquias.

Abdel Masabki
Era casado y vivía con su mujer y sus hijos en la casa de su hermano Francisco, pasó su vida en la crianza de los hijos con fe profunda y piedad sincera. Era devoto en el sentido estricto de la palabra, observaba los días sagrados y las fiestas religiosas, ayunaba toda la Cuaresma y enseñaba a sus hijos el canto de los salmos y cantos religiosos. Cansado de su carrera docente, entró en el negocio familiar, sin embargo su delicada conciencia y su miedo a “engañar a los clientes” lo obligó a cerrar la tienda y a dedicarse más a la contemplación y a la oración.

Rafael Masabki
Era de cuerpo débil, sin embargo era fortísimo devoto de la Santísima Virgen y a menudo acudía a ella en sus negocios; era sencillo y humilde. Él vivía pobremente pero rico en el amor a Dios. Tuvo junto con sus hermanos la corona del martirio. Los tres vivían en Damasco en el momento en que los ánimos exaltados de la población musulmana encendieron en 1860 provocaron una horrenda masacre contra las minorías cristianas.

Martirio de los hermanos Masabki
Como hemos expresado anteriormente, en 1860 las tensiones entre musulmanes y cristianos, provocaron una matanza generalizada contra estos últimos. La muchedumbre enardecida asaltó las iglesias y las casas de la minoría cristiana, cometiéndose múltiples atropellos y asesinatos. Según el misionero protestante Ellen Clare Miller, la población de la ciudad por esos años era aproximadamente de 140 000 habitantes, de los cuales 30 000 eran cristianos (ortodoxos, católicos y protestantes), así como 10 000 judíos y 100 000 musulmanes. En el momento de la masacre, nuestros beatos estaban en la Iglesia de los padres franciscanos donde participaban en la Eucaristía. Entonces el padre superior ordena cerrar las puertas del monasterio, y mientras Francisco se queda arrodillado delante de un cuadro de la Madre Dolorosa, los demás suben a la azotea, esperando el curso de los acontecimientos.

preguntasantoral_anticopia_articulo20160413

Los agresores irrumpieron en el recinto a través del techo y de una puerta secreta que les muestra Hassan Allaf, el gerente de la casa. Al que agarraron primero fue al Padre Superior quien fue asesinado delante del altar. Después vieron a Francisco, quien permanecía arrodillado delante del cuadro de la Virgen, entonces los asaltantes le ofrecieron salvar la vida, la de su familia y la de sus personas, así como la protección del jefe Abdallah a cambio de renegar de la fe cristiana y convertirse al Islam; en cambio él les respondió: “Abdallah puede tomar mi dinero, él también puede tomar mi vida, pero mi fe nadie puede hacerme negar. Soy cristiano y en la fe de Cristo voy a morir”. A continuación lo asesinaron a espadazos y hachazos, su sangre derramada y pedazos de carne se desparramaron por toda la iglesia.

Reliquias de los Beatos. Arzobispado Maronita de  Damasco, Siria.

Reliquias de los Beatos. Arzobispado Maronita de Damasco, Siria.

Los asesinos atraparon a Abdel en el patio del convento junto a la puerta de la iglesia y lo insultaron. Igualmente le ofrecieron salvar la vida a cambio de convertirse al Islam, pero él respondió en voz alta: “¡Soy cristiano! ¡Matadme, matadme porque yo estoy listo para morir!” Y ahí mismo lo mataron sin vacilar, con la misma ferocidad con que habían asesinado a su hermano. En cuanto a Rafael, estaba escondido en el interior del convento, cuando la turba lo encontró. De igual manera se negó a abandonar su fe cristiana y postrado en oración fue decapitado y su cadáver pisoteado.

Terminada la matanza en la que también perecieron ocho sacerdotes franciscanos y varios refugiados ahí (de los cuales escribiré en otra ocasión), los cadáveres fueron enterrados en el mismo lugar. En el mismo contexto también fue asesinado el sacerdote ortodoxo José de Damasco, junto con miles de cristianos por toda la ciudad, salvándose los que se refugiaron en la ciudadela. Los mártires fueron venerados, siendo beatificados por el papa Pío XI el 7 de octubre de 1926, a petición del patriarca y los obispos maronitas.

Dedico este presente artículo en memoria de los cristianos perseguidos por todo el mundo, en especial en Medio Oriente, esperando que con el testimonio duradero de los mártires, encuentren en medio de la aflicción, esperanza, y que por la intercesión de los mártires, cesen las persecuciones y el Cristianismo y el Islam convivan en paz y en armonía, porque somos hermanos, no de fe, pero si como seres humanos.

René

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Contestando a algunas breves preguntas (XIV)

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Icono ortodoxo griego con la familia de San Basilio.

Icono ortodoxo griego con la familia de San Basilio.

Pregunta: Soy español pero vivo en Grecia donde es muy famoso San Basilio el Grande. Aquí se celebraba la festividad de la familia de San Basilio porque se dice que todos eran santos, pero ¿es eso cierto? Y si lo es ¿quiénes eran? Muchísimas gracias por su cortesía.

Respuesta: Es verdad que en septiembre del año 1998, el santo Sínodo de la Iglesia Ortodoxa Griega estableció la festividad de la Familia de San Basilio el Grande en el segundo domingo de enero y lo hizo con la intención de promover la institución familiar. Aunque esa festividad ha venido en decadencia y casi no se celebra, la realidad es que estamos tratando de una familia de santos, se celebren por separados o juntos. Ya nuestro amigo Damiano ha escrito sendos artículos enumerándonos una serie de santos relacionados familiarmente entre sí, pero bien es verdad que pocas familias enteras han sido oficialmente celebradas por la Iglesia a lo largo de sus más de veinte siglos de historia. Sobre San Basilio, se publicó un artículo de Mitrut el pasado 2 de enero.

San Basilio el Grande nació en Cesarea de Capadocia alrededor del año 330 y procedía de una familia rica y piadosa, en la que estaba incluido su padre San Basilio el Viejo, su madre Santa Emelia, su abuela Santa Macrina la Mayor, su hermana Santa Macrina la Joven y sus hermanos, San Gregorio de Nisa, San Nacracio del Monte Nitria y San Pedro de Sebaste. La tradición también nos dice que Santa Teosevia era su hermana menor. Uno de sus abuelos fue mártir pero se desconoce su nombre.

Pregunta: ¿Es verdad que en Egipto existe un mammisi en el que se representa el nacimiento del dios Horus y los Reyes Magos adorándolo?

Respuesta: Para quienes no sepan lo que es un mammisi, digamos que es un templete pequeño. Bueno, tú sabes que el dios halcón egipcio Horus era hijo de los dioses Isis y Osiris y esposo de la diosa Hathor. El dios Horus tiene un templo en Edfu y es verdad que allí hay un mammisi en el que se describe el nacimiento de ese dios. En una de esas escenas, ante Horus recién nacido aparecen cuatro reyes que llevan consigo como regalos oro, incienso, mirra y un libro sagrado.

Es cierto que esa representación, muy anterior a nuestra era, nos recuerda la escena de los Reyes Magos ante el Niño Jesús y esto hace que muchos historiadores se reafirmen en sus posicionamientos de que, en los primeros tiempos del cristianismo, existieron ciertos lazos entre éste y la milenaria cultura egipcia.

Fotografía de una celebración maronita.

Fotografía de una celebración maronita.

Pregunta: Tengo un amigo en un seminario maronita y antes de ordenarse, quiero regalarle los ornamentos sacerdotales para la celebración de su primera Misa. ¿Cuáles son estos ornamentos y dónde me los podrían confeccionar?

Respuesta: Yo supongo que ahí, donde tú vives, habrá algún convento de monjas que confeccionen ornamentos litúrgicos. Ellas podrían hacerlo pero para eso tienen que conocer cuáles son.

Nuestra sotana sería lo que ellos llaman el “rasón o djebbè”, que es un vestido amplio y de mangas largas, similar a las togas de los abogados. Normalmente no llevan botones.

Lo que nosotros llamamos el “alba” es similar a lo que ellos llaman el “stikharion” que es similar al alba, llega hasta los pies y es un hábito talar. Es una túnica blanca con mangas que algunas veces está adornada con una cenefa bordada en la parte inferior. Las mangas se estrechan en dirección a las manos quedando en su extremidad cortadas por la parte inferior a fin de que puedan unirse con un broche.

Lo que nosotros llamamos “estola” es lo que ellos llaman “epitrakheljon” o “peritrakhelion”, que es una banda larga, de seda o lino, de unos diez centímetros de ancho, que se lleva puesta alrededor del cuello cayendo por delante hasta casi los pies.

Lo que nosotros llamamos “cíngulo” es el “zoster o zonarion” que es una estrecha banda de tela del mismo color que la casulla sujetándose con ella el stikharion y el epitrakhelion (alba y estola). Puede estar adornado con algunas cruces y se sujeta por detrás con un broche o un cordón.

Lo que antiguamente llamábamos “manípulo” y que ya no se usa, ellos, aunque muy poco, lo usan y se llama “epimanikia”. Son una especie de puños (puñetas) o manguitas que se ponen en ambas extremidades cubriendo las mangas del stikharion (o alba).

Lo que nosotros llamamos “casulla” para ellos es lo que para nosotros es una “capa pluvial”. Ahora no recuerdo cómo lo llaman. Espero haber podido ayudarte y que no se me haya olvidado ningún detalle.

Santa Gema Galgani en éxtasis. Lienzo basado en una fotografía real.

Santa Gema Galgani en éxtasis. Lienzo basado en una fotografía real.

Pregunta: Sé que ha habido algunos santos y beatos que han padecido problemas físicos, como Santa Genoveva Torres Morales, a la que le faltaba una pierna y utilizaba muletas, pero también ha habido otros que han sufrido significativas dolencias de orden psíquico como Santa Teresa de Lisieux. ¿Cómo se puede integrar dicho estado en una “vida santa”, como en los otros casos?

Respuesta: Las personas somos como somos, con nuestras virtudes, nuestros defectos y nuestras carencias ya sean físicas o psíquicas. Cuando una persona tiene como meta identificarse con Cristo, lo hace con todos sus condicionamientos. Bien es verdad que intentan disminuir sus defectos y aumentar sus virtudes, pero en cuanto a estas carencias, no siempre es posible darles solución y entonces te integras en Cristo tal cual eres.

Eso no sólo le pasó a Santa Teresa de Lisieux sino a otros muchos santos; quizás el caso más conocido sea el de Santa Gema Galgani, que en muchísimas ocasiones, realmente parecía actuar como una demente. Y algo parecido les sucede o, debe sucederles, a los llamados “locos por Cristo”, porque para hacer lo que algunos han hecho, muy cuerdos no debían estar.

Si una persona quiere integrarse plenamente en Cristo, Cristo la acepta tal cual es y la ayuda a mejorar en todo aquello en que le sea posible.

Pregunta: Me ha parecido muy interesante vuestro blog y os doy la enhorabuena. Mi consulta es la siguiente: Llevo años buscando información sobre un santo y la verdad es que no encuentro nada. El santo es San Aimar o Haimar; no recuerdo exactamente cómo se escribe. Recuerdo que era un monje italiano, pero nada más. Encontré la información de casualidad buscando información sobre este nombre.

Respuesta: Te estás refiriendo al Beato Ademaro (o Aidemaro), Aymar en francés, el cual fue nombrado por el Papa Gregorio IX inquisidor en el Languedoc cuando él era un simple clérigo. El 29 de mayo del año 1242, vigilia de la Ascensión, fue apresado por los albigenses junto con otros diez inquisidores, siendo todos martirizados cerca de Avignonet, en la actual archidiócesis de Toulouse, mientras cantaban el “Te Deum”. Todos, considerados desde un principio como mártires, fueron sepultados en la iglesia de San Román, en Toulouse. La tradición dice que después de muertos realizaron numerosos milagros y como es normal, su festividad se celebra el día de su muerte, o sea, el 29 de mayo. Todos ellos fueron beatificados por el Beato Papa Pío IX, el 6 de septiembre del año 1866.

Vidriera contemporánea del Beato Ricardo Whiting,

Vidriera contemporánea del Beato Ricardo Whiting,

Pregunta: Me llamo Arturo y no encuentro en su página web la biografía de mi santo patrono. De hecho, tengo la duda del día en que se celebra, ya que aunque yo siempre lo he celebrado el día 15 de diciembre, he encontrado que algunos santorales lo marcan el día 1 de septiembre. ¿Qué me podríais decir?

Respuesta: No existe ningún santo con este nombre, pero sí un beato: el Beato Ricardo Whiting, conocido también como Beato Arturo de Glastonbury. Nació en Somerset y fue el último abad de la abadía de Glantombury hasta que sufrió el martirio colgado y descuartizado el 15 de noviembre de 1539 por su fidelidad al Papa de Roma, junto con los Beatos Rugerio James y Juan Thorne. La cabeza del mártir fue colgada a las puertas del monasterio y el resto del cuerpo expuesto en Wells, Bridgwater, Ilchester y Bath. Fue beatificado por León XIII en el año 1895 y su fiesta se celebra el 15 de noviembre (no diciembre). Prometemos escribir más adelante un artículo sobre él y otros santos y beatos mártires ingleses.

Pregunta: Este blog me ha sacado de muchas dudas y también me ha servido de mucho pues soy catequista de Tecamachalco, en Puebla. El motivo por el que os escribo es para preguntar si existe alguna santa con el nombre de Minerva, pues tengo una tía llamada así y que tiene dudas sobre quién es su santa patrona, si es que la hay. Muchas gracias.

Respuesta: Pues después de consultar bastante bibliografía, debo decirte que Santa Minerva no existe. Existe un San Minervo y de él te puedo decir algo, aunque muy poco. Minerva no deja de ser el femenino de Minervo. Los Santos Minervo y Eleazaro, junto con ocho de sus hijos, fueron martirizados en Lyon, siendo conmemorados por el Martirologio Romano el día 23 de agosto.

El Martirologio de Lyon del siglo IX dice: “Lugduno Galliae Minervi, Eleazari cum filiis VIII” indicando el lugar de su sepultura: “quorum corpora in crypta quae urbi imminet condita habentur”. Se está refiriendo a la cripta de San Ireneo de Lyon. De las vidas y martirio de estos santos, no se sabe absolutamente nada. Algunos bolandistas ponen en tela de juicio su existencia histórica.

Antonio Barrero

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Santos Rafqa y Ninmatullah, religiosos maronitas

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Óleo popular de la Santa, usado como estandarte de su canonización.

Óleo popular de la Santa, usado como estandarte de su canonización.

Santa Rafqa Choboq Ar-Rayès de Himlaya:
Nació en Himlaya (Líbano), el día 29 de junio del año 1832, siendo hija única. Fue educada cristianamente por su madre, la cual murió cuando la niña solo tenía siete años de edad. A los once años marchó a Damasco (Siria) a fin de servir en la casa de un señor libanés llamado Asaad al-Badawi y con quince años de edad volvió a su casa paterna, pues su padre había contraído segundas nupcias.

Con ventiún años entró en la Congregación de las Hijas de María, dedicándose a la enseñanza de las niñas y allí permaneció hasta el año 1871, en el que, con treinta y nueve años de edad, decide hacerse monja, ingresando en la Congregación de Monjas Libanesas Maronitas, donde permaneció hasta su muerte. Estuvo veintiseis años en el monasterio de San Samaán al Qarn, cumpliendo escrupulosamente la Regla, en constante oración, con una abnegación total y trabajando en riguroso silencio.

En el mes de octubre del año 1885, exhorta, ruega al Señor que por piedad le haga participar en su Pasión y esa misma tarde le entran unos fortísimos dolores de cabeza afectándole a los ojos por lo cual, las hermanas la trasladan a Beyrouth, donde la operan y pierde el ojo derecho. Después de la operación le sobrevienen abundantes hemorragias que hacen que pierda también el ojo izquierdo. Queda completamente ciega y ella lo sufre con paciencia y en silencio, pero alegre porque “está en unión con la Pasión de Cristo”.

Pero no estaba completa la Pasión: queda paralítica con todo el cuerpo dislocado, las clavículas y fémures dislocados, las vértebras quedaron a la vista y engarrotadas las articulaciones de las manos. Así, hecha un guiñapo, seguía trabajando como podía contagiando alegría a quienes convivían con ella. Su rostro siempre estaba luminoso y siempre, hiciera lo que hiciera, estaba alabando a Dios. Así permaneció hasta su muerte ocurrida el día 23 de marzo del año 1914, con ochenta y dos años de edad.

Fue beatificada por el papa San Juan Pablo II el día 17 de noviembre del año 1985 y canonizada por el mismo Papa, el día 10 de junio del año 2000. Su fiesta se celebra el día 23 de marzo, fecha de su muerte.

Sepulcro actual de la Santa. Monasterio de San Samaán al-Qarn (Líbano).

San Ni’matullah Youssef Kassab Al-Hardini:
Nació en el año 1808 en Hardin, pueblo a mil metros sobre el nivel del mar, en el distrito de Batroum, al norte del Líbano. Pertenecía a una familia maronita que tenía seis hijos. Sus padres eran Girgis Kassab de Hardin y Mariam Raad de Tannourin. El fue bautizado con el nombre de Youssef. Sus primeros años transcurrieron estudiando entre los monasterios de su pueblo, especialmente en los de San Doumit y San Jorge y en el de San Antonio de Houb y lo que vivió en este monasterio, perteneciente a la Orden Libanesa Maronita tanto le impactó que despertó en él la vocación monástica. Este monasterio dista un kilómetro de su pueblo natal.

Al terminar los estudios regresó con su abuelo materno que era el párroco del pueblo de su madre y el ejemplo que vio en su abuelo como sacerdote entregado a sus fieles más que a su propia familia, lo terminó de convencer. Allí en Tannourin iba todos los días al monasterio maronita a rezar el oficio divino y ayudaba a su abuelo en las tareas parroquiales. Tal era el ambiente en esa familia que de los seis hermanos,  cuatro fueron monjes o sacerdotes: Tanios, Eliseo, Msihieh y él mismo.

Quiero recordar aquí que la Iglesia Maronita, al igual que el resto de Iglesias Orientales tanto católicas como ortodoxas, ordena como sacerdotes tanto a hombres célibes como a hombres casados; su abuelo era por tanto, un sacerdote casado, párroco, no monje. Los monjes son siempre célibes.

Óleo del Santo, usado para su canonización.

Youssef, con veinte años de edad, en 1828, entró en el monasterio de San Antonio de Qozhaya de la mencionada Orden, tomando el nombre de Ni’matullah. En el noviciado compaginaba la oración y los estudios con el trabajo manual y por las noches, parte del tiempo que debía dedicar al descanso, lo dedicaba a orar de rodillas ante el Santísimo Sacramento. Fue un noviciado muy fervoroso.

Hizo profesión monástica, o sea, los votos, el día 14 de noviembre de 1830 y fue enviado al monasterio de San Cipriano en Kfifan a estudiar filosofía y teología. Al terminar dichos estudios, en el año 1833, fue ordenado sacerdote y nombrado maestro de novicios y profesor. Permaneció como profesor en el monasterio, durante toda su vida, aunque algunos años, tuvo que compaginar esta tarea de profesor con otras tareas de mucha más responsabilidad en la Orden. Su jornada se dividía en dos partes: la primera para prepararse para la celebración de la Divina Liturgia (Santa Misa); el resto del día, como acción de gracias por dicha celebración. Para él, todas las tareas del monasterio le servían o de preparación o de acción de gracias por celebrar diariamente la Eucaristía.

Cuando Bashir II en el año 1840 se exilió en Malta los otomanos entraron en tromba en el Líbano y esto originó una guerra civil; él sufrió las consecuencias de esa guerra al igual que lo sufría su pueblo: fueron quemados muchos monasterios e iglesias y masacrados muchos cristianos maronitas. Pero él en estos y otros momentos de aflicción a lo largo de toda su vida, recurría a la Virgen, le rezaba diariamente el rosario completo (los quince misterios) y en su honor ayunaba todos los sábados.

Con cuarenta y tres años de edad fue nombrado por la Santa Sede, Asistente General de la Orden con un mandato de tres años y en 1850 fue nombrado por segunda vez para el mismo cargo, que desempeñó en el monasterio de Nuestra Señora de Tamich, pero en el año 1853 tuvo que retornar al monasterio de Kfifan para enseñar teología moral. Otra vez lo vuelven a nombrar Asistente General en 1856, era la tercera vez y él lo aceptaba por obediencia, ya que su humildad le hacía tener la convicción de que era incapaz de prestar desde el cargo un buen servicio a los monjes de la Orden. Pero sí que era capaz y lo demuestra el hecho de que por tres veces así lo consideró la Orden y así lo consideró la Santa Sede. A su sepelio asistió el que fue su alumno: San Charbel Maklouf, hieromonje maronita como él.

En diciembre del año 1858, estando en el monasterio de Kfifan enseñando, a consecuencia del frío glacial existente en la región, enfermó de pulmonía. Estuvo en agonía diez días. Lo transportaron, lo llevaron a una celda cercana a la iglesia para que pudiera seguir el canto del Oficio Divino Maronita, cantado por los monjes en el coro. Recibió la Extremaunción y murió el día 14 de diciembre de 1858 con cincuenta años de edad. Se dice que los monjes notaron una luz resplandeciente en la celda y un profundo y agradable aroma en el momento de su muerte, luz y aroma que permanecieron en la celda durante varios días. Es un caso claro de santo monje miroblita.

Sepulcro actual del Santo. Fotografía del Monasterio de Kfifan, Líbano.

Fue hombre de Dios y de ciencia y su vida transcurrió como pastor de almas y profesor de teología. En vida le llamaban el santo Kfifan y su Causa de beatificación se inició en Líbano en el año 1926, junto con las de San Charbel y Santa Rafqa Al-Rayés, aunque por diversos motivos, quedó paralizada.

El 13 de junio de 1966 la Causa se introdujo en Roma y el 12 de julio siguiente pasó a la sección histórica de la Sagrada Congregación. Fue beatificado por el papa San Juan Pablo II el día 10 de mayo de 1998 y seis años más, fue canonizado por el mismo Papa el día 16 de mayo del año 2004. Su fiesta se celebra el 14 de diciembre.

Antonio Barrero

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Las Iglesias Orientales (I) – Rito Maronita

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Con este nombre genérico vamos a iniciar una serie de artículos hablando de la Iglesia en Oriente y no solo de las Iglesias Ortodoxas sino  también de las Iglesias Católicas que mantienen los lazos de unión con Roma.

Todos sabemos que el Gran Cisma se produjo oficialmente en el año 1054  (en unos lugares antes y en otros después),  pero desde los primeros siglos ya aparecieron varias discrepancias, condenadas por los primeros concilios ecuménicos, y que dieron origen a dos grandes herejías: la monofisita y la nestoriana, de cuyas Iglesias también escribiremos.

Celebración de la Divina Liturgia según el rito maronita.

La Iglesia Maronita:

Sin embargo queremos iniciar esta serie de artículos hablando de una Iglesia Oriental que es y siempre ha sido únicamente católica: La Iglesia Maronita del Líbano. Hay otras, pero por alguna había que empezar. Esta Iglesia, con más de tres millones de fieles, en los últimos años ha aportado al santoral católico tres grandes santos y un beato: San Chárbel Makhlouf (canonizado por el Beato Pablo VI el día 9 de octubre del año 1977), Santa Rafqa Choboq Ar Rayes de Himlaya (canonizada por San Juan Pablo II el día 10 de junio del año 2001) y San Yussef Ninmatullah Al-Hardini (canonizado por Juan Pablo II el día 16 de mayo del año 2004) y el Beato Stefanos (Yussef) Nehmé (beatificado por Benedicto XVI el día 2 de septiembre de este año). Todos, monjes.

La Iglesia Maronita tiene su origen en San Marón, un ermitaño del siglo IV que, rodeado de un grupo de seguidores fundaron un monasterio en Qala’at alMadiq cerca de Aleppo, en Siria. Desde su fundación, este monasterio apoyó incondicionalmente la doctrina emanada del Concilio de Calcedonia, no separándose nunca de Roma. Fue tal la oposición de los monjes maronitas a la herejía condenada en Calcedonia, que en el siglo VI fueron masacrados por los monofisitas, muriendo mártires multitud de ellos, siendo su fiesta según el Martirologio Romano, el día 31 de julio.

Misa de consagración de un obispo según el rito maronita.

El Patriarcado Maronita fue instituido a finales del siglo VII con el título de Antioquia de los maronitas, ya que hasta entonces, este patriarcado había sido ocupado por los herejes monofisitas (no calcedonianos). En el siglo VIII, estos monjes se trasladaron desde Siria al Líbano, país en el que actualmente está la mayoría de sus fieles. Aunque hasta el siglo XII era una Iglesia “autónoma” que siempre había mantenido la doctrina eclesial, es en ese siglo cuando la Iglesia Maronita se acerca aun más a la Iglesia de Roma, uniendo no solo los lazos de fe, que ya mantenían desde siempre, sino incluso los jerárquicos y así jamás se han separado de la Iglesia Católica aunque tienen Patriarca y obispos propios, nombrados siempre por el Santo Sínodo Maronita y refrendados posteriormente por el Papa de Roma. Desde el año 1736 tiene un Código de Derecho Canónico propio.

Aunque en el siglo XVI los otomanos (turcos) invadieron el Líbano, en realidad, la Iglesia Maronita no fue perseguida hasta el año 1860, año en el que fueron masacrados miles de maronitas lo que originó que Francia interviniera en su defensa. El Líbano se independizó del poder francés a mediados del siglo pasado, en el año 1944. Actualmente, el Patriarca es Su Beatitud Béchara Boutros Raï, Patriarca de Antioquia de los Maronitas, elegido el día 15 del mes pasado por el Santo Sínodo de la Iglesia Maronita y al que le ha sido concedida por la Santa Sede la “Ecclesiastica Communion“, diez días más tarde, o sea, el 25 de marzo de este año. Tiene su sede patriarcal en Bkerke, muy cerca de Beyrout. La Iglesia Maronita tiene trece eparquías (diócesis) en el Líbano y quince en la diáspora (Oriente Medio, América y Australia).

Su Beatitud Béchara Boutros Raï, Patriarca de Antioquía de los Maronitas.

La Iglesia Maronita admite los siete sacramentos (como todas las iglesias católicas), utilizándose mucho en ellos las incensaciones y las unciones. El celibato es opcional entre los sacerdotes. La liturgia pertenece a la tradición sirio antioquena, aunque tiene algunas influencias latinas. Aunque originariamente la lengua litúrgica era el sirio, desde la invasión otomana del Líbano, el idioma litúrgico es el árabe, aunque mantienen el sirio en algunas partes de la misa. La Divina Liturgia (Santa Misa) es una variante de la Liturgia Siria de San Jaime, realizándose la consagración (o anáfora) en arameo, o sea, la lengua hablada por Cristo y utilizándose pan ácimo, como en el rito latino. Esta liturgia se distingue por su espiritualidad, popularidad, curiosas ceremonias, colorido y por sus dulces y armoniosos cantos en árabe.

San Marón, fundador de la Iglesia Maronita, murió alrededor del año 410, y su festividad es el día 9 de febrero, tanto en el Rito Maronita como en el Rito Latino. Sin embargo, diremos hoy algo sobre uno de sus santos más modernos, San Charbel.

San Charbel Makhlouf, monje maronita:

San Charbel nació el día 8 de mayo del año 1828, en Beka Kafra (Líbano), siendo sus padres Antonio Makhlouf y Brígida Chediac, ambos cristianos maronitas. Al ser bautizado se le impuso el nombre de Youssef. En su niñez y pubertad fue pastor de ovejas y, mientras los demás pastores se burlaban, él se retiraba a orar en soledad en el campo. Diariamente, participaba en la Divina Liturgia Maronita y rezaba el rosario.

Con venticinco años de edad ingresó en el monasterio de Maifuk, perteneciente a la Orden Libanesa Maronita (OLM) y cambió su nombre de Youssef por el de Charbel, en honor de un obispo de Antioquía martirizado en el siglo II. Estuvo en el seminario mayor siendo su director espiritual San Ninmatullah Kassab Al-Hardini y ordenándose de sacerdote en el año 1859. En 1875, se retira durante veintitrés años a vivir en soledad, como eremita dedicándose a la oración, trabajos manuales y rigurosa penitencia, pero en diciembre de 1898 sufrió un ataque de apoplejía mientras celebraba la Divina Liturgia. Murió la noche de Navidad del año 1898, con setenta años de edad. Su cuerpo incorrupto se venera en el monasterio maronita de Annaya (Líbano).

Dos devotas contemplan el cuerpo incorrupto de San Charbel. Monasterio maronita de Annaya (Líbano).

Fue beatificado por el Papa Pablo VI el día 5 de diciembre del año 1965 y canonizado por el Venerable Pablo VI el día 9 de octubre del año 1977. Su fiesta se celebra el día 24 de diciembre, víspera de la Navidad. Es todo un modelo de vida monástica para los monjes maronitas.

Antonio Barrero

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es