San Lot, llamado el Justo

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Fuga de Lot y su familia de Sodoma y Gomorra. Fresco de Rafael Sanzio. Logge di Raffaello (XVI), Vaticano.

Fuga de Lot y su familia de Sodoma y Gomorra. Fresco de Rafael Sanzio. Logge di Raffaello (XVI), Vaticano.

Pregunta: Al leer el libro del Génesis, junto al profeta Abrahán nos encontramos a su sobrino Lot. ¿Lot es venerado como santo por la Iglesia y por el Islam? Muchas gracias.

Respuesta: Quiero contestarte a esta pregunta pero como la respuesta no es excesivamente corta, voy a aprovechar tu pregunta para hacer un artículo sobre este personaje bíblico, aunque el artículo si que lo sea.

Lot era hijo de Aram y sobrino de Abrahán. Como tú muy bien dices, su vida está descrita en el Libro del Génesis: él, en primer lugar, siguió a su abuelo Tareh en su marcha desde Ur hasta Haran y, posteriormente, a su tío Abrahán en su viaje a Canaán. Para evitar las disputas entre sus propios pastores, entre él y Abrahán se repartieron el territorio, por lo que Lot terminó viviendo en la pecadora ciudad de Sodoma.

Cayó prisionero de una coalición enemiga aunque fue liberado por la intervención de su tío, el cual de nuevo tuvo que interceder por él ante Dios cuando el Señor se propuso destruir a Sodoma y Gomorra. Puesto milagrosamente a salvo, Lot se refugió en Segor y luego en las montañas donde, por el engaño incestuoso de sus propias hijas (mantuvo relaciones sexuales con sus hijas en lo que hoy se conoce como la cueva de Lot, que se encuentra justo por encima del borde oriental del Mar muerto), se convirtió en el ancestro de los moabitas y de los ammonitas: “Y Yahvé me dijo: no molestes a Moab, ni te empeñes con ellos en guerra, porque no te daré posesión de su tierra; porque yo he dado a Ar por heredad a los hijos de Lot” (Deuteronomio, 2, 9) y “Hasta los asirios se aliaron con ellos y prestaron ayuda a los descendientes de Lot” (Salmo, 83, 9). En esa cueva, a la que antes nos hemos referido, la tradición musulmana dice que fue donde se mantuvieron esas relaciones incestuosas, mientras que otras tradiciones cristianas dicen que fue su lugar de enterramiento.

La cueva de Lot, que se encuentra justo por encima del borde oriental del Mar Muerto.

La cueva de Lot, que se encuentra justo por encima del borde oriental del Mar Muerto.

Pero las fuentes rabínicas no se ponen de acuerdo sobre Lot, porque mientras unos lo describen como un rebelde, impío, vicioso, usurero, sin conciencia, otros nos lo presentan como hospitalario y como intercesor ante Dios a favor de Sodoma. En la propia Biblia se le llama “el Justo”: “Cuando eran exterminados los impíos, la Sabiduría libró a un justo, escapado del fuego que caía sobre las cinco ciudades” (Sabiduría, 10, 6) y también lo propone como modelo de rectitud en medio de la corrupción del mundo. San Pedro, en su Segunda Epístola nos lo reafirma: “En cambio, libró a Lot el Justo, que estaba afligido por la conducta licenciosa de esos hombres sin ley” (II Pedro, 2, 7). Ya, durante los primeros siglos del cristianismo, tanto Tertuliano, como San Agustín, San Ambrosio y San Juan Crisóstomo, nos lo proponen como un hombre justo y sobre todo, como un hombre hospitalario.

preguntasantoral_anticopia_articulo20150721

Y de hecho, el Justo Lot ha recibido culto en la Iglesia, especialmente en Oriente. En los primeros siglos del cristianismo existía una cierta veneración hacia él, en la región en la que Lot había vivido. Eso queda demostrado por dos inscripciones dedicatorias del siglo VI, encontradas en el año 1913 en la iglesia de los santos Lot y Procopio en Mekhayyat sobre el Monte Nebo, en los que se invoca en griego al mismo tiempo tanto a Dios como a Lot (“Άγιος του Θεός”, “Άγιος Λωτ”).

Mezquita de Beni Na’im, donde se encuentra el cenotafio de Lot.

Mezquita de Beni Na’im, donde se encuentra el cenotafio de Lot.

Existe además un mosaico en la iglesia greco-ortodoxa de Madaba que dice que al sur del Mar Muerto está el “santuario de San Lot”, muy cercano a la ciudad de Balak, conocida también como Segor, que es el lugar que se salvó gracias a la intervención de este patriarca. En un antiguo leccionario encontrado en el año 1911, por el arcipreste Kekelidze en la iglesia de San Jorge de la localidad caucasiana de Lah’ili, se indica que allí se conmemoraba la fiesta de San Lot, ya que en él se escribe el día 9 de octubre: “En Galilea, las memorias de los patriarcas Abrahán y el justo Lot”. Existe otro leccionario georgiano custodiado en la Biblioteca Nacional de París que en ese mismo día (el 9 de octubre), se dice: “Sobre el Gólgota, en las cercanías de Belén, las conmemoraciones de los patriarcas Abrahán y el justo Lot y la deposición del apóstol Andrés. En estos dos leccionarios encontramos la confirmación de que en el calendario utilizado por los georgianos de Jerusalén poco antes de la invasión árabe del siglo VII, ambos patriarcas eran conmemorados.

Los sinaxarios bizantinos también lo recuerdan el 9 de octubre, mientras que los martirologios medievales separan las conmemoraciones de Abrahán y de Lot, poniendo a uno el día 10 y al otro el día 12 del mismo mes de octubre. Además, en estos martirologios, el calificativo que le dan al santo no es el de “justo” sino el de “profeta”. Finalmente, los bolandistas lo mencionan el 10 de octubre poniendo simplemente su nombre, pero sin apelativo alguno. En los martirologios actuales, no aparece.

Cenotafio de Lot en la mezquita de Beni Na’im.

Cenotafio de Lot en la mezquita de Beni Na’im.

En Oriente, el tema es distinto, porque no solo sobrevive la memoria de los topónimos Bahr Lût (Mar Muerto), Qubbet Lût y Kefr Lût, sino también su culto. En el monasterio de Santa Cruz, al oeste de Jerusalén, la memoria del patriarca Lot se mantiene aun viva en una gruta, donde existe un altar y algunas pinturas que reproducen algunos de los pasajes bíblicos.

En el Corán, el nombre del profeta Lot es mencionado veintisiete veces, en los pasajes en los que se relatan como fue enviado a la gente de las ciudades destruidas de Sodoma, Gomorra, Zeboiyim, Zoar y Adma. En la mezquita de Beni Na’im (a cinco kilómetros al este de Hebron) los musulmanes veneran su tumba, en cuyo cenotafio existe un título o rótulo que lo llama “apóstol de Dios”. En Nebi Yakin, al sur de Beni Na’im existen supuestas unas huellas de pies que le son atribuidas y que reciben cierta veneración.

Antonio Barrero

Bibliografía:
– Bagatti, B., “The Town of Nebo (Khirbet el-Mekhayyat)”, Jerusalem, 1949.
– Sagrada Biblia.
– Saller, S., “Lot venerado como santo”, Tierra Santa XXIII, 1948.
– VV.AA., “Bibliotheca sanctórum, tomo VIII”, Città Nuova Editrice, Roma, 1988.

Aconsejo leer este artículo:
– http://www.christusrex.org/www1/ofm/mad/articles/SallerLot.html

 

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es