Iglesia de Sant’Agnese In Agone

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Vista de la fachada del templo, en la plaza Navona (Roma).

Vista de la fachada del templo, en la plaza Navona (Roma).

Iglesia de Sant’Agnese In Agone
Piazza Navona
Roma

Sant’Agnese In Agone (“Santa Inés en agonía”) es el edificio más destacado en la Piazza Navona. Existe desde el siglo VIII, cuando se erigió para el culto de Santa Inés en el mismo lugar en que, según la tradición, la santa niña fue expuesta desnuda en la picota y tuvo lugar el prodigioso crecimiento de su cabello, de modo que la cubrió completamente.

Su aspecto actual, como casi toda la Piazza Navona, se debe al papa Inocencio X Pamphili, que encargó reestructurar la plaza entera, sede del circo de Domiciano, a Carlo y Girolamo Rainaldi. A Rainaldi también le fue conferido el encargo de reconstruir la iglesia en el lugar de una antigua capilla dedicada a Santa Inés, pero la lentitud y la incertidumbre de los arquitectos llevaron al papa Inocencio X, según afirman algunos, por intervención de la influyente Donna Olimpia, a confiar la construcción a Il Borromini en 1653.

Vista del interior del templo, detalle del altar mayor.

Vista del interior del templo, detalle del altar mayor.

Il Borromini no podía cambiar el diseño original, de planta de cruz griega, pero alteró la fachada prevista, volviéndola cóncava, en la cual, de sus tres partes, la central hacia adelante; y añadió al proyecto dos esbeltos campanarios a cada lado, logrando así el efecto de destacar mucho más la cúpula. Hay que decir que, después de la muerte del papa Inocencio X, los herederos de Pamphili destituyeron a Borromini y devolvieron el encargo a Carlo Rainaldi, quien lo terminó en 1672 bajo la supervisión de un comité de arquitectos.

Durante el mismo pontificado, en la Piazza Navona Bernini diseñó la famosa Fuente de los Cuatro Ríos, provocando fantasías populares debido a todas las interpretaciones imaginativas que sugirió la colocación de las estatuas de la fuente; en particular, el supuesto diálogo entre las esculturas, en una actitud de protección frente a un posible derrumbe de la iglesia, y la estatua de Santa Inés con la mano en el pecho, como en un gesto tranquilizador, asegurando la estabilidad de su iglesia. De hecho, parecen ser sólo fantasías populares, ya que la Fuente de los Ríos fue construida entre 1648 y 1651.

El interior de Sant’Agnese in Agone da la impresión de una mayor amplitud debido a la luz dispersada por las ventanas de la cúpula. La decoración es rica en estucos dorados y preciosos mármoles. Para el altar, Borromini reutilizó antiguas columnas verdes procedentes de San Juan de Letrán.

El retablo de mármol del altar mayor es obra de Domenico Guidi, quien tuvo el encargo de llevarlo a cabo y fue expuesto oficialmente el 13 de julio de 1688. El relieve de mármol blanco representa a la Sagrada Familia con Santa Isabel, San Juan y San Zacarías. La cúpula fue pintada por Ciro Ferri (1689), los penachos por Baciccia (1665) y en los altares todo el trabajo se llevó a cabo por los alumnos de Bernini.

Vista del relicario que contiene el cráneo de la mártir Santa Inés, titular del templo.

Vista del relicario que contiene el cráneo de la mártir Santa Inés, titular del templo.

Una curiosidad nos lleva a la tumba del papa Inocencio X, dicho “el papa que bendice”, que no podemos ver por la inserción de la figura en una posición oculta para los que entran en la iglesia, por encima de la entrada. En efecto, así es como, en vida, el Papa pudo asistir a la misa aquí sin ser visto, directamente desde una habitación adyacente al palazzo Pamphili, a través de una ventana abierta en el tambor de la cúpula.

En el sótano se encuentra la antigua capilla medieval, con un altar el que destaca sobre el “Milagro de los cabellos de Santa Inés”, hermoso relieve en mármol realizado por A. Algardi (1653).

Finalmente, tengamos en cuenta que las campanas proceden de la catedral de Castro, principado de los Farnese que fue destruido por el papa Inocencio X.

Felice Stasio

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es