Santos Mártires de Escitia Menor (III)

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Detalle de los Santos Cirilo y Kindeas, mártires de Axiópolis, en un icono pintado por las monjas del monasterio Diaconesti, Rumanía.

Detalle de los Santos Cirilo y Kindeas, mártires de Axiópolis, en un icono pintado por las monjas del monasterio Diaconesti, Rumanía.

Santos mártires de Axiópolis, los soldados Cirilo, Kindeas y Dasio (26 de Abril)
Una inscripción descubierta en el año 1947 por el arqueólogo Ion Barnea en el pueblo rumano de Cernavodă atrajo de nuevo la atención de los historiadores y de los teólogos acerca de tres de los muchos mártires de Escitia Menor durante la persecución romana. El texto de la inscripción, hoy en el Museo Nacional de Historia de Bucarest, escrito en griego, era: “Kyrillō Kyndaia Taseiō aratheitomai eufrasin”, que significa “Kyrillos, Kyndaias y Taseios traigo alabanza”. Este texto fue interpretado por diferentes investigaciones, que trataron de resolver un caso hagiológico muy complicado.

El nombre de la antigua ciudad griega y posteriormente romana situada en el mismo lugar de Cernavodă, era Axiópolis, un puerto en el Danubio, probablemente fundada por los habitantes de la metrópolis de la provincia, Tomis (hoy Constanza). Su importancia consistía más tarde también en el hecho de que fue la sede de la legión romana II Herculea. Parece que el cristianismo pronto se asentó allí, como en Tomis, debido a que muchos martirologios antiguos (el Siríaco, el Jeronimiano y el Griego) tomaron nota de los mártires en Axiópolis durante la persecución de Diocleciano, en el año 303. A continuación, vamos a hablar de los tres primeros mártires.

Inscripción en griego en conmemoración de los mártires Cirilo, Kindeas y Dasio.

Inscripción en griego en conmemoración de los mártires Cirilo, Kindeas y Dasio.

San Kyrillos o Cirilo era muy popular en Axiópolis, porque era celebrado él solo, el día 12 de mayo (Breviarium Syriacum) y junto con Chindeus (Kyndeas), el 9 de marzo (de nuevo el Breviarium Siriacum) y el 26 de abril (Martirologio Jeronimiano, en el códice Epternaciensis de París ), pero también el 9 de mayo (Martirologio Jeronimiano, en un códice de Berna, junto con Quindeas y Zenón), el 10 de mayo (el mismo códice, junto con Quindeas, Zenon, Dión, y Crispo Acacio). Su fiesta, celebrada cinco veces en el año, puede ser una señal de que era un santo local, que tal vez murió el 26 de abril, porque el martirologio Jeronimiano habla en ese día de su nacimiento a la vida eterna. El historiador Procopio de Cesarea (siglo VI) escribe sobre una famosa fortaleza de Justiniano, cerca de Axiópolis, que estaba puesta bajo el patronazgo de San Cirilo. También es posible que las ruinas de una gran iglesia cimiterial descubierta allí, pudiera ser el lugar original de su tumba. La inscripción de los tres santos también fue descubierta junto a estas ruinas. En una variante del martirologio Jeronimiano de Monte Cassino, San Cirilo (9 de mayo) es nombrado como obispo, lo cual es muy difícil de creer, porque en la época de Justiniano había más obispados de la región, además de Tomis. En este caso, Cirilo pudiera ser el obispo de Gortina (Creta), que murió durante la misma persecución, pero que se celebra en otro día (14 de junio y 9 de julio) o puede ser un obispo auxiliar (corepíscopo).

San Chindeas (Kyndeas o Quindeas) se asocia con Cirilo el día 9 de marzo, el 26 de abril (como Vindeas), y el 9 y 10 de mayo como hemos visto antes. El Breviarium Siriacum los celebra por separado el día 20 de enero. Hoy en día un santo con este nombre se celebra en los menologios ortodoxos el 1 de agosto, como originario de Perge (Panfilia). Podría ser de ascendencia romana, ya que su nombre deriva probablemente de Quintus. Victricio de Rouen (principios del siglo V) lo menciona en su De laude Sanctorum entre los santos taumaturgos de Tracia y Moesia.

Detalle del martirio de San Dasio. Menologio de Basilio II (s.X). Biblioteca Apostólica Vaticana, Roma (Italia).

Detalle del martirio de San Dasio. Menologio de Basilio II (s.X). Biblioteca Apostólica Vaticana, Roma (Italia).

San Dasio (o Tasio, Taxius) aparece junto con los mártires de Axiópolis, lo que significa un gran problema. Normalmente él es considerado como mártir de Durostorum (hoy Silistra en Bulgaria, a unos 60 km al sur), celebrándose el 20 de noviembre. Pero los martirologios lo asocian con los mártires de Axiópolis, el 4 de octubre (el Acta de martirio de Taxius y Hermes de Axiópolis) y el 5 de agosto (Martirologio Jeronimiano: “En Axiopoli Hirenei, Eraclii, Dasii”). El nombre de la ciudad y la inscripción puede ser una señal de que él hubiera muerto allí, tal vez junto con Cirilo y Kindeas.

El martirio de Dasio de Durostorum se puede resumir de la siguiente manera: Murió el día 20 de noviembre del 304, durante la persecución de Diocleciano. Eso ocurrió en el marco de la fiesta romana de Saturnalia, muy popular entre los soldados. En dicha ocasión, un soldado solía ser elegido por sorteo para ser el representante simbólico de Saturno. Estaba vestido con ropas imperiales y durante treinta días se le permitía cometer los actos más monstruosos, entre ellos especialmente los actos de violencia sexual. Al final de esta celebración, el soldado era sacrificado ritualmente a Saturno, por lo general mediante la espada. En el 304 el sorteo recayó sobre el soldado cristiano Dasio, que “encendido de celo” y sabedor de la brevedad del tiempo, decidió que era mejor sufrir torturas durante algún tiempo en el nombre de Jesucristo y heredar la vida eterna de los santos, que aceptar los treinta días de alegría. Así que confesó su fe y que prefería ser sacrificado por su fe en Cristo. Fue encarcelado y el segundo día el general Bassus procedió a la sentencia. Dasio confesó que como cristiano obedecía sólo al emperador celestial, que vivía en su gracia y se enriquecía con su amor divino. Después de algunos intentos y torturas para convencerlo a abjurar de su fe, Bassus ordenó la decapitación de Dasio. Es posible que sólo después, sus reliquias fueran transportadas a Durostorum. Más tarde, en el año 579, su ataúd fue transportado a Ancona, en Italia, donde se mantiene hasta ahora en la iglesia de San Ciríaco. Sobre él, está escrito en griego “aquí está el santo mártir Dasio traído de Dorostolon”. Parte de sus reliquias fueron enviadas por el Papa Juan Pablo II, como un regalo, para la nueva recreada diócesis metropolitana de Durostorum (Iglesia Ortodoxa de Bulgaria), el 22-23 de octubre del año 2003.

Los santos Cirilo, Kindeas y Dasio actualmente se celebran de forma conjunta en la Iglesia Ortodoxa de Rumanía, el día 26 de mayo. Hay un proyecto para construir un monasterio en el lugar donde se descubrió la inscripción sobre ellos.

Mencionemos también otros mártires celebrados en Axiópolis:
9 de mayo: San Zenón (conmemorado junto con Cirilo y Kindeas, de acuerdo con el martirologio Jeronimiano de Berna).
10 de mayo: los Santos Zenón, Dión, Acacio y Crispo, junto con Kindeas, (en el mismo martirologio)
12 de mayo: algunos mártires sin nombres celebrados junto con Cirilo (Breviarium Syriacum)
5 de agosto: Santos Ireneo y Heraclio (junto con Dasio, en el martirologio Jeronimiano).
4 de octubre: San Hermes (probablemente diácono de Heraclea, en Tracia), celebrado junto con Taxio (así aparecen los dos en las Actas martiriales en Axiópolis).

Detalle de los santos mártires de Ozovia en un icono del monasterio Diaconesti (Rumanía): Quintiliano (izqda.), Máximo (centro) y Dadas (dcha.)

Detalle de los santos mártires de Ozovia en un icono del monasterio Diaconesti (Rumanía): Quintiliano (izqda.), Máximo (centro) y Dadas (dcha.)

Santos mártires Quintiliano, Máximo y Dadas de Ozovia/Ozobia (28 de abril)
La persecución de Diocleciano fue muy cruel en algunas regiones, entre las que también estaba Escitia Menor. A pesar del hecho de que era una pequeña provincia en un margen del imperio, los celosos líderes de las legiones romanas estacionadas allí, hicieron que los decretos imperiales fueran aplicados a los cristianos de manera estricta. A finales del mes de abril se celebran muchos mártires en las pequeñas ciudades de Escitia, como Axiópolis (hoy, Cernavodă) y en la capital de Moesia Inferior, Durostorum (hoy Silistra). Son varios los mártires de Durostorum, Pasícrates y Valentín, Nicandro y Marciano, Julio el Veterano y Hesiquio (murieron en el mismo año 298, del 26 de abril al 8 de julio) junto con Emiliano (18 de julio 362), el cual tendrá su propio artículo.

Aquí vamos a informar de otros tres, que no eran soldados, mártires asesinados en Ozovia u Ozobia, un pequeño pueblo cerca de Durostorum, en fecha de 28 de abril. Eran Máximo y Quintiliano, se supone que romanos, y Dadas, probablemente un personaje local (de Dacia). Máximo era lector, que es un grado clerical inferior, que se daba a los que solían leer pasajes de la Biblia durante los servicios divinos.

Los tres cristianos fueron arrestados después de la proclamación del edicto de persecución de Diocleciano. De acuerdo con este decreto, se ordenó que todas las personas hicieran sacrificios a los dioses antiguos, a fin de revelar a aquellos que eran cristianos clandestinamente. Algunas personas hicieron saber a los gobernadores de Moesia Inferion, Tarquinio y Gavinio, que existían tres cristianos y, consecuentemente, fueron arrestados y llevados a Durostorum.

Detalle de los Santos Quintiliano Máximo y Dada en un calendario eslavo.

Detalle de los Santos Quintiliano Máximo y Dada en un calendario eslavo.

Su proceso siguió el camino clásico. Los gobernadores les pidieron que se identificaran y Máximo respondió que él era cristiano, y posteriormente dijo que se llamaba Máximo. Era costumbre entre los cristianos decir en primer lugar su identidad y sólo después, sus nombres. Tarquinio le pidió que sacrificara a los dioses, pero Máximo respondió agresivamente diciendo que el emperador era un pecador y no un dios y que existía un solo Dios, que es Jesucristo, el emperador del cielo que cuida de todos los hombres. Los otros dos también se negaron a sacrificar, por lo que fueron enviados a la cárcel, donde un ángel les reveló su muerte martirial y los alentó. El segundo día fueron golpeados, pero se mantuvieron en su fe. Al mediodía fueron enviados de vuelta a la cárcel, y más tarde, llevados a su pueblo natal, Ozovia, donde fueron decapitados. Era el día 28 de abril, probablemente del año 304.

Sticheira (himno) de las Vísperas de estos Santos
Sois testigos de la Increada Trinidad, contra los tiranos, vosotros tres, mártires que habéis muerto y ahora os habéis hecho dignos de la vida en la que no se envejece y habéis heredado el alimento que es la fuente de la vida. Por lo tanto, ¡pedid a Dios que conceda la paz y la gran misericordia a nuestras almas!

Mitrut Popoiu

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es