Los cómics de los Santos: “Vidas Ejemplares”

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Portada del número 200, año VII de la publicación (1 de julio de 1965). Dedicado a Santa Perpetua, mártir de Cartago.

Esta serie, publicada por la Editorial Novaro y dirigida por el Padre José A. Romero S.J. salió a la luz el 1 de Mayo de 1954 (con la publicación de la vida de San Felipe de Jesús, protomártir mexicano), intrigantemente sin el sello de la estrella que dominaba ya los demás títulos Novaro de la época. Este es recién introducido con la aparición de su décimo número (titulado “El santo del frac”).
En la última hoja de cubierta o contraportada se ilustraba con alguna conocida obra artística que representaba al santo del número en cuestión. Esto cambió mas adelante, y eran los propios dibujantes e ilustradores de la editorial quienes se encargaban de ello. Desgraciadamente a partir del numero 228 dejó de realizarse, y se utilizaba la contraportada bien para publicidad o bien para una serie de cromos que tenían que recortarse.

En los 416 números que duro la colección (1954-74) desfilaron la mayoría de los Santos mas conocidos en todo el mundo, pero también Beatos, Siervos de Dios, Venerables o laicos. Desde los primeros mártires del cristianismo; San Sebastián, Santa Perpetua, Santa Cecilia hasta figuras como Martín de Porres, Edith Stein o Maximiliano Kolbe que todavía no habían sido canonizados al publicarse sus respectivos números. A partir del número 71 se alternan la redición de números antiguos con nuevos, siendo el primero en reeditarse, como no podía ser de otra forma, el dedicado a San Felipe de Jesús.

Es a partir de Enero de 1960 que esta publicación pasa a lanzarse cada quincena, cambiando en 1964 el logotipo de la estrella por una “N” inscrita en un círculo, acompañado al clásico triángulo blanco (que por un breve tiempo estuvo acompañado de la estrella de “Ediciones Recreativas” para luego apropiarse de ese espacio). El 1 de Julio de 1964, y desde el número 176, cambia nuevamente el logotipo por uno presentando un águila estilizada, ubicando en su pecho la “N” de Novaro.

Anualmente, se lanzaban números extraordinarios de la serie (80 páginas), dedicados a temas especiales como: “Jesús de Nazareth”, “Moisés y los 10 Mandamientos”, “El Concilio Vaticano II”, “Los Congresos Eucarísticos”, “Nuestra Señora de Guadalupe”, etc. publicándose un total de 13 extras en los años que duró este cómic.

Llegando al año 1967, y ya por el número 236, la Editorial Novaro arma un nuevo logo en el que se verán una “E” y una “N” entrelazadas. Diez números después, el 1 de junio de 1967, se obsequió el Tercer Álbum histórico de cromos llamado “Raíces Históricas de México” perteneciente a una promoción que con el título de “Pega Ganando y Gana Pegando” había hecho su aparición el 15 de septiembre de 1966, publicando un promedio de tres figuras del álbum en cada uno de los cómics que la editorial sacaba semanalmente (estas figuras iban impresas en la contratapa o en la contraportada de todos los títulos que publicaba Novaro).

Portada del número de Vidas Ejemplares dedicado a Santa Catalina, virgen y mártir de Alejandría.

Para el año de 1972, se rediseña el título “Vidas Ejemplares” con un nuevo tipo de letra, dándole un tono más arcaico y cercano al carácter de la publicación. Esta no sería la única variación que traería, sino que en pocos meses, el 10 de abril, la editorial cambia su política de publicar biografías, para iniciar una larga y bien estructurada serie. (Cabe indicar que la también mexicana “Episodios Bíblicos” de editorial Edar, estaba publicando un título similar llamado “Biografías Selectas”, agrupando vida de santos y de personajes célebres, la cual también en una etapa se dedicó a temas bíblicos). El 15 de noviembre de 1973, la serie se incorpora a la promoción “Festival de Colores“, siendo impresa en papel couché, dando como resultado colores más brillantes.

Vidas Ejemplares dejó de publicarse con el número 416, del 25 de marzo de 1974. Sin embargo, una década después, en 1983, una editorial llamada Pin-Pon comienza a relanzar en formato pequeño esta serie, pero sumándole en el título “y milagros”, quizá por la ausencia de un permiso por parte de la Editorial Novaro para que Pin-Pon pueda usar el mismo título.

En 1985, con un tiraje de 50,000 ejemplares mensuales, se inicia la segunda época del cómic, ya no bajo el sello de Novaro que había cedido los derechos a la iglesia católica, sino bajo el de “Obra Nacional de la Buena Prensa“, que reeditará en formato pequeño, la mayoría de ejemplares que salieron en los años cincuentas y sesentas. Probablemente se haya mantenido en circulación hasta 1998.

Abel

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es