Nuestra Señora de las Nieves de Ixpantepec

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es

Estampa popular en blanco y negro de la Virgen de las Nieves de Ixpantepec donde se aprecian los dos pastores cuidando guajolotes.

Hacia junio de 1602 en el pueblo de San Juan Ixpantepec, Oaxaca, México se presentó un hecho prodigioso: la aparición de la Virgen María a dos pequeños pastorcitos. De esta narración existen tres diferentes versiones de las cuales logré extraer varios datos para conformar uno solo; se nos habla de que en el libro parroquial se encuentran los testimonios de los señores Félix José, Pascual José y Leandro Ortiz los tres personas de la tercera edad que se presentaron antes el párroco para narrarle acerca de la aparición de la Virgen a dos niños mientras que en otras versiones se habla de tres niños.

Estos niños indígenas mixtecos se nos habla que cuidaban guajolotes (pavos) cuando se les apareció la Virgen María y les pidió que se le fabricara un templo en la cima del cerro de Ixpantepec y que allí se manifestaría benigna con todos. Los padres de los niños se sorprendieron al ver que estos regresaban “aseados y bien peinados. Interrogados los menores sobre aquellas maravillas, contestaron que “una hermosa y afable mujer que los saludaba y los despedía con caricias era la aurora”. Los padres curiosos siguieron a los menores y vieron a la Virgen sobre un tronco de árbol de ocote.

Aquí comienzan a divergir las versiones puesto que en algunas se nos dice que avisaron de la aparición al obispo de Tlaxcala y en otras que al obispo de Puebla y al arzobispo de México; en cualquiera de los casos el obispo lleva a los niños a una habitación o templo donde tenían varias imágenes de diversas advocaciones de la Virgen María para que estos le señalaran a cual se parecía la Señora que habían visto en el cerro de Ixpantepec y entrevistados los dos o tres infantes (dependiendo la versión) por separado coincidieron que a la que más se parecía era a la Virgen de las Nieves y entonces el Obispo decidió darle la imagen a los pobladores para construirle la ermita sobre el cerro de Ixpantepec.

En un principio se construyó una sencilla ermita sobre el cerro, donde tal parece existió un antiguo adoratorio prehispánico y hacia el 14 de abril de 1613 se funda la Cofradía de la Virgen de las Nieves y con esto se inicio la construcción del santuario el cual concluye hacia 1738.

La historia de la aparición de la Virgen de las Nieves a los pastorcitos tiene muchas curiosidades que resaltar puesto que parece fuera una unión de las narraciones sobre la Virgen de Guadalupe y la Virgen de Ocotlán, en Tlaxcala, siendo que por lo general a partir de 1531, fecha en que se cree apareció la Virgen de Guadalupe a San Juan Diego en el cerro del Tepeyac comenzaron a surgir en diversos Estados de la República, en aquel entonces aun Nueva España, historias semejantes de apariciones. Algo de destacar es que en los tres casos es a indígenas que se aparece, que al igual que en el caso de Guadalupe la Virgen se aparece en un cerro y pide que ahí se le construya un templo y como en el caso de la Virgen de Ocotlán la Virgen es vista en un ocote, árbol que era considerado sagrado para varias culturas prehispánicas así como usado en varios rituales.

Estampa popular a color de la Virgen de las Nieves de Ixpantepec (tomada de Flickr cortesía de Tacho Juárez).

Algo destacable además que le da cierta veracidad al relato es el que las diversas fuentes nos hablan de testimonios escritos de personas que narraron la aparición y que se encuentran en la parroquia donde se venera a la Virgen. Otro hecho es que por lo general la Virgen de las Nieves europea lleva al Niño Jesús en brazos (aunque existe una que otra sin Niño Jesús), cosa que no sucede en el caso de la Virgen de las Nieves de Ixpantepec, lo que me hace pensar que posiblemente aunque aquellos pastores dijeran que la Señora que habían visto se parecía a la Virgen de las Nieves del mismo modo señalaran que no llevaba al Niño Jesús y por eso se modificara la imagen para que quedara tal como ellos la había visto en el cerro; también pudiera ser una forma de tratar de introducir el culto a la Virgen María y acabar con el culto prehispánico que se realizaba en dicho cerro de Ixpantepec. Las hipótesis son varias y cada quien decidirá cual le parece más acertada.

André Efrén

Artículo extraído ilegalmente y sin permiso de PreguntaSantoral.es